UBB conmemoró Día Internacional de la Mujer Indígena con experiencias de destacadas líderes mapuche

La dirigente del pueblo mapuche, antigua consejera de la Corporación Nacional de Desarrollo Indígena (CONADI) y Werken del Centro Cultural Ad-Mapu, Ana Llao Llao, compartió su experiencia junto a la vicepresidenta de ANAMURI y candidata a Concejal por el Partido Político Mapuche Wallmapuwen, Millaray Painemal. Lo mismo ocurrió con la presidenta de la Asociación Indígena Koñintu Lafken Mapu de Penco, María Flores Quilapan. Las estudiantes de Pedagogía en Educación General Básica, Fernanda Huenuén Fuentes, y de Trabajo Social, Mariana Jara Ancan, valoraron el espacio encontrado en el programa Kuykuytun de la UBB, como una oportunidad para conectarse con su cultura y sus orígenes.

Por André Alvial y Cristian Villa R.

El acto de conmemoración del Día Internacional de la Mujer Indígena fue convocado por el Programa de Interculturalidad Territorial de la Vicerrectoría Académica UBB, que dirige la académica del Departamento de Artes y Letras, Dra. Maritza Aburto Durán, y por el programa Kuykuytun de la Dirección de Desarrollo Estudiantil, dirigido por Susana Riquelme Parra.

La actividad se desarrolló tanto en el Auditorio Miguel Jiménez Cortés de la Facultad de Educación y Humanidades en la sede Chillán, como en el auditorio de la Facultad de Ciencias Empresariales de la sede Concepción.

El decano Marco Aurelio Reyes comentó que como Universidad estatal y pública, la UBB es consciente de la importancia de generar espacios de encuentro y reflexión, así como propiciar el diálogo entre las culturas, más aún cuando se confirman tareas y compromisos pendientes entre el Estado chileno y el pueblo mapuche. El decano expresó que la Facultad también implementó el Programa de Educación Intercultural Bilingüe donde se abordan estos temas desde la disciplina educacional. Valoró igualmente el aporte de los historiadores mapuche que han mostrado nuevas aristas y visiones, así como el rol de la mujer, que pese a la invisibilización que ha sufrido por siglos, hoy logra posicionarse como referente político y social. Marco Aurelio Reyes abogó porque la sociedad chilena realice esfuerzos para comprender las demandas del pueblo mapuche y corra el velo del desconocimiento, los prejuicios y errores.

El director de Desarrollo Estudiantil, Eduardo Solís, manifestó, “este es un acto que tiene un carácter completamente simbólico, porque está basado en la conversación en el diálogo en la posibilidad de escucharnos y poner en valor y visibilizar algunos relatos, que de pronto pueden estar en el olvido, y si hay algo que hemos aprendido durante estos últimos años desde el programa Kuykuytun, es la importancia de la memoria, de conectarnos con nuestra identidad, dos conceptos que cobran cada vez mayor sentido para nosotros y para una universidad pública como la nuestra, es un ejercicio profundo que se conecta con nuestra esencia, y en ese sentido también quiero relevar eso, porque son los estudiantes quienes le dan sentido al programa y esa es nuestra apuesta”.

La Dra. Maritza Aburto Durán explicó que el Día Internacional de la Mujer Indígena se conmemora el 5 de septiembre, en homenaje a la muerte de Bartolina Sisa, destacada mujer quechua, asesinada por las fuerzas realistas durante la rebelión anticolonial de Túpaj Katari, en el Alto Perú, hecho ocurrido entre los años 1780 y 1782.

“La atención de las mujeres de pueblos originarios está centrada en la lucha por la conservación y el respeto por los derechos de los pueblos a los que pertenecen. En este sentido, ellas están plenamente conscientes de su identidad y luchan no por evitar el atropello de sus derechos individuales, sino que en un sentido amplio buscan el bienestar de todas las comunidades de las que forman parte, en tanto comunidades cuyos derechos, territorios, filosofías de vida y espirituales, lenguas y otras expresiones culturales son atacados violentamente, buscando su anulación”, expresó.

La coordinadora del programa Kuykuytun, Susana Riquelme, expuso que, “materializar esta actividad es de suma importancia, porque se conmemora a la mujer indígena tras el asesinato de Bartolina, una muerte muy trágica pero que a la vez simboliza la lucha de la mujer indígena a lo largo de la historia y hoy nosotros a través del programa Kuykuytun, a propósito de nuestro objetivo, de visibilizar la capacidad de los propios estudiantes, queremos generar esta actividad que conmemora este día, pues las mujeres indígenas hoy siguen liderando distintas luchas”, ilustró.

La visión de estudiantes UBB
Como parte del programa, la estudiante de Pedagogía en Educación General Básica, Fernanda Huenuán Fuentes, valoró el aporte del Programa Kuykuytun de la Dirección de Desarrollo Estudiantil, pues ahí conoció a otros jóvenes ascendientes de pueblos originarios, quienes vivenciaban sentimientos y experiencias similares a ella, quien asume con orgullo su ascendencia y su cultura, pero estima que en la sociedad chilena no hay espacios donde ejercer y vivir libremente su cultura. “Mi familia reside en Coihueco, pero yo vivo en Chillán. Somos originarios del sector Cayucupil de la comuna de Cañete. Siento que no puedo ejercer mi cultura; por ejemplo, aquí no se puede hacer un juego de palín porque nadie lo conoce. Además del programa Kuykuytun también integro la Asociación Aliwen de Coihueco, donde somos alrededor de 60 personas de ascendencia indígena. A través de eso he dado un cauce a mi identidad, han sido un puente para encontrarme con mi cultural”, expresó.

Fernanda Huenuán destacó el rol que tuvo su abuela, ya fallecida, en su interés por conocer más de su cultura y tradiciones. Su abuela hablaba el mapudungun pero no lo enseñaba, quizás porque debido a su condición analfabeta dicha tarea se le hacía más compleja. En su rol de futura profesional de la educación, Fernanda Huenuán se plantea como desafío enseñar la historia del pueblo mapuche como algo constituyente de nuestra sociedad y no como un fenómeno externo que afecta a otros. “Me gustaría enseñar eso pero desde dentro, para que los niños generen un lazo afectivo con nuestros pueblos indígenas. Enseñarles que posiblemente algún abuelo o tatarabuelo era mapuche o de cultura indígena, hacerles ver que eso es algo que llevan dentro y que deben sentir orgullo por llevar esa sangre, en fin, tomar conciencia del origen y de la identidad”, aseguró.

Por su parte la estudiante de Trabajo Social, Mariana Jara Ancan, declaró, “ante todo hoy soy madre, fueron mis ancestros quienes me heredaron el lujo de tener sangre indígena, quienes además guían mi camino. Las mujeres indígenas enfrentamos problemas enormes como la mayoría de las mujeres del mundo, víctimas de la discriminación a lo largo del tiempo, pero al ser indígena uno es objeto de una doble discriminación, pero así también como futuros profesionales, no debemos dejar de reconocernos como agentes de cambio, integrando nuestros conocimientos y saberes, constituyendo nuestra participación activa y deliberadamente frente a la sociedad. Mi paso por la Universidad me ha ayudado a la auto-aceptación, de no avergonzarme de la mujer que soy en día. Además, pertenecer al programa Kuykuytun me ha servido para enriquecer aún más mi conocimiento respecto a mis ancestros, además de permitirme generar proyectos. Hoy la mayor característica con la que me represento es el ser una mujer luchadora”, aseguró.

La werken Ana Llao Llao
La dirigente y werken de Ad-Mapu, Ana Llao Llao, dio cuenta de su experiencia dirigencial y de los desafíos que impone el ser mujer en dicho ámbito, pues además deben equilibrar múltiples roles como generadoras de la vida y madre. Ana Llao asumió la presidencia de Ad-Mapu el año 1987. Ana Llao es Planificadora Social de la Universidad de Los Lagos, y posee un Magíster en Salud Intercultural.

Participó en “La Firma de Nueva Imperial” el 1 de Diciembre 1989, con lo cual se dio origen a la actual Ley Indígena 19.253 y la CONADI. Dicho compromiso fue firmado por el entonces futuro Presidente de la República, Patricio Aylwin Azócar. Desde siempre se ha dedicado a promover los derechos de las mujeres mapuches y de los pueblos indígenas, alcanzando a articular el trabajo de la mujer indígena y campesina en el SERNAM, en épocas de la Concertación. Fue Consejera Nacional ante CONADI entre los años 2011 y 2015.

“Hoy se conmemora el Día Internacional de las Mujeres de Pueblos Originarios. Nosotros decimos que la conmemoración no es sólo el 5 de septiembre sino que todos los días y las 24 horas. Pero el pueblo mapuche siempre ha creído en la dualidad y ahí hablamos del hombre y de la mujer. En los tema del liderazgo social, político, las mujeres no hemos sido bien vistas, porque muchas veces se dice que somos mujeres que poco menos no tenemos mayor control de la familia, y con toda una terminología que son sólo prejuicios que han existido y siguen existiendo”, advirtió la werken.

