Especialista destaca el modelo TPACK y su vinculación con la semiótica en la enseñanza de la Matemática

“Integración de las TIC en el aula de Matemática bajo el modelo TPACK”, se denominó la conferencia de la clase inaugural de la Escuela de Pedagogía en Educación Matemática UBB, ofrecida por el Dr. Pedro Salcedo Lagos, director del Programa de Investigación, Desarrollo y Transferencia de Tecnologías Educativas de la Universidad de Concepción.

En la oportunidad se reconoció que la educación matemática, como parte sustancial de la cultura humana, proporciona a las personas un amplio sentido de la vida y del mundo, como también le aporta medios e instrumentos para mejorar su experiencia cotidiana. Para ello, en el mundo escolar actual 2.0 y más, el profesor o profesora de Matemática requiere de nuevas herramientas y de su correcta integración.

El director de la Escuela de Pedagogía en Educación Matemática, académico Rodrigo Panes Chavarría, destacó que las conferencias impartidas por destacados académicos e investigadores, como es el caso del Dr. Pedro Salcedo, tributan sustancialmente al proceso formativo de los estudiantes y son un estímulo para generar nuevos aprendizajes.

“El Dr. Salcedo es profesor titular de la Facultad de Educación de la Universidad de Concepción; profesor de Matemática y Física; Doctor en Ingeniería en Informática; director de Postgrado e Investigación de la Facultad de Educación de la UdeC; director del Magíster en Informática Educacional para la Docencia, y director del Programa de Investigación, Desarrollo y Transferencia de Tecnología Educativa”, enfatizó.

Durante su exposición el Dr. Pedro Salcedo Lagos explicó que los profesores y profesoras en general poseen un conocimiento adecuado de las TIC, pero no necesariamente las integran a sus clases de la manera más óptima. Un ejemplo de ello sería el empleo de las pizarras digitales, que según diversos especialistas, serían subutilizadas desaprovechando su real potencial.

“Los profesores y los profesionales que hacen clases dominan bien su área disciplinar; también los aspectos pedagógicos porque han cursado postgrados y cursos de especialización, e igualmente manejan las tecnologías que les permiten resolver problemas en su especialidad. Sin embargo, la integración de las tres áreas para lograr el aprendizaje efectivo, no se ha estudiado ni desarrollado en profundidad y existen estudios internacionales que así lo demuestran. Por ejemplo, se aplicó un cuestionario a 1.500 profesores a nivel latinoamericano y demostró que los maestros no saben integrar o utilizar didácticamente las tecnologías. Es decir, no saben a ciencia cierta qué tecnología utilizar para resolver un problema de álgebra o con qué estrategia de enseñanza”, describió.

En ese marco, el modelo TPACK (Tecnología, Pedagogía y Contenido, en español) aparece como una alternativa puesto que se basa en identificar la naturaleza del conocimiento requerido por los profesores para la integración de la tecnología en su enseñanza. Se propone que los esfuerzos de la integración tecnológica deben ser diseñados creativamente para áreas particulares en contextos específicos.

“En nuestro grupo de investigación consideramos el modelo TPACK y lo relacionamos con la semiótica. El matemático francés Dr. Raymond Duval recurre a la semiótica para explicarnos que los objetos matemáticos, para poder ser adquiridos, deben ser visualizados de distinta forma. No basta con verlos en un solo símbolo, no es suficiente que en álgebra, por ejemplo, se utilice sólo una descripción de lo que es una ecuación, sino que tengo que ver la ecuación y tengo que interactuar con la ecuación en un gráfico, en una tabla, por mencionar un caso. De otro modo es imposible que una persona logre adquirir en todas sus dimensiones el objeto matemático”, aseveró el Dr. Salcedo Lagos.

El Dr. Pedro Salcedo argumentó que en el caso de la Matemática, a diferencia de otras disciplinas, los conceptos u objetos que se deben conocer y comprender son abstracciones, de manera que es necesario representar el concepto de distintas formas.

“En eso las tecnologías pueden contribuir mucho porque permiten representar de distinta manera y en forma simultánea. Las tecnologías son como un laboratorio donde podemos ir experimentando e interactuando y eso me permite adquirir el concepto semióticamente”, recalcó el Dr. Salcedo.

