Socios de Afunabb-Concepción tuvieron emotivo encuentro en torno a la felicidad y autodesarrollo

 

 

Emotivos momentos vivieron los 80 participantes en el tradicional Encuentro Anual de Socios de la Asociación de Funcionarios No Académicos de la sede Concepción, organizado conjuntamente por la agrupación gremial, la Dirección de Recursos Humanos y el Comité Bipartito de Capacitación de nuestra Universidad. Durante toda la jornada del jueves 8 de noviembre, los asistentes se enfocaron en la felicidad y el autodesarrollo, temas centrales del encuentro, vivenciándolos desde las emociones y los sentimientos.

Existen muchas formas de hacer las cosas y el cómo hacerlas es clave, marca una diferencia, señaló la presidenta de la Afunabb penquista, Olga Ortiz Soto, al inaugurar la cita, que calificó como una instancia íntima de aprendizaje. La felicidad es mucho más que alcanzar metas; es asumir los retos de la vida, asumiendo nuestra fragilidad humana, afirmó la dirigente.

Proyectando su reflexión al ámbito institucional, añadió: Somos protagonistas de un momento histórico y por ello necesitamos unión y experiencia para impulsar a la Universidad del Bío-Bío con mirada de futuro, especialmente en tareas como la próxima acreditación, la elaboración de los nuevos estatutos, la promoción de la igualdad de género y la inclusión y el impacto de las nuevas tecnologías.

La nueva versión del Encuentro Anual de Socios de la Afunabb-Concepción se llevó a cabo en dependencias del Estadio Español y estuvo a cargo de la psicóloga Marianne Le Roy, quien, además de exponer, dirigió una serie de ejercicios y dinámicas en torno a los temas del encuentro.

Fue maravilloso, sentenció Salvador Ortega Rodriguez, delegado de la planta auxiliar de la Asociación de Funcionarios No Académicos. Es muy importante mirar la vida en forma optimista y enfrentar el día a día haciendo las cosas con gusto. Pasamos en nuestros lugares de trabajo gran parte del día, por lo que resulta muy atingente tener estos espacios para compartir y conectarnos con nuestros colegas y compañeros y fomentar una aproximación positiva a la vida y nuestras labores cotidianas, añadió.

Por su parte Perla Avila Pinto, profesional de la Dirección de Desarrollo Estudiantil, coincidió en definir la ocasión como “una maravilla”, “muy de piel”. Los encargados de la jornada lograron que todos participáramos desde nuestras propias emociones, visualizando nuestros sentimientos y llevándonos también al ámbito laboral, explicó. Es la segunda vez que concurro al encuentro anual de socios de la Afunabb-Concepción y me siento muy agradecida de poder ser parte de esta instancia, que nos permite conocernos en un ambiente distinto del habitual, concluyó.