Asimismo, destacó la acogida generada en la UBB, pues reconoce que las universidades son los espacios donde se puede discutir, debatir, y donde se forman los futuros líderes sociales y políticos. “Las universidades son las que entregan la mayor formación a las personas y nos guste o no, desde las universidades salen las futuras autoridades. Lo importante es que aquí se pueda señalar la verdadera historia del pueblo mapuche y comprender porqué hoy se habla del mal llamado “conflicto” mapuche; porque lo que ocurre es que existe una sociedad estructurada, y dentro de esa estructuración se han invisibilizado las mujeres, el pueblo mapuche y su historia, y cuando hablamos de historia hablamos de su cosmovisión, identidad, territorio, biodiversidad, medio ambiente y de la defensa de la vida. La defensa de la vida es un tema de todos, mapuches y no mapuches. Cuando los mapuches hoy defendemos territorios, estamos defendiendo que no se sigan explotando los recursos naturales como el agua, que representa la vida y que en muchos territorios tiene que repartirse en camiones aljibe porque ya no hay. Las mujeres somos las principales responsables de transmitir la cultura hacia nuestros hijos, el idioma, nuestra religiosidad, todo eso es la historia que queremos compartir y que se pueda dar a conocer. Por eso estamos apoyando a las líderes jóvenes, mapuches y no mapuches, para poder construir una sociedad igualitaria y tolerante”, aseveró Ana Llao Llao.

Millaray Painemal, ANAMURI y Wallmapuwen
La dirigente Millaray Painemal, actual vicepresidenta de la Asociación Nacional de Mujeres Rurales e Indigenas (ANAMURI), también dio cuenta de su extensa trayectoria que ha combinado tareas dirigenciales, políticas y académicas. Es profesora de Historia de la Universidad Amistad de los Pueblos de Moscú, Rusia; Magíster en Ciencias Sociales, mención Género y Desarrollo, FLACSO-Ecuador. Actualmente es candidata a concejala de Chol-Chol por Wallmapuwen, el partido político mapuche.

“Anamuri lleva más de 18 años trabajando y nuestro objetivo y misión es representar los intereses de las mujeres campesinas como de las mujeres indígenas, ante organismos privados como públicos. Actualmente, desarrollamos dos campañas bien fuertes que son la Campaña de Asalariadas Agrícolas, interpelando a las grandes empresas, pues hay mujeres que trabajan como temporeras en la zona central y deben luchar a diario para no ser explotadas; para no recibir contaminación por agroquímicos. Como mujeres campesinas e indígenas lo que más nos une es el tema de la soberanía alimentaria, que es la defensa y protección de las semillas. Frente a eso realizamos intercambios de semillas, pero en nuestra zona también le llamamos intercambio de conocimientos, recuperando la sabiduría de las ancianas”, ilustró Millaray Painemal.

La vicepresidenta de Anamuri explicó que si bien la asociación es independiente de partidos políticos, sí propicia el que sus asociadas desarrollen una participación social y política, de manera que también se abocan a la tarea de formación y capacitación de nuevas dirigentes. “Nos declaramos una organización anticapitalista, anti neoliberal y luchamos por la igualdad, la igualdad de género; tenemos una aspiración, ojalá algún día tener una sociedad socialista pero que incorpore también la mirada de los pueblos originarios, que considere las particularidades regionales, territoriales y las autonomías”, ilustró.

“Hoy creemos importante ganar espacios en el mundo local, en los municipios, para ver cómo incidimos en los territorios, para que las forestales no sigan depredando el medioambiente; cómo trabajamos por la soberanía alimentaria, para que los recursos lleguen al territorio y se descentralicen”, aseguró Maillaray Painemal.

“También nos interesa ver cómo abordamos hoy el tema de la violencia estructural, los distintos tipos de violencia, porque la violencia hacia la biodiversidad es un tema que nos afecta a nosotras como mujeres. Sabemos que hay una violencia desde el Estado, pero también está la violencia al interior de nuestros hogares, es un tema mucho más amplio y desde el punto de vista del mundo mapuche, las maneras de abordarlo son distintas a lo que propone el Sernam. Nosotros pensamos que hay que revitalizar las prácticas antiguas, las formas tradicionales de cómo se resolvían esos problemas antiguamente”, compartió la vicepresidenta de Anamuri.

Asociación indígena Koñintu Lafken Mapu
La presidenta de la Asociación Indígena Koñintu Lafken Mapu, de Penco, María Flores Quilapan, en la oportunidad expresó: “agradezco la invitación de esta Universidad, para poder compartir con las generaciones más jóvenes y para contar un poco de mi historia, como mujer mapuche, como madre y esposa. Como mujer mapuche siempre estamos luchando por diversos motivos, principalmente por nuestra costumbre y territorio, nuestra organización tiene seis años, pero seguimos en pie, he colaborado además con los programas de salud intercultural y mi abuela materna fue la que me transmitió toda la cultura, costumbres y lenguas. Principalmente, en la asociación estamos enseñando nuestra cultura a los lamien que están en Penco, costumbres y gastronomía, para que ellos se acerquen a su cultura. Con la asociación también hacemos talleres y cursos con el mismo objetivo; ya sea de telar, medicina, lengua y greda”.

En el acto realizado en la sede Chillán, se consideró la participación de niños y niñas de tercero y cuarto año de enseñanza básica de la Escuela Quilmo de la comuna de Chillán Viejo. Su profesora, América Valdés, regularmente asiste con estudiantes de la escuela a diversas actividades culturales y académicas convocadas por la Universidad del Bío-Bío, como una forma de acercar dicha realidad a los pequeños y de enriquecer su formación pedagógica y cultural.

Los asistentes se vieron sorprendidos por los amplios conocimientos sobre la cultura mapuche expresados por los niños y niñas, quienes participaron activamente a través de consultas formuladas a las expositoras. Igualmente, los estudiantes interpretaron diversos temas como “Vasija de barro”, momento que generó un ambiente particularmente emotivo.




UBB congregó a especialistas en materia de inclusión de personas en situación de discapacidad

El Programa por la Inclusión de Estudiantes en Situación de Discapacidad de la UBB (PIESDI) generó un espacio de difusión y análisis sobre la Ley 20.422 que establece normas sobre igualdad de oportunidades e inclusión social de personas con discapacidad, su vinculación con el Tratado de Marrakech recientemente suscrito por Chile, y aspectos prácticos para la Educación Superior. Especialistas, integrantes de la comunidad UBB e invitados especiales de otras casas de estudios superiores debatieron en torno a los temas.

Académicos de la UBB, estudiantes, profesionales y representantes de casas de estudios superiores de Ñuble, se congregaron en el seminario referido a la Ley N° 20.422 sobre igualdad de oportunidades e inclusión social de personas con discapacidad, el Tratado de Marrakech y Aspectos prácticos para la Educación Superior.

La actividad se desarrolló en el Salón Andrés Bello del Centro de Extensión de la UBB y fue encabezada por el subdirector de Desarrollo Estudiantil, Jorge Sánchez Villarroel.

El programa contempló la exposición de los resultados de la II Encuesta Nacional de la Discapacidad a cargo de la directora regional del Senadis, Sandra Narváez Palacios; la Experiencia del Programa de Inclusión UBB, PIESDI, a través de la coordinadora de la sede Chillán, Jacqueline Angulo Cuevas; la presentación de la Ley 20.422 y el Tratado de Marrakech junto con aspectos prácticos para la Educación Superior, mediante el abogado Rodrigo Rocha González.

El subdirector de Desarrollo Estudiantil, Jorge Sánchez Villarroel, manifestó que la Universidad del Bío-Bío, en su condición de única universidad estatal y pública de la región, se ha empeñado en generar las bases de una cultura inclusiva, y en dicho marco el Departamento de Bienestar Estudiantil y el Programa por la Inclusión de Estudiantes en Situación de Discapacidad (PIESDI) desempeñan un rol fundamental. “Nuestro afán por convertirnos en una universidad inclusiva es un hecho concreto y es por ello que nos interesa generar actividades que releven el tema, a la vez que adoptamos medidas que benefician a nuestros estudiantes y favorecen el acceso y la mantención en la educación superior. Ante todo estamos empeñados en construir una cultura de la inclusión”, precisó.

En la oportunidad, la directora regional del Senadis, Sandra Narváez Palacios, dio cuenta de los principales resultados de la II Encuesta Nacional de la Discapacidad, estudio que aportó información relevante que la institución pone a disposición de académicos y estudiantes de pre y postgrado de universidades de la zona, con el propósito que se puedan desarrollar investigaciones sobre el tema.