El secretario académico de la Facultad de Educación y Humanidades, Carlos Ossa Cornejo, valoró la amplia participación de estudiantes y académicos, y relevó la trayectoria y experiencia del Dr. Pedro Salcedo Lagos. “Nuestro conferencista es un gran investigador y propone un tema fundamental para la formación de futuros profesores de Matemática: aprovechar el ámbito de la informática como herramienta para potenciar completamente la formación pedagógica, la enseñanza y el aprendizaje. Se ha visto que la vinculación entre tecnología y aprendizaje genera una potenciación en el logro de resultados académicos”, aseveró.




Nuevos Laboratorios de Ciencias Básicas refuerzan presencia de la Universidad del Bío-Bío en la naciente Región de Ñuble

Moderno edificio posee una superficie de 1.040 metros cuadrados y considera seis laboratorios: dos de Química e igual número de Biología y Física. La obra supuso una inversión de 802 millones 133 mil 519 pesos y cumple con la normativa vigente de accesibilidad universal. Rector Héctor Gaete Feres presidió el corte de cinta junto a la prorrectora Gloria Gómez Vera; el vicerrector de Investigación y Postgrado, Mario Ramos Maldonado; el decano de la Facultad de Ciencias, Fernando Toledo Montiel; el director del Departamento de Ciencias Básicas, Julio Alarcón Enos; el director académico Juan Carlos Marín Contreras y el académico Luis Lillo Arroyo.

Un ambiente de auténtico júbilo se vivenció durante el acto de inauguración de los nuevos Laboratorios de Ciencias Básicas emplazados en el Campus Fernando May de la sede Chillán.

La construcción del nuevo edificio se inserta en el plan de obras institucional, orientado a responder a las necesidades del desarrollo universitario en sus diferentes dimensiones: formación de capital humano, investigación y vinculación con el medio. Su implementación refleja los avances institucionales en materia de infraestructura y refuerza la presencia de la Universidad del Bío-Bío en la naciente Región de Ñuble.

El rector de la Universidad, Dr. Héctor Gaete Feres, precisó que la construcción de los Laboratorios representa un sueño que se venía gestando hace ya algunos años, y contó siempre con el respaldo y compromiso de los distintos directores de departamento.

“El Departamento de Ciencias Básicas es esencial para la Universidad; sabemos que parte importante del esfuerzo que ha tenido la Universidad en Ciencias se debe al aporte de este Departamento. Si uno revisa la información, no es imaginable la acreditación en Investigación sin la contribución importante de nuestra Facultad de Ciencias y particularmente del Departamento de Ciencias Básicas, de manera que muchas gracias por la contribución que hacen y seguirán haciendo”, aseveró el rector.

El rector Gaete Feres destacó que así como la concreción de los nuevos laboratorios, la Facultad de Ciencias también se plantea otros desafíos como el futuro Centro de Ciencias Exactas, propuesta aprobada en forma unánime por el Consejo Académico universitario.

“Para el logro de estos sueños es fundamental la contribución de nuestros científicos, directivos, el personal administrativo; todos ellos aportan un grano de arena para concretar los esfuerzos institucionales, en este caso, a través del Departamento de Ciencias Básicas y de la Facultad de Ciencias.

El Dr. Héctor Gaete también tuvo palabras de reconocimiento para el Departamento de Proyectos y Construcciones de la UBB, así como para los obreros y la empresa constructora que levantó la obra.

En tanto, el decano de la Facultad de Ciencias, Dr. Fernando Toledo Montiel, expresó su satisfacción por el logro que implica la construcción del nuevo edificio, lo que grafica la importancia de la Facultad y del Departamento de Ciencias Básicas en el desarrollo científico de la Universidad y en la formación de los estudiantes. “Agradecemos, en la persona de nuestro Rector, el apoyo del gobierno universitario, no sólo en la concreción de este importante laboratorio, sino que además en el apoyo de los logros y desafíos que el Departamento de Ciencias Básicas ha estado planteándose”, aseveró.

El decano Toledo Montiel también valoró la participación de científicos, personal administrativo y estudiantes de pregrado y postgrado, presentes en el acto inaugural. “Con este laboratorio responderemos a múltiples necesidades de formación, pero también nos permitirá dar justas soluciones a investigadores que no tenían espacios para desarrollar sus investigaciones. Responder con justicia y oportunidad es también contribuir a mejorar nuestro aporte científico”, argumentó.

