En cuenta pública, Rector remarcó realizaciones de la UBB y mirada hacia el entorno regional y nacional

Los principales avances institucionales, así como la visión UBB respecto del escenario nacional en materia de educación superior, expuso el rector Héctor Gaete Feres al dar cuenta pública del quehacer que llevó adelante la Universidad del Bío-Bío durante el último período.  En la oportunidad, puntualizó además los cuatro ejes impulsores del desarrollo de la UBB para los años por venir: Acreditación institucional con énfasis en el posgrado, internacionalización, nuevos estatutos y gestión administrativa de alta calidad.

El recuento anual de las actividades de nuestra corporación tuvo lugar el miércoles 11 de abril, en actos realizados en las sedes Concepción y Chillán, a los que acudieron autoridades regionales y locales, directivos universitarios, representantes de los sectores público y privado, académicos, estudiantes y funcionarios. En Chillán, la ceremonia sirvió además para inaugurar el Aula Magna construida en el Campus Fernando May, lo que fue destacado con un simbólico corte de cinta.

Al iniciar su discurso, el Rector remarcó algunas de las cifras que sustentan el hacer de la Universidad del Bío-Bío: 116 millones de dólares de presupuesto, 97 edificios, 86.893 metros cuadrados construidos y 58,15 hectáreas en tres Campus “y muchos miles de sueños y esperanzas individuales y colectivos, con un solo norte: educación, cultura, ciencia y tecnología al servicio del desarrollo armónico del país, desde los territorios, desde las regiones de Ñuble y Biobío”.

Al referirse al contexto nacional del año pasado, señaló que la nueva Ley de Universidades Estatales dilucidó definitivamente que el sistema de educación superior tiene diversos tipos de instituciones y precisó política y jurídicamente cómo se vinculan con el Estado. En general respecto de las reformas, advirtió que no se avanzó “todo aquello que nosotros pretendíamos”. Quedan esfuerzos por abordar en la medida que el país avanza y en ello a la UBB le cabe un importante rol, aseguró.

La autoridad universitaria resaltó la creación de la Región de Ñuble y la participación de nuestra Universidad en este proceso. Seguiremos comprometidos con su desarrollo porque la UBB es una sola y por eso es compleja y de alta calidad, ambas condiciones son necesarias para desempeñar su misión con excelencia, sostuvo.

En relación al nuevo gobierno, indicó que el Presidente Piñera propuso al país un programa explícito y que la cosmovisión de las nuevas autoridades se sostiene en un paradigma conocido y con ideas ampliamente difundidas. Nadie podría aducir desconocimiento, insistió. Agregó que la UBB es pública, independiente y autónoma, respetuosa de las personas, la legislación, las instituciones y las personas. Pero es más que un servicio público. Se hace cargo del derecho a la educación con calidad y responsabilidad social y necesita ser autónoma para cumplir su rol con excelencia, reflexionó.

En seguida, pasó a detallar los avances del último año en la consolidación del modelo institucional, aludiendo a los positivos resultados de los procesos de admisión 2018, renovación curricular, movilidad estudiantil, acompañamiento y acceso a la educación superior, formación integral, enseñanza de idiomas, acreditación de carreras y vinculación con egresados y empleadores. Mencionó igualmente el compromiso que mostró nuestra comunidad universitaria en el Censo 2017.

En materia de investigación y posgrado, destacó la creación de la Vicerrectoría que se hará cargo de coordinar y potenciar los esfuerzos en estas áreas, los proyectos de investigación, desarrollo y emprendimiento adjudicados y en marcha, la participación en iniciativas regionales y los logros ya obtenidos y los que se alcanzarían próximamente en acreditación de los programas de posgrado, con lo que –dijo- quedaríamos en una excelente posición para presentarnos al área de Posgrado en la acreditación institucional 2019.

Se refirió asimismo a la implementación del Estatuto Académico, recordando que se presentó al Consejo Académico un proyecto elaborado participativamente y ahora se espera recibir nuevos aportes de las facultades. Adicionalmente, se trabaja en un sistema informático para la evaluación del desempeño docente. “Es un proceso delicado pero será beneficioso para el fortalecimiento de la carrera académica y el prestigio institucional”, aseveró.

Respecto de la modernización de la gestión administrativa, resaltó la puesta en marcha del proceso de autoevaluación de cara a la próxima acreditación institucional, la certificación del reporte de sostenibilidad en responsabilidad social, de los procesos administrativos bajo la Norma ISO 9001.2015 y del Acuerdo de Producción Libre para las instituciones de educación superior. Aludió además a la adecuación de la misión y visión de la UBB con la incorporación de la naciente Región de Ñuble y las realizaciones en el campo de la informática. Por otro lado, puntualizó las principales obras construidas, en ejecución y que pronto se iniciarán, para el mejoramiento de la infraestructura académica y equipamiento en los tres campus universitarios.

A continuación, abordó los avances en el fortalecimiento de la estructura organizacional de las unidades académicas y el cumplimiento de la tercera misión institucional. Subrayó que a partir de 2017 se está impulsando una nueva política de vinculación con el medio, que propicia la generación de conocimiento compartido y de mutuo beneficio entre actores externos e internos a partir de la docencia y la investigación. Aludió al incremento de la cooperación internacional, la constitución de centros de titulados de todas las carreras y un centro general, al trabajo desarrollado para la instalación de un Centro de Formación Técnica Intercultural en Tirúa – pionero en Chile – y a las actividades de difusión de carreras y de extensión artística y cultural.

Finalmente, se refirió a las acciones orientadas a potenciar la participación y formular los nuevos estatutos universitarios y a fortalecer el clima laboral y la identidad institucional, así como para asegurar el empleo.

Para lo que viene, el Rector enumeró los cuatro impulsores del desarrollo institucional y un desafío de corto plazo, clave por su importancia estratégica: Realizar un proceso eleccionario de alta calidad para decidir nuestra máxima autoridad en julio, bajo dos principios ya naturales en nuestra institucional, la neutralidad de la administración y reglas claras, transparentes y oportunamente difundidas. “La Universidad del Bío-Bío debe seguir siendo un ejemplo también por su proceso democrático interno”, concluyó.

CUENTA ANUAL 2018

Descargue desde aquí el texto del discurso en formato PDF

Vea aquí la presentación en formato de video