“Queremos compartir la base de datos obtenida a partir del instrumento aplicado a nivel nacional, y que permitirá a investigadores, académicos y por cierto a estudiantes, realizar investigaciones en la materia. Nosotros facilitamos la base de datos para que ellos puedan revisar el cruce de variables y probar hipótesis en relación a la temática. Esperamos que este sea un insumo importante, porque sabemos que el desarrollar una investigación tiene un alto costo, y en este caso, todo lo que implica el trabajo de levantamiento de terreno ya está hecho, esa es la motivación que hoy les damos, tenemos la información  y ahora lo importante es poder analizarla y generar medios de difusión. Poseemos información  nacional así como la línea territorial a nivel de Región del Biobío”, aseveró la directora regional.

Según explicó Sandra Narváez las bases de datos pueden solicitarse mediante un oficio formal directamente al correo biobio@senadis.cl. Los interesados deben expresar el propósito y uso que se dará a la información, y contar con el patrocinio de la universidad a nivel de facultad, departamento o carrera. “Tenemos información de la población adulta, mayor de 18 años. En la región tenemos una estimación de la incidencia, que es una prevalencia que supera el 22%, es decir, hablamos de 345 mil personas. Hay distintas variables que se consultaron en módulos de educación, trabajo, participación social, por tanto hay distintas áreas que pueden ser de interés para los estudiantes de las áreas de educación, salud, para todos quienes se interesen en poder abordar este tema, y quizá no ve reflejado en los documentos disponibles”, describió.

La información aportada por la II Encuesta Nacional de la Discapacidad ha permitido disipar algunos sesgos como el suponer que la población en situación de discapacidad se concentra en algunos grupos socioeconómicos o quintiles. Igualmente, se advierte que la condición de discapacidad en Chile también es adquirida debido a la mayor longevidad de la población. “También son importantes algunas brechas que aún existen en materia de educación, por ejemplo, gran parte de ellos (personas en situación de discapacidad) no ha concluido los 12 años de escolaridad obligatoria. En términos de participación, nos ha llamado mucho la atención que es más o menos el mismo nivel de participación que tiene una persona sin discapacidad, y eso demuestra la motivación por ser parte activa como ciudadanos y ciudadanas”, ilustró Sandra Narváez Palacios.

Piesdi en la UBB

La coordinadora del Programa por la Inclusión de Estudiantes en Situación de Discapacidad (PIESDI) de la sede Chillán, Jacqueline Angulo Cuevas, explicó que el tratado de Marrakech, adoptado en junio de 2013 por los estados miembros de la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI), “exige adoptar medidas en sus respectivas legislaciones nacionales que permitan la reproducción, distribución y la puesta a disposición del público de obras que deberán ser publicadas en formato accesible, contemplando con ese fin limitaciones y excepciones a los derechos de los titulares de obras protegidas por derecho de autor. Chile suscribió el trato de Marrakech el 10 de mayo de 2016. Esta herramienta aporta y fomenta el acceso a la información a la comunidad con discapacidad visual u otras dificultades para acceder al texto en formato impreso”, aseveró.

El Programa por la Inclusión de Estudiantes en Situación de Discapacidad de la Universidad del Bío-Bío (PIESDI), destacó Jacqueline Angulo, depende de la Dirección de Desarrollo Estudiantil y tiene por objetivo “favorecer la construcción de una cultura inclusiva, resguardando el cumplimiento de Derechos de Educación Superior para los estudiantes en situación de discapacidad”.

En la sede Chillán, el Piesdi está conformado por un equipo multidisciplinario compuesto por la trabajadora social coordinadora; dos profesionales especialistas en visión y audición, y un intérprete de lenguas de señas. “Se abordan distintas áreas de intervención tales como: Accesibilidad de comunicación, esto es, formas de comunicación, capacitación, difusión e inclusión educativa visual, auditiva y física. Accesibilidad de traslado mediante financiamiento del Senadis; accesibilidad arquitectónica y urbanística brindando orientaciones a la institución sobre diseño universal y accesibilidad donde también se consideran aportes de Senadis”, ilustró la coordinador Jacqueline Angulo Cuevas.




UBB reconoció a estudiantes con mejores puntajes de ingreso PSU a carreras de la sede Chillán

En el marco de las actividades del sexagésimo noveno aniversario de la Universidad del Bío-Bío, se distinguió a los estudiantes con mejor puntaje de ingreso PSU 2016, correspondientes a las carreras de la sede Chillán. Ceremonia realizada en la Sala Schäfer del Centro de Extensión, buscó destacar el mérito de los jóvenes que inician una etapa trascendente en su formación personal y profesional.

Solemnidad y júbilo se vivenció en la ceremonia de reconocimiento a los estudiantes portadores de los mejores puntajes de ingreso PSU a las carreras de la sede Chillán.

La actividad, convocada por la Dirección de Desarrollo Estudiantil, fue presidida por el Rector de la Universidad, Dr. Héctor Gaete Feres, junto con la prorrectora Gloria Gómez Vera; la decana de la Facultad de Ciencias de la Salud y de los Alimentos, Patricia Letelier Sanz; el director de Recursos Humanos, Orlando Aravena Aguilera; la directora de Administración y Presupuesto, Macarena Gallardo Gómez; el subdirector de Desarrollo Estudiantil, Jorge Sánchez Villarroel; la jefa de la Unidad de Gestión Curricular y Monitoreo, Ana Gajardo Rodríguez; la presidenta de la Federación de Estudiantes de la sede Chillán, Dorka Ruiz Salinas; directores de Escuela y jefes de carrera de la sede, directivos de liceos y colegios de la zona, y familiares de los estudiantes reconocidos.

En la oportunidad se destacó que la UBB busca promover y generar la integración social de sus alumnos, propiciando un ambiente para que encuentren los medios económicos, atención de salud, así como alternativas para la práctica del deporte, la obtención de orientación, y el acceso a actividades de arte y cultura, que contribuyan a su formación, colaborando para que sean ciudadanos creativos, con pensamiento crítico, actitud resiliente, con compromiso social y responsabilidad valórica, bajo un contexto de desarrollo armónico e integral.

El Rector Héctor Gaete Feres brindó sentidas palabras a los jóvenes y a sus familiares presentes, destacando que el ingreso a la Universidad es un gran logro de los estudiantes y de las familias que entregan su apoyo, lo que cobra mayor profundidad y sentido, al considerar que la UBB es una casa de estudios superiores que registra una demanda de alrededor de 4 postulantes por cada vacante disponible, por lo que haber conseguido ingresar ya es un fruto del cual, tanto los jóvenes como sus padres, pueden sentirse orgullosos.

“La Universidad del Bío-Bío asume un compromiso de honor con ustedes y sus familias, porque entendemos que los chilenos tenemos dos grandes sueños esenciales: tener una casa propia y entregar a nuestros hijos educación superior. Una casa propia donde cultivar la familia en el marco del amor, la familia que ustedes quieran porque nosotros respetamos la diversidad; y el entregar educación superior a los hijos para aportar al desarrollo del país. Tenemos la convicción de que si no fortalecemos la educación superior, la ciencia y la tecnología, en Chile no habrá desarrollo. La Universidad del Bío-Bío entiende que ustedes han depositado su confianza en nosotros y por eso asumimos que es nuestro deber acompañarles para que alcancen el sueño que ustedes y sus padres tienen. Y todos pondremos lo mejor de nosotros; las autoridades universitarias, los auxiliares, los profesionales administrativos, los académicos, todos compartimos ese compromiso de honor”, aseveró el Rector Gaete Feres.

El Rector Héctor Gaete, también indicó a los estudiantes reconocidos que el cursar estudios superiores no es tarea de personas excepcionales, sino que todo aquél que destine dedicación y mucho trabajo, puede alcanzar el éxito.

Igualmente, el subdirector de Desarrollo Estudiantil, académico Jorge Sánchez Villarroel, agradeció a los estudiantes el haber elegido a la UBB para su formación profesional, que además pretende moldear ciudadanos libres y democráticos. Asimismo, Sánchez Villarroel tuvo palabras de reconocimiento para los profesores de los establecimientos escolares de origen de los estudiantes, por haber aportado lo mejor de su trabajo profesional en la educación de estos jóvenes de excelencia.

“Gracias y felicitaciones a las familias y comunidades sociales que acogieron a nuestros estudiantes de excelencia. Sin su esfuerzo y voluntad, hoy la Universidad del Bío-Bío no habría tenido este hermoso momento humano y académico”, expresó el subdirector de Desarrollo Estudiantil.

Con posterioridad se procedió a la entrega de diplomas y reconocimientos a los estudiantes distinguidos, tarea que recayó en los respetivos directores de Escuela, jefes de Carrera, o académicos representantes.