El Dr. Fernando Toledo destacó que sobre la base de los logros actuales, la comunidad de la Facultad de Ciencias se plantea desafíos más exigentes que requieren ante todo un trabajo armónico y una visión compartida de desarrollo.

Tras el corte de cinta los concurrentes realizaron un breve recorrido por las nuevas dependencias.




“Nutrición basada en la evidencia” fue tema de la Primera Jornada de Actualización de la Escuela de Nutrición y Dietética y el Centro de Titulados

“Nutrición Basada en la Evidencia: Una competencia eficaz en el quehacer profesional del Nutricionista”, se denominó la conferencia dictada por el profesional egresado de la Universidad del Bío-Bío, MSc. Kristian Buhring Bonacich, miembro permanente de la Red Iberoamericana de Nutrición Basada en Evidencia, y director de la carrera de Nutrición y Dietética, mención Gestión y Calidad, de la Universidad Andrés Bello de Concepción.

La actividad, desarrollada en el Aula Magna del Campus Fernando May, fue convocada conjuntamente por la Escuela de Nutrición y Dietética y el Centro de Titulados de la carrera.

La vicepresidenta del Centro de Titulados de la carrera de Nutrición y Dietética UBB, Marcela Vera Cabalín, expresó que la Jornada ofreció una mirada que enriquece y fortalece la toma de decisiones en el quehacer profesional. Asimismo, valoró el hecho que el conferencista Kristian Buhring Bonacich, líder en este campo de acción, sea un destacado egresado de la Universidad del Bío-Bío.

En tanto, el director de la Escuela de Nutrición y Dietética, Dr. Patricio Oliva Moresco, detalló que el plan de desarrollo de la carrera valora la necesidad de vincularse activamente con el medio y en ese contexto, la relación estrecha con el Centro de Titulados juega un rol fundamental y permite hacer patente un accionar bidireccional de beneficio mutuo. En este caso, el propósito es entregar nuevas herramientas para un mejor desempeño y fortalecer las competencias en el desarrollo profesional.

“La Nutrición basada en la evidencia constituye un modelo derivado de la Medicina basada en la evidencia, en el que se propone un método sistemático, explícito, transparente y establecido con anterioridad al inicio de la investigación documental para ayudar a que los profesionales que trabajan en el campo de la Nutrición humana y dietética y sus pacientes, tomen las mejores decisiones con el respaldo de las pruebas más rigurosas”, expresó Oliva Moresco.

El conferencista invitado, MSc. Kristian Buhring Bonacich, reiteró que la Nutrición basada en la evidencia, deriva de la Medicina basada en la evidencia, la que se define como “el uso consciente, explícito y juicioso de la mejor evidencia científica disponible, con el objetivo de tomar decisiones sobre el cuidado de la salud de las personas. Es así como en dicho concepto se conjugan tres componentes: Evidencia científica, Experiencia y Valores y preferencias de los pacientes”, señaló.

La Nutrición basada en la evidencia, según explicó Buhring Bonacich surge a partir de un hecho cierto, y es que “el conocimiento teórico presenta una pequeña brecha respecto del conocimiento práctico o aplicado, y lo que buscan los procedimientos de la Nutrición basada en la evidencia es acercar, contextualizar o aterrizar lo teórico a lo práctico, y eso lo realiza a través de la investigación científica que ha demostrado que cuando se ha aplicado lo teórico a lo práctico, ha dado resultados”, manifestó.

Asimismo, el académico Kristian Buhring reconoció que la Nutrición basada en la evidencia es una disciplina emergente. “El primer acercamiento que tuve con el tema fue hace 5 años, cuando me formé en temas de Medicina basada en evidencia. Luego, el año 2016 me contactaron dos colegas de España y me comentaron que tras indagar confirmaron que no existían precedentes de esta práctica en Nutrición y lo que había disponible derivaba de líneas de investigación en Medicina o en Ciencias Biomédicas”, comentó.

