Iniciativas adjudicadas en concurso FIC-Regional aportarán al desarrollo de la región

Tres proyectos presentados por la Universidad del Bío-Bío a la Convocatoria FIC-Regional 2017, impulsado por el Gobierno Regional del Biobío, fueron aprobados por un monto cercano a los 300 millones. Los proyectos corresponden a Innovación Pública, Laboratorio de Gobierno local para la Región del Bío-Bío; Diseño de modelos y estrategias de  negocios  territoriales, desde las identidades Lafkenche y Pewenche – Kimün del Biobío; y BiobíoNET, articulación entre generadoras de conocimiento para el fomento de la transferencia tecnológica.

El objetivo del concurso FIC Regional es apoyar iniciativas que aborden las componentes que favorecen el ecosistema regional innovador, tales como fomentar la asociatividad, atracción de talentos, los encadenamientos productivos, procesos de innovación en fomento productivo promovidos por los municipios y la articulación de actores que favorezcan los procesos de transferencia tecnológica, teniendo como requisito ser ejecutadas en la región.

Kimün del Biobío

Es una continuidad de la iniciativa PAEI–Corfo (Programa Apoyo al Entorno para el Emprendimiento y la Innovación) que ejecutó la incubadora de empresas CREando UBB en colaboración con los municipios de las comunas de Tirúa y Alto Biobío, y que buscaba instalar capacidades tanto de innovación con un acercamiento a experiencias de emprendimiento en las comunidades mapuches.

En esta oportunidad el proyecto pretende hacer puente entre una economía asociada a los pueblos originarios y que sea vinculante a las economías globales. Donde el desafío es insertar esta economía identitaria asociadas a la cultura Lafkenche y Pewenche en un espacio de colaboración.

La directora del proyecto, antropóloga del Centro de Estudios Urbanos Regionales, CEUR,  Magaly Mella, comentó que esta iniciativa, además, espera instalar conocimientos de los instrumentos de fomento que tiene el Estado y cómo la institucionalidad pública integra estos nuevos saberes y modo de vida que tienen los pueblos originarios.  “Lo que se busca es generar negocios que reflejen la impronta cultural, recogiendo y respetando la tradición, y que se puedan dinamizar desde la cosmovisión de los pueblos originarios”, explicó.

Por su parte el director de la incubadora de empresas de la Universidad del Bío-Bío, Víctor Mora, resaltó la relevancia de este trabajo como parte de la misión de vinculación institucional que tiene la Universidad con la sociedad. “Lo positivo de este proyecto es que nos permite interactuar con los responsables de esas unidades de fomento y sus beneficiarios para hacer llegar los instrumentos de financiamiento público tanto para las empresas como para los emprendedores de estos territorios”, precisó.

La iniciativa tendrá una duración de 28 meses y estará encabezado por Víctor Mora y Sebastián Opazo, apoyados por facilitadores que se integrarán a este proyecto. Además de un comité estratégicos conformados por agentes de los municipios participantes.

Laboratorio de Gobierno local

El proyecto Laboratorio de Gobierno Local para la Región del Biobío es una apuesta por la innovación pública y busca conectarse con el Laboratorio de Gobierno Nacional. Tiene por objetivo implementar y aplicar metodologías de innovación pública para la modernización del Estado.

El director del Centro de Políticas Públicas de la Universidad del Bío-Bío, y director del proyecto, comentó que una de las problemáticas identificadas en el proyecto anterior de Estrategia Regional de Desarrollo es la falta de articulación entre actores públicos, de ahí la necesidad de cohesión e innovación en la gestión”.

El proyecto se desarrollará en dos etapas, la primera consiste en la instalación del modelo de laboratorio, donde se trabajará directamente con tres municipios: San Pedro de la Paz, Coronel y Concepción. La idea, indica León, “es cómo mejorar la problemática de gestión local de los municipios a través de metodologías de innovación”.

Una segunda etapa será abrirse a todos los municipios de la región, con la idea de aplicar el modelo ampliando las áreas, tanto rural, como cordillerano, con la propuesta de armar una gran red. “El proyecto nos da la oportunidad como universidad pública y estatal de consolidar un espacio de trabajo permanente con el mundo local, logrando una relación bidireccional y de mutua colaboración”, asegura León.

El equipo conformado por Javier León, Mario Ramos, Víctor Mora y Carmen Burdiles tendrá una duración de 30 meses.

BiobíoNET

El objetivo del proyecto es articular universidades e instituciones educacionales generadoras de conocimiento afín de fortalecer el concepto de transferencia tecnológica, con un trabajo sistematizado con empresas ligadas a temas de agroalimentos, logístico-portuario, madera y metalmecánica.

La iniciativa será ejecutada por la Universidad del Bío-Bío con el apoyo de la Universidad de Concepción, la Universidad Católica de la Santísima Concepción e INACAP, en su calidad de asociados.

De este modo BiobíoNET generará instancias que permitan el desarrollo de acciones coordinadas y colaborativas en materia de transferencia de tecnologías (TT) para eso las Universidades socias de este proyecto liderarán la ejecución de las actividades respecto al sector destinado. De esta manera la UBB estará encargada del sector madera, la UCSC del sector logístico-portuario, la UdeC del sector agroindustrial y la Universidad Tecnológica INACAP, del sector Metalmecánico.

Finalmente la idea de esta iniciativa es fortalecer el ecosistema de innovación de la región, instalando capacidades en las organizaciones y levantando una mayor oferta a favor de los sectores productivos.