La nómina de estudiantes homenajeados estuvo constituida por Jorge Troncoso Navarrete de Trabajo Social; Ghislaine Muñoz Martínez de Pedagogía en Castellano y Comunicación; Cristian Navarrete Troncoso de Pedagogía en Inglés; Nicole Jara Miranda de Pedagogía en Historia y Geografía; Bernardita Agurto Aravena de Pedagogía en Educación Parvularia; Sofía Labra Figueroa de Pedagogía en Educación General Básica; Matías Farfán Wastavino de Pedagogía en Educación Física; Juan Suárez Cartes de Psicología; Karina Pardo Jara de Pedagogía en Educación Matemática; Rodrigo Jipoulou Sáez de Pedagogía en Ciencias Naturales; Karen Mardones Fuentes de Enfermería; Ethiare Roa Ramos de Ingeniería en Alimentos; Javiera Medina Morales de Nutrición y Dietética; Nicolette Cisterna Campos de Fonoaudiología; Claudia Rivera Sepúlveda de Diseño Gráfico; Benjamín Sepúlveda Leiva del Programa de Bachillerato en Ciencias; Jocelin Agurto Coloma de Ingeniería en Recursos Naturales; Matías Quezada Contreras de Ingeniería Civil en Informática; Diego Aedo Ramírez de Ingeniería Comercial; y Constanza de la Torre Fernández de Contador Público y Auditor.

El acto fue amenizado con la presentación de la estudiante de enfermería Evelyn Ferrada, y de Fernando Cortés, integrantes de la Orquesta de Cámara de la UBB, quienes interpretaron Trepak de Cascanueces y Todos Juntos del Grupo Los Jaivas.




Senadis formaliza entrega de fondos a la UBB y a estudiantes en situación de discapacidad

Bajo la premisa de que la entrega de recursos y asistencias técnicas a estudiantes de la educación superior en situación de discapacidad, obedece a la materialización de Derechos, se realizó el acto en que Senadis oficializó la entrega de recursos de planes y convenios de fondos concursables en Educación 2016 a la Universidad del Bío-Bío y a sus estudiantes.

Durante el acto, desarrollado en la Sala Schäfer del Centro de Extensión de la sede Chillán, se formalizó la entrega de convenios a los estudiantes de la UBB beneficiarios del Plan de Continuidad y del Plan de Apoyos Adicionales, en tanto que se materializó el aporte de 32 millones de pesos a la UBB, única institución de educación superior del país beneficiada con Fondos Concursables del Área Educación de Senadis durante este año.

El acto contó con la participación de la gobernadora de la Provincia de Ñuble, Lorena Vera Arriagada; la directora regional de Senadis, Sandra Narváez Palacios; el director de Desarrollo Estudiantil UBB, Eduardo Solís Álvarez; el subdirector de la DDE Jorge Sánchez Villarroel, estudiantes y sus familias, junto a profesionales de la Dirección de Desarrollo Estudiantil.

Convicción inclusiva en la UBB

En la oportunidad, el director de Desarrollo Estudiantil, Eduardo Solís Álvarez, junto con compartir el saludo del Rector Héctor Gaete Feres, manifestó la convicción de la Universidad por convertirse en una institución de carácter inclusivo, más allá del imperativo formal que supone el incluir este concepto en su Modelo Educativo.

“Esta convicción obedece a una dimensión ética, y se vincula con lo que implica ser Universidad Estatal y Pública, y desde ese punto de vista nosotros creemos que la UBB no puede sino convertirse en una universidad inclusiva, capaz de derribar las barreras de exclusión respecto de las cuales tenemos claro se manifiestan a lo menos en dos dimensiones: una material o física, pero hay otra dimensión sociocultural y relacional. Ambas deben darse en forma simultánea, porque no avanzamos mucho si aun contando con una serie de condiciones físicas y materiales que permitan un mejor acceso a nuestros estudiantes, no logramos instalar la condición sociocultural en nuestra comunidad universitaria”, aseveró el director.

“La UBB está trabajando fuerte en estos temas. Tenemos un Comité para la Inclusión que considera la participación de diversos actores, junto con unidades académicas y no académicas. El Piesdi también ha podido establecer esta suerte de red de trabajo colaborativo con otras instituciones, lo que para nosotros es absolutamente fundamental. Conscientes de que es una labor de largo plazo, tenemos la certeza de que es un camino sin retorno, lo que a su vez constituye un tremendo desafío”, manifestó Eduardo Solís.

Inclusión en todas las dimensiones

A su turno, la gobernadora de la Provincia de Ñuble, Lorena Vera Arriagada, recalcó que la inclusión social en Chile pretende verse fortalecida a través de distintas políticas de gobierno, pues si bien el país ha progresado en distintos ámbitos, aún se constatan importantes desigualdades en el desarrollo social en cuanto al acceso a la formación profesional, vivienda, acceso a la cultura, entre otros ámbitos.

“Hoy estamos fortaleciendo las políticas para las personas que tienen alguna condición de discapacidad a través del Servicio Nacional de la Discapacidad (Senadis), entregando herramientas para que los estudiantes que están en la educación superior y que tienen alguna condición de discapacidad, puedan acceder a esta educación superior, y así podamos derribar las barreras de acceso que han existido no solamente en términos de infraestructura, donde ciertamente estamos al debe, pero también en términos de cómo acceden a las clases, cómo obtienen herramientas y ayudas técnicas que les permitan tener las mismas oportunidades que sus compañeros, para tener los profesionales calificados que puedan igualmente derribar las barreras de acceso y puedan contribuir a una clase y formación integral, inclusiva y universal”, aseveró la gobernadora de la Provincia de Ñuble.

La directora regional del Senadis, Sandra Narváez Palacios, destacó que los estudiantes y sus familias son absolutos protagonistas puesto que cada uno fue capaz de formular proyectos de acuerdo a sus necesidades, destacando igualmente a la UBB, que apuesta por un trabajo de largo plazo para convertirse cabalmente en una institución de educación superior inclusiva.

Asimismo, manifestó que la Reforma Educacional impulsada bajo la actual administración, que permite entre otras cosas gratuidad en la educación superior para los sectores más vulnerables, también apunta a la idea de construir una sociedad más inclusiva.

“La Reforma Educacional permite hoy que miles de alumnos estén cursando gratuitamente su educación superior. De hecho, entre los 37 alumnos que estamos apoyando durante 2016, desde distintos programas enfocados al apoyo de la educación superior, 5 de ellos estudian gratuitamente, y sus familias no deberán incurrir en un costo asociado, lo que históricamente era un gran tema. Muchos de ustedes son quizás los primeros hijos en la educación superior, y son los primeros profesionales en sus familias y van a tener mejores oportunidades laborales. Esta oportunidad no es un regalo, sino que es el legítimo derecho que cualquier persona tiene, bajo sus capacidades y sus proyecciones futuras, para realizar un aporte personal, profesional y a su comunidad”, reflexionó la directora regional de Senadis.

Estudiantes protagonistas

En representación de los estudiantes de la UBB acreedores de distintos proyectos, el alumno de tercer año de Psicología, Ismael Donoso, se refirió al esfuerzo y compromiso personal y familiar que ha significado el ingresar a la educación superior, compromiso que en su caso refrenda la voluntad de su familia, toda vez que su hermano Zhiro Donoso, quien presenta una distrofia muscular, igualmente se tituló de Diseñador Gráfico en la UBB.

 “Este es un proyecto familiar. Quizás algunos me conocen porque me confunden con mi hermano (Zhiro), él fue estudiante de Diseño Gráfico de la UBB, pero yo estudio Psicología y estoy cursando tercer año, y he podido acceder a los beneficios del Plan de Continuidad que me permite costear el traslado desde mi casa a la Universidad, y desde aquí a mi hogar. Eso ha disminuido en cierto grado las barreras y el cansancio en mi cuerpo, porque mi diagnóstico es una distrofia muscular que provoca el deterioro de mis músculos. Contar con el traslado permite enfocarme más en mis estudios, disminuir el cansancio corporal, y rendir un poco más cognitivamente. Por eso agradezco las gestiones y el poder pertenecer a este Plan de Continuidad que brinda Senadis; y también la oportunidad de estudiar gratuitamente, porque eso también es un alivio familiar”, manifestó.

A su vez, a través de un video, la estudiante en situación de discapacidad visual Gabriela Pedreros, quien cursa ramos de Nutrición y Dietética, también compartió lo que ha significado incorporarse a la UBB y vivenciar este proceso.

IMG_4967“Elegí la UBB primero porque tenía referencias bastante buenas y porque también fue la que me aceptó y en parte estoy agradecida por ello. Para mí, inclusión social significa que una persona tenga la discapacidad que tenga o el impedimento que sea, es tratada como una persona común y silvestre en una sociedad o en un grupo, sea este grande o pequeño. Llegué sorpresivamente a la Universidad, y creo que pese a que no estaban tan preparados, el resultado es bastante bueno, al menos más de lo que yo esperaba y de lo que había recibido en mi educación anterior. El apoyo que he tenido ha sido bueno. Igual hubo algunos que al principio eran más reacios a intentar un método distinto de enseñarme o de evaluarme, pero después ha habido una evolución que yo aprecio bastante”, aseveró.