En este marco nace la Red de Nutrición Basada en la Evidencia (Red NuBE) el año 2016, constituyéndose en el primer hito iberoamericano que posiciona el nuevo concepto. “Soy miembro permanente de la Red NuBE y actualmente el único representante en Chile. Nuestro objetivo es socializar este tema y contribuir a generar la suficiente masa crítica para empezar a trabajar e nivel local. Incluso, la proyección es que Red NuBE Iberoamericana tenga distintas sedes, y para eso es fundamental que Chile cuente con una masa crítica suficiente”, ilustró el investigador.

Considerando lo anterior, Kristian Buhring realizó un amplio llamado a los egresados y académicos asistentes para sumarse a esta agrupación. “Tenemos un espíritu común y es la necesidad e interés por llevar el mejor tratamiento, la mejor intervención, la mejor indicación a nuestros usuarios en las distintas áreas de desarrollo. Hasta ahora, la carrera de Nutrición y Dietética de la Universidad Andrés Bello es la única escuela en Chile que ha suscrito el convenio con Red NuBE, pero queremos ampliar esa relación con todas las escuelas de Nutrición de Chile. La Escuela de Nutrición y Dietética de la UBB podría sumarse perfectamente, puesto que nuestro único fin es fortalecer y enaltecer nuestra disciplina”, aseveró .

La secretaria académica de la Facultad de Ciencias de la Salud y de los Alimentos, Dra. Mónica Cardona Valencia, comentó que la práctica y desarrollo de la Nutrición basada en la evidencia aparece del todo pertinente, más aún cuando distinguidas personalidades del mundo académico, como el Dr. Sydney Burwell, decano de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard, ha sostenido de modo figurado pero no menos cierto, que “La mitad de lo que les enseñamos se demostrará que es falso en los próximo 10 años”, en alusión directa al vertiginoso ritmo de generación del conocimiento.

“Esta jornada de Nutrición basa en la evidencia ha sido sin duda una invitación a evaluar y reflexionar sobre el quehacer profesional (…) Los principios de una Nutrición basada en la evidencia son aplicables a nivel poblacional, lo que se ha dado en llamar Atención o Política Sanitaria Basada en la Evidencia, mediante todo aquello que debemos valorar: La tecnología, la cartera de servicios y los modelos de gestión más efectivos y eficientes, y sus resultados, y así por ejemplo las políticas alimentarias”, argumentó.

La Dra. Cardona Valencia reconoció el aporte de la plataforma iberoamericana Red NuBE, empeñada en agrupar las mejores evidencias en el campo de la nutrición humana, pues ello permite acercar a los profesionales y usuarios las pruebas científicas que necesitan, “derribando las barreras que impiden llegar a ellas”, aseveró.

La Dra. Mónica Cardona destacó igualmente la trayectoria del investigador Kristian Buhring, quien también oficia como editor de la Revista Española de Nutrición Humana y Dietética (RENYD, España); evaluador de Proyectos Conicyt; instructor de Simulación Clínica Integrada modelo IMS Harvard, entre otras actividades académicas.

Más información en  www.rednube.net

 

 




Referente nacional de Bioética Dr. Manuel Santos Alcántara protagonizó Primer Workshop de la disciplina en la UBB


“Regulación de la Investigación Científica: Estado Actual y Desafíos” se denominó el Primer Workshop en Bioética de la Universidad del Bío-Bío. El espacio congregó a especialistas de la Pontificia Universidad Católica de Chile, Universidad de Chile, Universidad de Santiago, Comisión Nacional de Bioética y de la propia UBB.

“Generar un espacio de conversación reflexiva plural, multidisciplinaria y crítica, en torno a problemas éticos frecuentes dentro de la investigación científica, estimulando el proceso de autocrítica y concienciación entre los estudiantes e investigadores de la enorme responsabilidad que implica investigar en Ciencias”, fue el principal objetivo del Primer Workshop en Bioética de la Universidad del Bío-Bío, organizado a través de la Facultad de Ciencias y el Magíster en Ciencias Biológicas en alianza con la Sociedad Chilena de Bioética

La conferencia inaugural fue dictada por el Doctor en Genética y especialista en Bioética, Manuel Santos Alcántara, presidente de la Sociedad Chilena de Bioética, quien expuso sobre “Concepto y Principios de Bioética” y luego sobre “Aspectos Bioéticos de la Investigación Científica con Seres Humanos”.

