Escuela de Diseño Gráfico UBB aporta nuevos profesionales al país

Una nueva promoción de 38 profesionales egresó de la Escuela de Diseño Gráfico. El Premio Universidad del Bío-Bío, máximo galardón del nivel de pregrado, recayó en Alejandra Rojas Moraga, Oliver Muñoz Soto y Jorge Salgado Varas.

La Ceremonia de Titulación se desarrolló en la Sala Schäfer, ubicada en el Centro de Extensión de la sede Chillán, y fue presidida por el decano de la Facultad de Educación y Humanidades, Marco Aurelio Reyes Coca, junto con la presencia del secretario académico de la Facultad de Arquitectura, Construcción y Diseño, Gerardo Saelzer Fuica; la directora de la Escuela de Diseño Gráfico, Jacqueline Santos Luarte; el director del Departamento de Comunicación Visual, Hugo Cáceres Jara, académicos de la carrera y familiares de los titulados.

El secretario académico de la Facultad de Arquitectura, Construcción y Diseño, Gerardo Saelzer Fuica, entregó el saludo de la decana María Cecilia Poblete Arredondo, quien se encontraba fuera del país, y valoró el acto de la titulación como un instante trascendente donde los hasta ahora estudiantes se convierten en profesionales, con todo lo que ello implica.

“Es el fin de una etapa y de algo tremendamente importante para cada uno de ustedes y también para sus familias, porque abordaron juntos este desafío: estudiar una carrera para lograr un porvenir, el futuro, lo que viene, y para ustedes es el inicio de una nueva gran etapa, donde el trabajo ya no es para obtener una buena nota, sino para ofrecer un servicio real; no es para pasar el ramo sino para seguir estudiando. Estudiar o trabajar para entregar un servicio a otro, por un sueldo o por un pago implica una gran diferencia. Pasar de una responsabilidad hacia uno mismo, hacia una responsabilidad profesional y social. Hay que tener conciencia del actuar propio, a partir de esta nueva condición: el ser profesional”, destacó.

Asimismo, el secretario académico puso énfasis en la serie de habilidades que los nuevos profesionales deberán practicar y demostrar constantemente. “Aparecen conceptos como la ética, normas, valores y principios que regulan el correcto actuar de una persona a lo largo de su vida; la responsabilidad, la empatía, la sociabilidad, la escucha activa, el trabajo en equipo, la tolerancia, la capacidad de trabajar bajo presión, manifestar respeto a la opinión ajena, capacidad de adaptación al cambio, creatividad, capacidad de resolver problemas, actitud positiva, optimización del tiempo, seguridad personal y asertividad. Estos ejercicios y demandas que pudieran parecer básicas requieren un esfuerzo constante y constituyen una apuesta segura de profesionalismo integral”, aseveró Saelzer Fuica.

A su vez, la directora de la Escuela de Diseño Gráfico, Jacqueline Santos Luarte, precisó que la ceremonia de titulación es un momento sublime, especialmente significativo para los egresados y sus familias pues marca el comienzo de la vida profesional, llena de desafíos, metas, sueños y logros por alcanzar. “Como diseñadores gráficos, sabemos que algunos componentes fácticos de nuestra disciplina, se mueven de manera vertiginosa, ello obliga siempre a tener una actitud responsable y permanente con el aprendizaje. Todas las habilidades y conocimientos adquiridos, deben ser continuamente complementados y actualizados. El aprender debe ser desde ahora, una constante en su vida”, advirtió.

La académica Jacqueline Santos también alentó a los nuevos profesionales a proyectar su acción con valentía, para sobreponerse a las adversidades propias de la vida. “Cada día es una lucha diferente, pero siempre con más experiencia. Por eso les digo, enfóquense en sí mismos, construyan la realidad que quieran vivir, trabajen para que sus sueños se hagan realidad. Esfuércense con ahínco para que las cosas sucedan aunque la mayor parte del tiempo, el viento sople en contra. Recuerden que la excelencia no es un acto sino un hábito. Trabajen sobre el mayor bien que ustedes poseen: ustedes mismos”, les instó.

Al finalizar, la directora de la Escuela de Diseño Gráfico hizo hincapié en el hecho que el éxito de los nuevos profesionales dependerá exclusivamente del mérito personal y de las decisiones que éstos sepan adoptar. “Enfrenten la tarea de vivir y sentir cada día con orgullo y sin miedo; que sigan siempre aprendiendo, que se creen oportunidades, que vayan y exploren todas las alternativas, sin temor. No se permitan esperar que la vida llegue a ustedes, vayan ustedes por ella, y vívanla con todo lo que ello significa. Estimados egresados, sólo me resta decir que con este título profesional, han adquirido una responsabilidad con la sociedad, con lo que se dice y cómo se dice, con la imagen como texto social. Éxito, amor y felicidad en lo que resta del camino”, concluyó.

Durante la ceremonia también se hizo entrega de distinciones a los alumnos más destacados de la promoción. De este modo, el Premio Universidad del Bío-Bío, máximo galardón del nivel de pregrado, recayó en Alejandra Rojas Moraga, Oliver Muñoz Soto y Jorge Salgado Varas.

En tanto, el Premio Alumna Integral se otorgó a María Fernanda Rodríguez. Finalmente, el Premio Marta Colvin Andrade, fue concedido a los egresados María Fernanda Rodríguez y Julio Navarro Saravia.

En representación de la promoción, correspondió a Jorge Salgado Varas brindar un mensaje de despedida y agradecimiento.

La velada fue amenizada por el guitarrista y músico flamenco, Heraldo Ortega Pacheco.