Gabriela Pedreros también tuvo palabras de agradecimiento a su curso, y comentó que más que una situación de discapacidad específica, son las personas y sus creencias o prejuicios lo que limita a quien se encuentra en dicha situación.

“Mi curso es el más maravilloso y no me pudo tocar uno mejor. Si no hubiese sido que tengo un curso tan bueno, no habría durado el primer semestre. Han sido un apoyo muy grande y una motivación que yo aprecio mucho. Quizás si no hubiese sido por el curso yo no habría tenido la motivación para seguir esforzándome. Pienso que la gente es la que limita más a las personas que se encuentran en alguna situación de discapacidad. Por experiencia me he dado cuenta que es la gente la que piensa que uno no puede hacer las cosas, pero al final, cuando uno se arriesga se da cuenta que las cosas no son tan difíciles y que si uno quiere puede lograrlo”, recalcó convencida.

En la ocasión, la coordinadora del Programa para la Inclusión de Estudiantes en Situación de Discapacidad (Piesdi) en la sede Chillán, Jacqueline Angulo Cuevas, dio cuenta de la adjudicación del Proyecto Senadis 2016 por parte de la UBB, lo que permitirá enfrentar las necesidad que hoy están presentes y contar con una institución más preparada para recibir estudiantes en situación de discapacidad asegurando su ingreso, permanencia y éxito académico, más aún cuando la UBB dispone de un Proceso de Admisión Especial.




Estudiantes UBB beneficiarios de Beca de Nivelación Académica valoraron aporte del Programa de Tutores

Estudiantes de carreras de la sede Chillán participaron en jornada de balance y cierre de la Beca de Nivelación Académica otorgada por el Ministerio de Educación, que administra el Programa de Tutores. Jóvenes reconocieron el rol fundamental de los tutores, quienes a través de un permanente trabajo de orientación y guía, contribuyen a la adaptación a la vida universitaria de los alumnos de primer año.

Reflexionar respecto de los aprendizajes y fortalezas desarrolladas durante el primer año de adaptación a la vida universitaria y establecer desafíos para el próximo año académico, fueron los principales objetivos de la jornada de evaluación convocada por el Programa de Tutores, que tuvo como principales protagonistas a los estudiantes beneficiarios de la Beca de Nivelación Académica.

En la sede Chillán son 99 los estudiantes adjudicatarios de la beca que instala tutorías que focalizan su accionar en las necesidades de apoyo académico y de adaptación a la vida universitaria.

La actividad fue guiada por las encargadas de carreras del Programa de Tutores del Campus Fernando May, Paola Saldías Ramos, y del Campus La Castilla, Martha Venegas Villanueva, así como por la sicóloga del Programa, Lesly Bastías Velásquez.

“La idea era conocer directamente de los estudiantes y evaluar en qué medida ellos fueron logrando un mayor grado de autonomía durante este primer año de universidad, puesto que las tutorías buscan acompañar y guiar a los estudiantes pero no desde una perspectiva asistencialista, sino instándoles a que desarrollen su propia autonomía académica. También se pretendió que los jóvenes elaboraran una suerte de compromiso para el próximo año, cuando posiblemente se visualicen como futuros tutores”, explicaron las profesionales.

Si bien los jóvenes demandan habitualmente reforzamiento de tipo académico, el Programa de Tutores también busca visualizar otras necesidades de diversos ámbitos puesto que los mismos estudiantes refieren que no sólo valoran el aporte académico de los tutores sino también el hecho de sentirse acompañados y muchas veces contenidos respecto de sus inquietudes.

“Es muy importante trabajar el tema de la motivación de los estudiantes de primer año para que éstos logren insertarse adecuadamente en la Universidad y no abandonen sus carreras. En este sentido, la Beca de Nivelación Académica y el Programa de Tutores también tributan en la retención de estudiantes durante el primer año”, reconocieron Paola Saldías y Martha Venegas.

Estudiantes de primer año

IMG_4190Karen Montenegro, estudiante de Pedagogía en Educación Parvularia, así como Bárbara Muñoz y Constanza Ramos, ambas de Pedagogía en Castellano y Comunicación, reconocen que la Beca de Nivelación Académica traducida en las tutorías, fue fundamental durante su primer año de vida universitaria.

“Adaptarme al primer año de Universidad fue complejo, sobre todo por los horarios y por las ventanas que se generan entre una asignatura y otra. Me complicó bastante, porque estaba acostumbrada a tener clases en horarios continuados. Entonces, se daba que tenía ventanas extensas y no sabía qué hacer en esos periodos. Las tutorías me han ayudado a aprender a administrar mejor el tiempo”, comentó Karen Montenegro, quien reside en el sector rural de Cato, en la comuna de Coihueco.

“Lo más complicado es levantarse tan temprano para viajar. Estuve viviendo un semestre en Chillán con algunas amigas y eso me hizo madurar en el sentido de no estar siempre con mis papás y ser un poco más independiente. Creo que el hecho de ser más independiente fue el mayor cambio del año para mí. No siento que haya sido tan complejo, pero es necesario ser organizado. Gracias a Valeria (tutora) y otros chicos me pude ir organizado y saber de antemano qué cosas debía hacer en determinadas épocas del mes, saber cómo debía organizar mis materias, mis pruebas y certámenes. Igualmente nos orientaban sobre los estilos de evaluación de los académicos y cuáles eran las materias más relevantes de cada asignatura, de manera que fue una gran ayuda”, describió Bárbara Muñoz de la comuna de San Carlos.

“Viajo de vez en cuando a mi casa (Yerbas Buenas-Linares), y creo que eso fue lo que más me complicó, porque a veces quería estar en mi casa, pero debía quedarme a estudiar. También se me dificultó el tema de las ventanas horarias que tenía algunos días. La ayuda de los tutores nos ayudó mucho para asimilar cómo serían las evaluaciones, cómo poder estudiar y cómo evaluaba cada profesor porque cada uno lo hace de manera diferente”, compartió Constanza Ramos.

La experiencia del tutor

IMG_4195Valeria Torres, alumna de tercer año de Pedagogía en Castellano y Comunicación, y Mauricio Montencinos, estudiante de cuarto año de Pedagogía en Educación Física, se desempeñan como tutores durante 2015. A ambos les interesa contribuir y apoyar a los nuevos estudiantes de la UBB, pero igualmente valoran la experiencia adquirida en el programa.

“La experiencia de convertirse en tutor ha sido muy buena, pues el sólo hecho de tener que enseñar o explicar diversos temas a los estudiantes nuevos me ha implicado prepararme, buscar material y así he aprendido muchas cosas. Creo que es importante generar una relación de confianza con el tutorado de manera de poder realizar actividades de estudio y también de distracción, pienso que esa fue la clave, porque ellos demostraron bastante compromiso y asistían a las tutorías regularmente”, aseveró el tutor Mauricio Montencinos.

Valeria Torres en tanto, estima que para cumplir con el propósito central, sería muy conveniente que las tutorías del área de las pedagogías trabajaran en forma mancomunada, puesto que las necesidades pedagógicas son similares. También vislumbra la necesidad de innovar en algunos aspectos formales. “Generalmente las tutorías se preparan para realizarlas en sala, pero idealmente, para salir un poco de la rutina, deberíamos realizarlas en otros espacios. Igualmente, considerando que muchos alumnos vienen de fuera de Chillán, lo ideal sería darles a conocer el desarrollo de la ciudad a través de diferentes actividades. Pienso que el rol del tutor consiste en ayudar al alumno a adaptarse al mundo universitario; no convertirse en un profesor o un ayudante sino en un amigo cercano, de manera que el tutorado sienta un efectivo apoyo”, concluyó la estudiante.




Tocata Pagana reunió bandas del círculo rockero de Chillán y a talentos estudiantiles UBB

El encuentro es parte del Proyecto FADE coordinado por el estudiante de Ingeniería Civil en Informática, Francisco Ramírez Cerda, que pretende implementar una sala de ensayos para músicos de la UBB, en dependencias de la sede de la Federación de Estudiantes ubicada en el Campus Fernando May.

Machocabrío, ABCdario Confuso, entre otras bandas locales e integradas por estudiantes de la UBB, animaron la Tocata Pagana, convocada por el grupo de estudiantes compuesto por Susy Montecinos Fuentes, Claudia Salazar Yáñez, Marcela Solís Cofré, Gerardo Villalobos García y Eduardo Cárdenas Paredes, liderados por Francisco Ramírez Cerda.

Los jóvenes llevan adelante el Proyecto FADE denominado “Organización e implementación de mecanismos de participación para los actuales y potenciales músicos de nuestra Universidad del Bío-Bío por medio de la creación de una sala de música para ensayos”.