Al iniciar la conferencia el Dr. Santos Alcántara precisó que su postura bioética es más cercana a la corriente personalista que principialista, y no concuerda con la corriente utilitarista ni con la transhumanista. Esta definición es fundamental porque existen distintas perspectivas antropológicas sobre este tema.

“Esta es una muy buena iniciativa surgida en la Universidad del Bío-Bío, porque hoy no se puede realizar ninguna investigación científica sin que se respeten algunos requisitos éticos, particularmente, en todo lo relacionado con investigación en seres humanos, animales, plantas, bacterias. El científico tiene una responsabilidad frente a la sociedad respecto a los estudios que pueda hacer con toda forma de vida. En este contexto, quien regula esta normativa sobre cómo hacer investigación respetando la vida en todas sus formas es precisamente la Bioética”, expresó el conferencista.

El especialista comentó que es el investigador Van Rensselaer Potter, en la década de 1970, quien acuña el concepto y definición de Bioética. El científico advierte que la supervivencia de todo el ecosistema se encuentra en peligro debido a la ruptura entre el saber científico y el saber humanístico. Por ello propone establecer un puente entre la cultura científica y la humanista, rol que desempeñaría la Bioética, con el objetivo de enseñar a cómo usar el conocimiento en el campo científico-tecnológico. En su perspectiva, la Bioética debe unir los valores éticos, no sólo referidos al hombre sino a la biósfera y los hechos biológicos, puesto que ello permitiría la sobrevivencia del ecosistema.

El Dr. Manuel Santos Alcántara explicó igualmente que la Bioética considera las áreas de la Biomedicina que atañe a seres humanos y animales de experimentación; Estudios Sociales, referidos a los seres humanos; Biología, donde se considera a microorganismos animales y plantas; y la Ecología.

Los modelos o corrientes de la Bioética se sustentan en las distintas concepciones del hombre, es decir, el modelo ético que se utilizará se sustenta en una mirada antropológica específica. Es así como se identifican los siguientes modelos: Ética Deontológica o Kantiana, Principialista, Relativista (Casuista, Utilitarismo), Personalista, Casuista, Sociobiologista, Ética de la Virtud (Bienes Humanos) y Transhumanismo, según ilustró el Dr. Santos Alcántara.

Acto inaugural

El Workshop se desarrolló en el Aula Magna del Campus Fernando May y consideró la participación de autoridades universitarias, académicos y académicas, estudiantes de pregrado y de postgrado, junto a los conferencistas invitados.

La prorrectora de la Universidad del Bío-Bío, Gloria Gómez Vera, felicitó y reconoció la pertinencia y necesidad de reflexionar sobre el tema que propuso el Workshop. “Efectivamente, podemos decir que los investigadores e investigadoras poseen una óptima formación científica, disciplinar y con toda seguridad, también personal. Sin embargo, ello no impide que en el desarrollo de sus tareas investigativas se vean enfrentados a dilemas, a profundas disquisiciones que nos plantean interrogantes, porque la naturaleza de la cuestión que se analiza es compleja, no se revela con claridad como el blanco o el negro, sino más bien como un área nebulosa o difusa”, aseguró.

Lo anterior, cobra plena relevancia cuando dichas investigaciones se vinculan con las personas, con los seres vivos y el medioambiente, agregó la prorrectora. “Como lo hemos dicho, el poseer una formación científica no siempre es garantía de un proceder ético. La historia nos enseña que con el argumento de la investigación científica, en más de una ocasión se han traspasado límites y se han cometido abusos”, advirtió.

En tanto, el decano de la Facultad de Ciencias, Dr. Fernando Toledo Montiel, citando al Dr. Van Rensselaer Potter, enfatizó que “-a medida que se ingresa a la era del tercer milenio, cada vez estamos más conscientes del dilema formulado por el aumento exponencial del conocimiento, sin un aumento de la sabiduría necesaria para manejarlo-. Se refería (Van Rensselear Potter) con preocupación a la fragilidad del uso de este conocimiento, el cual no necesariamente tiene por objetivo la supervivencia humana o la mejora de su condición”, manifestó.

