Estudiantes de Educación General Básica destacan experiencias en prácticas rurales

Grupo de estudiantes que realizó su práctica rural 2019.

Como es habitual en la Escuela de Pedagogía en Educación General Básica los estudiantes de cuarto año presentaron a sus docentes, y compañeros, el resultado de sus prácticas rurales 2019, siendo este proceso uno de los sellos de la carrera y orgullo de la Facultad de Educación y Humanidades UBB.

Con un esfuerzo por estrechar lazos cada vez más potentes con las escuelas rurales, la carrera busca que sus estudiantes estén cada día mejor preparados para enfrentar ese nuevo desafío y a su vez valoren la experiencia.

La estudiante Génesis Saldías Fuentes vivió esta actividad pedagógica en la Escuela Capilla Norte de la comuna El Carmen. La joven destaca inmediatamente que esta práctica se diferencia de todas las demás, ya que “nos enriquece como futuros docentes en aprendizaje y nos llena de experiencia. Esto gestó en nosotras enseñanzas significativas e inolvidables para nuestra formación profesional”.

Una de las situaciones que marcó a Génesis Saldías fue ver cómo los pequeños estudiantes, que tenían un nivel “un poco bajo, ya que les costaba a unos más que otros, se superaran igualmente gracias a trabajar con ellos con material didáctico que se adecuara a sus debilidades y fortalezas”, por ejemplo. “Nos quedamos con las cosas positivas que nos pasaron en la práctica”, agregó.

Con una visión similar, la estudiante Constanza Oñate Manríquez explicó que conoció gente maravillosa en la Escuela Las Hormigas de El Carmen, la que “en todo momento me apoyó, sobre todo mi profesor guía, docentes y comunidad escolar. Fue gratificante adquirir conocimientos sobre el trabajo multigrado y unidocente”.

Constanza Oñate realizó una exposición fotográfica con sus pequeños, “tuve la dicha de conocer la realidad de cada uno de mis estudiantes con este proyecto, recorrer el entorno y paisajes del sector “Las hormiguitas”. Trabajé con estudiantes muy respetuosos a quienes conocí más a fondo, creando lazos reales, y es por ello que puedo decir que esta práctica rural marca un antes y un después en mi desempeño y motivación docente. Uno ve lo lindo que es la educación”.

Respecto al proyecto en particular, “se dio en conjunto con las asignaturas Artes Visuales y Tecnología, y los estudiantes lo denominaron “Mi hogar”, precisamente porque ellos querían capturar e inmortalizar momentos de su vida cotidiana en sus propios hogares. Como profesora a cargo fui a cada uno de los hogares para tomar las fotografías, y recibí el cariño y apoyo de las familias”.

A continuación el proyecto fotográfico “Mi hogar”.