El encuentro musical, desarrollado en dependencias del Campus Fernando May, reunió a un gran número de estudiantes, quienes aprovechando el tiempo primaveral, pudieron apreciar el talento musical de bandas emergentes y de grupos estudiantiles.

“El programa consideró actos circenses, y sorteamos una rifa, organizada como medio para conseguir fondos para la compra de elementos que faltan en la sala de ensayos. Buscamos dar un espacio a nuestras bandas para la muestra en vivo de su arte, así como incluir a nuestros funcionarios como parte del proyecto, y ofrecer espacios recreativos para toda la comunidad estudiantil”, valoró Francisco Ramírez.

Hasta ahora, el Proyecto FADE ha permitido la habilitación de una sala de ensayo en la casa de la Federación de Estudiantes, además de la compra de elementos básicos para su funcionamiento. También se elaboró un catastro de bandas de la UBB; se ha invitado a los integrantes de dichas agrupaciones para que ocupen organizadamente la sala de ensayos, y con la Tocata Pagan se cumplió la tarea de convocar un evento de corte masivo, según describió el estudiante de Ingeniería Civil en Informática.

“Como estudiantes de la Facultad de Ciencias Empresariales de la Universidad del Bío-Bío, sede Chillán, nos hemos percatado de la proliferación de innumerables talentos universitarios, principalmente músicos, tanto bandas como solistas, quienes no siempre han tenido el respaldo de nuestra casa de estudio en su desarrollo artístico… Este proyecto busca de alguna manera fortalecer los lazos organizacionales y de asociación de las actuales y potenciales bandas musicales de la Universidad del Bío-Bío”, ilustró Francisco Ramírez.

El evento logró los objetivos propuestos por el equipo organizador, y no se descarta la realización de un nuevo encuentro en el futuro, donde se pueda conocer y apreciar el talento de los estudiantes de la UBB.

 




UBB suma apoyos tecnológicos para facilitar acceso a la información de estudiantes en condición visual de ciego

A través de un trabajo articulado entre el Departamento de Pregrado de la sede Chillán, la subdirección de Desarrollo Estudiantil y el Programa para la Inclusión de Estudiantes en Situación de Discapacidad (PIESDI), se adquirió el instrumental consistente en una máquina Perkins Braille, calculadora científica parlante, y máquina de termoformado para realizar material en relieve, a lo que se sumará una impresora braille. Equipamiento permitirá el acceso a la información académica por parte de estudiantes en condición visual de ciego.

Una máquina Perkins Braille, una calculadora científica parlante, y una máquina para elaborar material informativo en relieve, a lo que se sumará una impresora braille, conforman el equipamiento adquirido por la Universidad del Bío-Bío para dar respuesta a los requerimientos de estudiantes en condición visual de ciego que actualmente cursan estudios en la institución y a quienes ingresen en el futuro.

Dicha necesidad asomó con mayor urgencia, una vez que la actual estudiante del Programa de Bachillerato en Ciencias de la sede Chillán, Gabriela Pedreros, postuló a esta casa de estudios.

El material fue presentado en reunión especial a académicos del Programa de Bachillerato en Ciencias, profesionales de la Subdirección de Desarrollo Estudiantil, representantes de la Red de Bibliotecas UBB, e integrantes del departamento de Servicios Tecnológicos.

El jefe del departamento de Pregrado de la sede Chillán, Dr. Álvaro González Concha, destacó que la adquisición del equipamiento da cuenta del compromiso de la UBB, por hacer efectivos los alcances de la Ley 20.422 que establece normas sobre Igualdad de Oportunidades e Inclusión Social de Personas con Discapacidad, toda vez que el artículo 39 de dicha normativa señala que “las instituciones de educación superior deberán contar con mecanismos que faciliten el acceso de las personas con discapacidad, así como adaptar los materiales de estudio y medios de enseñanza para que dichas personas puedan cursar las diferentes carreras”.

“La adquisición de este equipamiento corresponde a una inversión institucional, y forma parte del compromiso que la Universidad del Bío-Bío adquiere con personas en situación de discapacidad que desean acceder a la educación superior. Específicamente, esto dice relación con el ingreso de la estudiante Gabriela Pedreros al Programa de Bachillerato en Ciencias. Cuando supimos de su interés por pertenecer a nuestra Universidad asumimos el compromiso con ella y con los académicos que están trabajando con Gabriela, para tener las herramientas básicas más importantes que permitieran su desempeño en la Universidad”, precisó el jefe del departamento de Pregrado de la sede Chillán.

“Nosotros como UBB asumimos nuestro rol como institución pública, por lo que tomamos gustosos este desafíos, que sabemos es un primer paso, pues es muy probable que en el futuro tengamos otros estudiantes con requerimientos similares. Hemos dado la señal concreta de que somos una institución de carácter inclusivo que se hace cargo de esta situación, Valoramos también el importante esfuerzo por parte de los académicos y de los propios jóvenes que se suman a nuestra Universidad”, aseveró el Dr. González Concha.

Por su parte, la profesora de Educación Diferencial, mención Trastornos de la Visión, quien integra recientemente el equipo técnico del Programa para la Inclusión de Estudiantes en Situación de Discapacidad (PIESDI), de la subdirección de Desarrollo Estudiantil, Jéssica Vera, explicó a los asistentes el propósito de cada instrumental, sus principales características y propiedades.

“Este material es fundamental para apoyar a los estudiantes con discapacidad visual, para que puedan tener su material de estudio al igual que los demás estudiantes. Así pueden acceder a las guías de trabajo en Braille, realizar operaciones matemáticas con notación científica, en síntesis, tener acceso a la información en igualdad de condiciones. Si un profesor prepara, por ejemplo, una guía de trabajo, esa guía puede estar en minutos en Braille, y de este modo el alumno no tendrá que esperar que alguien le lea dicha materia o depender de otros. Esto, de alguna manera, otorga igualdad de condiciones dentro del ámbito educativo”, precisó la profesional.

Jéssica Vera comentó que los académicos que brindan las clases no deberán adquirir nuevos conocimientos o habilidades para el manejo del equipamiento, sino más bien considerar algunos criterios específicos al elegir las metodologías de enseñanza aprendizaje.

IMG_3226“Esto no implicará que los académicos adquieran conocimientos extraordinarios para el manejo de dichos equipos. Lo que sí requerimos es que los profesores le den al alumno la oportunidad de competir o participar en igualdad de condiciones, que elijan el material más adecuado para el alumno y que también acepten algunas sugerencias para modificar algunas metodologías”, ilustró la especialista.

Según explicó la coordinadora del PIESDI de la sede Chillán, trabajadora social, Jacqueline Angulo Cuevas, en la UBB existen alrededor de 38 estudiantes en situación de discapacidad, que presentan en su mayoría discapacidad física y sensorial, de los cuales en la sede Chillán 7 tienen baja visión y uno se encuentra en condición visual de ciego.

“Es precisamente a raíz del caso de la estudiante Gabriela Pedreros que se gestionó internamente, a través del Departamento de Pregrado y el PIESDI, apoyos tecnológicos imprescindibles para que la estudiante y quienes se encuentren en esa situación, puedan acceder al contenido de la clase, además de la asesoría profesional de un experto, para guiar metodológicamente a los docentes”, comentó la coordinadora.




Director Nacional del Senadis destacó trabajo de la UBB en materia de inclusión educativa

El Director Nacional de Senadis, Daniel Concha Gamboa, conoció el quehacer del Programa para la Inclusión de Estudiantes en Situación de Discapacidad (PIESDI) de la UBB, que articula estrategias de educación, capacitación y difusión permanente, con el propósito de generar una cultura inclusiva, que permita responder al derecho de educación superior de estudiantes en situación de discapacidad, favoreciendo el ingreso, admisión, permanencia y egreso de los estudiantes.

En la ocasión se dio cuenta de proyectos de ayudas técnicas obtenidos por la UBB el año 2014, a través de fondos SENADIS, según expresó el subdirector de Desarrollo Estudiantil, Jorge Sánchez Villarroel. En este sentido destacan ayudas técnicas, apoyos tecnológicos, 4 profesionales terapeutas y apoyo en Intérprete en lengua de señas chilena y beneficios de traslado que actualmente benefician a 26 estudiantes de la Universidad. Dicho fondo concursable está dirigido a estudiantes universitarios con miras a eliminar barreras y facilitar el acceso y mantención en la Educación Superior.

El encuentro, realizado en dependencias del Campus Fernando May de la sede Chillán, reunió a académicos, estudiantes en situación de discapacidad y sus familias, egresados y funcionarios administrativos, quienes compartieron sus experiencias con el Director Nacional del Senadis, Daniel Concha Gamboa, y con la seremi (s) de Desarrollo Social, Sandra Narváez.

