Creatividad y calidad fueron ejes de la clase inaugural de Diseño Gráfico UBB

“Calidad y diseño. Una dupla convergente” se denominó la clase inaugural de la Escuela de Diseño Gráfico, dictada por la diseñadora gráfica, Angélica Rojas Muñoz, y que suscitó el interés de académicos y estudiantes quienes se hicieron presente en el Aula Magna del campus Fernando May de la Universidad del Bío-Bío.  

Es importante destacar que la profesional es diseñadora con mención en Comunicación Visual, magíster en Gestión de Información, diplomada en Informática Educativa, profesora de Educación Media, doctora en Educación mención Evaluación y Acreditación, y actualmente se desempeña como asesora de proceso de acreditación de la Universidad del Desarrollo.

Alejandra Vásquez explicó que su exposición trató sobre “una relación que establezco entre la calidad y la creatividad, enfocada desde la perspectiva del pensamiento divergente. Ello porque mucha gente me pregunta por qué si soy diseñadora puedo estar trabajando en algo tan fome y cuadrado como un proceso de acreditación, y lo he reflexionado por muchos años y tiene mucha relación. Eso es lo que le cuento a los estudiantes, además de profundizar en lo que es un proceso de acreditación de calidad hoy”.

La idea, sostuvo la diseñadora gráfica, es dar a entender a los futuros profesionales que “se les enseña mucho el desarrollo divergente, que tiene que ver con la capacidad de abrirte a múltiples posibilidades para enfrentar problemas o generar soluciones, y la calidad tiene que ver precisamente con eso”. “Los estudiantes deben salir de la caja donde creen que irán a trabajar a una imprenta o editorial y que estarán sentados frente al computador siendo ello toda su vida. No, ellos podrán trabajar en lo que sea”, agregó.