Presentan Plan de Ordenamiento del Campus Concepción

Bajo el concepto de ecosistema creativo se desarrolla el Plan de Ordenamiento del Campus Concepción, que el Departamento de Proyectos y Construcciones encomendó al Laboratorio de Estudios Urbanos (Leu) y que fue presentado el martes 16 de mayo a autoridades superiores, decanos y directivos de las asociaciones estamentales de la sede. La propuesta considera generar un anillo verde y un núcleo duro con zonas preferentes para las distintas actividades universitarias y vías de tránsito vehicular en la periferia.

El jefe del Departamento de Proyectos y Construcciones, Gonzalo Abásolo Gil, explicó que el plan establece los lineamientos que deben guiar el crecimiento, expansión o transformación del recinto, velando por su sustentabilidad y de acuerdo a los objetivos institucionales. Con este propósito, define áreas y espacios donde se instalarán edificios de uso académico y administrativo, infraestructura deportiva y recreativa, estacionamientos y lugares de reunión. Asimismo entrega orientaciones respecto del paisajismo, vías de acceso y circulación y otros elementos urbanísticos. El plan de ordenamiento del Campus penquista, al igual que los de Fernando May y La Castilla -presentados en diciembre pasado- deben ser oficializados mediante decreto universitario.

Por su parte, el director del Leu Aarón Napadensky se refirió a las diferentes etapas que siguió la elaboración del plan. Precisó que primeramente se efectuó un catastro físico del recinto y se recopilaron antecedentes relacionados con la normativa comunal a la que está sujeto y el entorno construido, ambiental y socio universitario en que se inscribe.

De esta forma se consignó que está emplazado en lo que el plan regulador de Concepción denomina zona educativa 2, para la que se fijan diversas exigencias. Asimismo, entre otros elementos,  se constató la heterogeneidad que caracteriza a sus actuales edificaciones y, en términos ambientales, se identificaron zonas de riesgo e inundación y se realizó un registro de las especies presentes en el Campus. En el aspecto socio universitario, en tanto, se determinaron puntos de reunión y flujos de circulación de distinta intensidad. Se consideró igualmente el impacto de la apertura del recinto en la comunidad aledaña: el Campus es hoy un espacio abierto y vital, apreciado y visitado por los vecinos, particularmente los fines de semana.

A partir de la información recopilada se inició la formulación de un anteproyecto y se recogió la opinión de distintos actores. El instrumento precisa algunos ejes que permiten proyectar el Campus con una imagen de conjunto, manifestó Aarón Napadensky.  No se indican exigencias para las futuras edificaciones, sino que son ideas ordenadoras que buscan generar un marco para el desarrollo de la sede y su inserción en el barrio, agregó.

El plan contempla un anillo perimetral con un importante incremento de hectáreas de áreas verde y un centro con zonas preferentes para la instalación de los distintos tipos de infraestructura. Asimismo se busca potenciar la creación y consolidación de espacios de encuentro y la circulación peatonal, por lo que las calles interiores para el desplazamiento de vehículos se estructuran perimetralmente.

Tras la presentación de la propuesta, las autoridades, directivos y representantes universitarios del Campus penquista plantearon sus observaciones respecto de temas como un eventual aumento de la matrícula y la forma en que el plan de ordenamiento da cuenta de valores institucionales como la participación y el sentido de colectividad.