“Es importante ver los avances que ha hecho la Universidad del Bío-Bío en cuanto a generar las adecuaciones necesarias y los ajustes razonables para brindar apoyos a los estudiantes que quieren lograr una carrera profesional. Esto se enmarca en la Convención Internacional de Derechos de las Personas con Discapacidad, una convención que data del año 2006 ratificada por Chile el año 2008 y que se expresa en la Ley 20.422. El mayor desafío para lograr la inclusión plena de las personas con discapacidad, apunta a lograr el cambio cultural, un cambio actitudinal, para que dejemos de ver la discapacidad en la persona, porque es en el contexto en que éstas se desarrollan en que se producen barreras que provocan situaciones de discapacidad para las personas que necesitan ciertos apoyos para poder ser incluidos”, aseveró el Director Nacional del Senadis, Daniel Concha Gamboa.

La coordinadora del PIESDI dependiente de la Dirección de Desarrollo Estudiantil, trabajadora social Jacqueline Angulo, comentó que actualmente la UBB registra 38 estudiantes con un diagnóstico asociado a discapacidad (17 con discapacidad sensorial, de los cuales una presenta ceguera, 18 con discapacidad física y 2 con discapacidad intelectual o cognitiva).

En este sentido explicó que la Universidad busca dar cuenta de la Ley 20.422 que establece normas sobre Igualdad de Oportunidades e Inclusión Social de Personas con Discapacidad, que en su artículo 39 precisa que “las instituciones de educación superior deberán contar con mecanismos que faciliten el acceso de las personas con discapacidad, así como adaptar los materiales de estudio y medios de enseñanza para que dichas personas puedan cursar las diferentes carreras”.

Durante el encuentro, el Diseñador Gráfico Zhiro Donoso, y el profesor de Pedagogía en Historia y Geografía Diego Poblete, valoraron la experiencia vivida en la UBB durante sus años de estudio, puesto que los apoyos y asesorías entregadas en la época de estudiantes les permitieron lograr la meta de convertirse en profesionales.

Asimismo, la directora de la Escuela de Diseño Gráfico, Jacqueline Santos Luarte, la directora del Departamento de Ciencias de la Rehabilitación, Mónica Cardona Valencia, y el director del Departamento de Comunicación Visual, Hugo Cáceres Jara, reconocieron la pasión y el compromiso demostrado por los ahora profesionales.

 

 




Programa Kuykuytun proyecta actividades en sedes Chillán y Concepción con participación de estudiantes

Conversatorio sobre “Identidad, música y otros saberes” el próximo 13 de octubre en la sede Concepción, y el Seminario “Ser joven en contexto indígena y rural” el día 27 de octubre en la sede Chillán, aparecen como algunas de las actividades que concitan el interés estudiantil.

IMG_2623El recurso de la música para abordar aspectos de la interculturalidad, la realización de un catastro y diagnóstico de agrupaciones ñublensinas que trabajan el tema de la interculturalidad, y la visita al Sindicato de Mujeres Campesinas de la comuna de El Carmen, aparecen como actividades a desarrollar propuestas por estudiantes que integran el Programa Kuykuytun de la sede Chillán, en el marco de la reunión informativa convocada por las coordinadoras del programa en la sede, Gabriela Cid Cofré y Marcia Inostroza Valdebenito, profesionales de Desarrollo Estudiantil.

En la oportunidad, se dio cuenta del nuevo enfoque del Programa que este 2015 se propuesto “visibilizar la diversidad sociocultural de los estudiantes de la Universidad del Bío-Bío para que existan relaciones interculturales eficaces en la comunidad universitaria”.

Entre los objetivos específicos de Kuykuytun también se identifican: definir un marco conceptual y empírico sobre la interculturalidad en la comunidad universitaria; sensibilizar a la comunidad universitaria sobre aspectos propios de las diversas culturas e identidades presentes en la Universidad del Bío-Bío; y fortalecer la interculturalidad mediante la vinculación con redes internas y externas.

La profesional Gabriela Cid explicó que el Programa Kuykuytun pretende acoger el interés de estudiantes con ascendencia indígena o que bien estén interesados en temáticas de interculturalidad, considerando diversas culturas como la ruralidad, los inmigrantes, entre otros. “El programa en origen se orientaba a estudiantes de ascendencia mapuche o indígena en general, pero ahora se amplió. La idea es que desde los propios estudiantes nazca el interés por organizar actividades. En la sede Chillán está programado el 27 de octubre el seminario “Ser joven en contexto indígena y rural” y en la sede Concepción se vislumbra el conversatorio “Identidad, música y otros saberes”, el próximo 13 de octubre”, comentó Gabriela Cid.

IMG_2625A su vez, Marcia Inostroza, destacó las propuestas sugeridas por los estudiantes participantes Mario Herrera, de primer año de Pedagogía en Castellano y Comunicación, y Rodrigo González, egresado de Pedagogía en Educación Física. “Se propuso actividades musicales como una herramienta interesante para promover la interculturalidad. Otra propuesta surgida fue la de realizar un diagnóstico de las organizaciones que trabajan el tema en la provincia de Ñuble para conformar una red. También se visitará el sindicato de mujeres campesinas de El Carmen, para conocer su contexto”, explicó la profesional.

La experiencia de Kuykuytun en la sede Concepción

La reunión también contó con la participación de la coordinadora del programa Kuykuytun en la sede Concepción, Susana Riquelme Parra, quien destacó que la principal característica del quehacer del programa en dicha sede, está dada por la participación de los estudiantes, quienes idean y proyectan las actividades a desarrollar.

“Tenemos una mesa de trabajo que sesiona regularmente, y en el seno de esa instancia se adoptan decisiones de manera transversal, es una mesa de trabajo que tiene una metodología en la cual todos conversamos en un plano de igualdad. Ahí participan estudiantes de Trabajo Social, Ingeniería Civil, Ingeniería en Construcción, entre otras. Es así como vamos elaborando algunas actividades que surgen desde los propios estudiantes. El Programa Kuykuytun es un espacio para el desarrollo de actividades de interés intercultural originadas desde los propios estudiantes. Creo que esa es la clave del programa”, ilustró Susana Riquelme.

La coordinadora del programa en la sede Concepción, explicó que Kuykuytun realizó en marzo de este año un amplio conversatorio que consideró la participación de estudiantes, académicos y profesionales quienes manifestaron sus impresiones acerca de hacia dónde se debían orientar los esfuerzos del programa.IMG_2624

“Cuando nosotros conversamos de las áreas de interés, entendemos que la interculturalidad tiene que ver con la relación entre diversas culturas y las diversas identidades que encontramos en la Universidad y en el contexto social en el cual estamos inmersos en la región del Biobío. A partir de allí, lo primero es visibilizar las propias identidades de los estudiantes y sus propios intereses. Lo que más les interesa a los estudiantes del programa Kuykuytun es trabajar la temática mapuche, pero también les interesa visualizar otras identidades territoriales. Por eso vamos a realizar el conversatorio el día 13 de octubre, que tiene que ver con cómo se expresan las identidades a través de la música. Lo abordaremos desde las poblaciones, a través del hip hop, la música punk, la música metal. Este año ya hicimos un conversatorio con Pedro Cayuqueo, luego tuvimos un conversatorio con el historiador mapuche Pablo Marimán, y con un ex alumno UBB, Erik Torres, que hoy tiene una corporación mapuche en Concepción. Asimismo, hemos desarrollado docu-mateadas que surgen del interés de los propios estudiantes, y estamos realizando un taller de líderes estudiantiles con otras universidades presentes en la región”, explicó Susana Parra.




III Congreso Internacional de Educación e Interculturalidad acogió investigaciones de académicos UBB

La Red Interuniversitaria de Educación e Interculturalidad (RIEDI), compuesta por 14 universidades chilenas, realizó en la Universidad de Tarapacá, Arica, la tercera versión de su congreso internacional, que en esta ocasión versó sobre decolonización, pueblos indígenas y afrodescendientes. La UBB se hizo presente con investigaciones de académicos del Programa de Interculturalidad Territorial de la Vicerrectoría Académica, el Programa de Educación Intercultural Bilingüe de la Facultad de Educación y Humanidades, el Grupo de Investigación Nexus, el Programa Kuikuitün de la Dirección de Desarrollo Estudiantil, y el Grupo de Investigación en Educación y Educación Matemática.

DSC_0022El congreso fue organizado por la Universidad de Tarapacá, Arica, a través del programa Thakhi de la Facultad de Educación y Humanidades y se estructuró sobre diversas cinco áreas temáticas: Lengua y cultura, Educación intercultural, Interculturalidad y sociedad, Epistemologías, saberes y conocimientos en la interculturalidad, y Experiencias y concreciones en interculturalidad.

La representante institucional de la UBB ante RIEDI, Dra. Maritza Aburto Durán, precisó que el hecho de realizar el congreso en Arica, otorgó un cariz especial puesto que las miradas también se orientaron al mundo andino y a los afrodescendientes.

“En Azapa se concentraba la población de esclavos traídos desde África, y desde ese punto se distribuían a otros valles de la zona y hacia el Perú. Desde el año 1550 en adelante se llevó esclavos hacia esa zona. Por ello, actualmente hay una comunidad afrodescendiente que trabaja en el tema de la visibilización y reconocimiento étnico cultural, pues se reconocen como un grupo que tiene una forma de ser y una cultura particular”, describió la docente.

La Dra. Aburto Durán destacó que la UBB evidencia un fuerte compromiso con la Red Interuniversitaria de Educación e Interculturalidad, al contarse entre sus instituciones fundadoras, y al ser la sede del primer congreso internacional realizado el año 2013 en la Facultad de Educación y Humanidades. “Nosotros tuvimos una participación importante evidenciada en cinco ponencias de diversos grupos de la Universidad, que recorren distintos ámbitos relacionados con el mundo indígena y con la interculturalidad. Eso demuestra que los académicos de la Universidad del Bío-Bío estamos muy comprometidos con estos temas, y logramos enriquecernos de las experiencias de otros docentes no sólo de Chile sino también de Argentina, Perú, Boliva, entre otros países presentes”, valoró la académica e investigadora.

Según consta en la convocatoria de esta actividad el III Congreso Internacional de Educación e Interculturalidad es parte de las actividades que cada año organiza la Red Interuniversitaria de Educación Intercultural (RIEDI), en torno a la cual se congregan universidades chilenas y entre cuyos objetivos se encuentra impulsar la producción de conocimiento científico, metodológico y crítico en educación e interculturalidad para favorecer el desarrollo integral, la transformación social y el buen vivir de los pueblos, así como generar espacios de reflexión y co-construcción de conocimiento con otras instituciones y actores involucrados en educación e interculturalidad.

Revitalización y enseñanza del Mapudungun

La académica Dra. Elizabeth Quintrileo Llancao, presentó la ponencia “Efectividad del aprendizaje de lenguas asistido por el computador en la revitalización y enseñanza del Mapudungun como segunda lengua”.

Los objetivos de dicha investigación apuntan a “desarrollar un modelo de enseñanza-aprendizaje para el mapudungun como segunda lengua, basado en el marco metodológico del Aprendizaje de lenguas asistida por el computador y evaluar dicho modelo empíricamente, con la finalidad de observar si se produce incremento en el aprendizaje”. Según se indica en el libro resumen de ponencias, “los resultados revelan la efectividad de la modalidad de aprendizaje aplicada en este estudio, pues se observa claramente que los conocimientos con respecto a la lengua y cultura mapuche se incrementan significativamente tras someterse a una modalidad e-learning. En este punto crítico, las nuevas tecnologías tales como los archivos visuales y sonoros de archivos visuales y sonoros de recursos textuales, y los medios de comunicación social tienen un rol potencial e integral en el mantenimiento y revitalización de la lengua”.

Estudiantes de pueblos originarios en la UBB

Los investigadores Susana Riquelme Parra, Eduardo Bascuñán  y Eduardo Solís Álvarez abordaron “Descripción de la adaptación a la vida universitaria de los estudiantes de pueblos originarios de la cohorte 2012 de la Universidad del Bío-Bío”.

“La investigación busca describir cuál ha sido la experiencia en la Universidad del Bío-Bío, pues ha desarrollado políticas universales en pos de la retención, por tanto, es relevante observar cuál ha sido el impacto en estudiantes de pueblos originarios, apuntando al campo temático de Educación intercultural… Se considera clave el desarrollo de este estudio, puesto que permitirá dar cuenta de la efectividad e impacto de las políticas universales de la institución en este segmento de la población, permitiendo evaluar, por ejemplo, la necesidad de fortalecer, mejorar, modificar y/o focalizar las acciones desarrolladas considerando los hallazgos de la investigación y la importancia de la inclusión de estudiantes que se encuentran en condición de vulnerabilidad sociocultural, realidad que debiera abordarse mediante acciones con un enfoque de equidad e interculutralidad en educación superior”, se indica.

Aportes desde la Etnomatemática

El académico Rodrigo Panes Chavarría expuso la investigación “Matemática, cultura y aprendizaje: Una mirada sociocultural desde las voces de sus actores”, que también cuenta entre sus autores al académico Dr. Miguel Friz Carrillo y a Vanessa Tapia Malverde.

En este sentido, el director del Grupo de Investigación en Educación y Educación Matemática Dr. Miguel Friz Carillo precisó que “las perspectivas socioculturales en educación y en el caso de la educación matemática, la Etnomatemática, se presentan actualmente como un área de fuerte desarrollo investigativo, de hecho, las políticas educativas actuales buscan avanzar y consolidar un pluralismo cultural que impacte en áreas como la formación de profesores, el curriculum y las practicas pedagógicas”, describió.

Asimismo, el profesor Panes comentó que “la investigación presentada forma parte de resultados preliminares que buscan analizar visiones y expectativas que manifiestan hacia un enfoque sociocultural en matemática, el conjunto de los actores educativos, que incluyen estudiantes para profesores, profesores de sistema escolar pre-básico, básico y medio, directivos, sostenedores y los formadores de estos futuros profesores. Para el logro de esos objetivos se han definido equipos de trabajo que incluyen a estudiantes de pregrado y postgrado, más la asesoría de investigadores nacionales e internacionales en una primera etapa que busca problematizar e instalar la temática en esta región, marcada por la convivencia de múltiples culturas y una extensa territorialidad que propone desafíos a todo el sistema educativo”.

Educación intercultural en Isla de Pascua

El Grupo de Investigación Nexus, compuestos por los académicos Dra. Ana Gajardo Rodríguez, Dra. Elizabeth Quintrileo Llancao; Dr. Claudio Pereira Salazar; Dr. Federico Pastene Labrín y Dr. Álvaro González Concha, se hizo presente con la investigación “Aproximación a la educación intercultural en Isla de Pascua”.

Según se explicó, la investigación corresponde a un estudio exploratorio de la Educación Intercultural en Isla de Pascua “desde una perspectiva reflexiva y crítica, rescatando las percepciones de los profesores y educadores tradicionales del sistema educativo de Isla de Pascua que se despliega en un contexto intercultural y en un territorio particular”, describen los autores.

“El objetivo general fue aproxiamarse a la educación intercultural en Isla de Pascua, y los objetivos específicos buscaron: Identificar el significado de la educación intercultural para las educadoras tradicionales y profesores en Isla de Pascua; Identificar los problemas identifican en la docencia en contexto intercultural; Identificar los desafíos que se plantean los educadores para el desarrollo de una educación intercultural de calidad; Identificar las necesidades de capacitación de los y las educadoras; Rescatar sugerencias y observaciones para mejorar la educación intercultural en los establecimientos”, explicaron los docentes.

“Estos resultados permiten una aproximación exploratoria para integrarlas a un proceso reflexivo y participativo con las comunidades educativas desde una perspectiva crítica, constructiva transformadora, ecológica y por sobre todo participativa del proceso educativo”, concluyeron.

okAFICHE-RIEDI-2015-300x265Análisis literario de mujeres williches y mestizas

Por su parte, la representante institucional de la UBB ante la Red Interuniversitaria de Educación e Interculturalidad, Dra. Maritza Aburto Durán presentó “Mujeres williches y mestizas en ‘Katrilef, hija de un ülmen williche -relato de su vida-’ de Graciela Huinao”.

La Dra. Maritza Aburto se propuso mediante la investigación describir y caracterizar a las mujeres williches y mestizas que aparecen en la obra de Graciela Huinao ‘Katrilef, hija de un ülmen williche -relato de su vida-’, y dar cuenta del contexto en el que se despliegan estas mujeres.

Es así como mediante un análisis literario e interpretativo de la obra, la Dra. Aburto Durán precisa que las mujeres williches viven con pesar la vida cotidiana de postguerra. “La guerra de ocupación de la Araucanía, trajo consigo la violenta usurpación de las tierras, la convivencia con colonos y chilenos hostiles, la pérdida del Kimün ancestral y la incorporación de prácticas ajenas a las tradicionales del pueblo Williche. Enfrentadas a las adversidades del nuevo estado de las cosas, las mujeres williches han desarrollado estrategias de sobrevivencia y protección mutua, dotadas de una fortaleza que garantiza la defensa de su pueblo, representadas en las mujeres de la casa de acogida williche, ubicada a las afueras de un pueblo para servir de refugio a sus hermanos, en caso de ser necesario”.

“Trastocados los valores que gobiernas el espacio territorial original y convertido en un espacio físico y psicológico hostial e inhóspito, habitan en él nuevos personajes y entre ellos, mujeres mestizas que, producto de un encuentro étnico violento, circulan atrapadas en la esclavitud y la pérdida de la dignidad, representadas en “Llumi” y el maltrato y la explotación a la que ha sido sometido el pueblo williche, representado en la “Gringa”, ambas expresiones simbólicas de este durísimo nuevo espacio”, ilustró la académica.