El decano Toledo Montiel precisó que en virtud de lo anterior, el desafío para las universidades es la adecuada aproximación a los dilemas que conciernen al campo de la Bioética en una visión abarcadora de todas las manifestaciones de la vida.

“Para ello debemos tener presente algunos fenómenos que deben formar parte de nuestra reflexión crítica constante. La globalización, como fenómeno que incide fuertemente en los equilibrios de la vida; la interculturalidad, que reclama nuevos y urgentes esfuerzos de diálogo entre culturas diferentes y la búsqueda de caminos convergentes en torno a problemas que se observan comunes; la rehumanización de la producción del conocimiento, como necesidad de buscar caminos convergentes, orientados a recuperar la capacidad de unir a la sociedad. Y quizás un cuarto punto, nuestra creciente falta de nivel de conciencia sobre el sentido de la responsabilidad compartida, y no ser conscientes, a veces, de que somos parte de una cultura que debe nutrirse de prioridades con sentido para el crecimiento de la sociedad. En suma, no tenemos a veces conciencia de que estamos invitados a promover y a aportar los equilibrios dinámicos sobre los que descansa la vida”, advirtió.

El Dr. Toledo comentó que en este sentido las universidades tienen una gran oportunidad de formación, pues a partir de la valoración de la autonomía moral de los miembros de la comunidad, las interdependencias y convergencias que se generan en torno a valores compartidos, el pensamiento ético emerge como una herramienta fundamental para valorizar la dimensión del diálogo, los consensos y los acuerdos capaces de orientar la toma de decisiones fundadas en la prudencia y responsabilidad, como sello de actuación de las personas que componen una institución.

El coordinador general del Workshop, Dr. Enrique Zamorano Ponce expresó un especial reconocimiento a la Sociedad Chilena de Bioética en la persona de su presidente, Dr. Manuel Santos Alcántara, por confiar y brindar su apoyo a la realización del encuentro.

“Desde que Van Rensselaer Potter acuñara el término bioética en la década de los años 70, esta joven disciplina ha adquirido una importancia gravitante en el desarrollo de diferentes líneas de investigación. Y pese a que la bioética se ha desarrollado en estrecha relación con la esfera sanitaria y ha sido considerada como aquella disciplina que da respuesta a los cuestionamientos éticos generados por el avance de la ciencia y la técnica y su aplicación en la medicina, este no es su único objeto de estudio”, comentó el investigador UBB.

El Dr. Zamorano Ponce precisó que la bioética, como ética aplicada, pretende dar solución a las contrariedades morales que germinan, ya sea en la relación del hombre con el resto de la biósfera y las generaciones futuras; de la relación del sujeto con las instituciones de la sociedad; como de la relación entre los individuos durante la atención sanitaria o la ejecución de un protocolo de investigación.

“Es así que en el ejercicio de la bioética, independiente del ámbito, se identifican los problemas, se formulan principios legítimos y razonables, se especifican los posibles contextos de su uso, y se aplican reglas en casos concretos. Por lo tanto, el modelo de la ética es transdisciplinar, procedimental y dialógico, es decir, un diálogo entre oyentes con distinta formación, experiencias y creencias en condiciones de reconocimiento recíproco, los cuales comparten y contextualizan el significado de los conceptos que utilizan, con el fin de lograr un discurso que sea legítimo socialmente y que permita el entendimiento en una sociedad pluralista que presenta diversos códigos morales”, describió.

El Dr. Zamorano subrayó que la bioética es necesaria para mediar la relación entre las ciencias de la vida y los valores que son esenciales para la sociedad. Asimismo, la bioética es trascendental en el contexto actual y las reivindicaciones relacionadas con el bienestar humano y del medioambiente.

“Nuestros tiempos requieren valores consistentes en el trabajo científico. La Bioética, exegética en su fundamento, es un área multidisciplinaria del conocimiento cuyo objeto de estudio es la vida, su conservación y progreso. Se ocupa de examinar y precisar aquellos elementos que proporcionan una óptima conducta humana con relación a la vida, referida a la humanidad, a la vida animal o vegetal así como del medio en que puedan darse los contextos admisibles para la convivencia”, reflexionó.




Académico UBB publica libro sobre el primer obispo de Chillán: “Martín Rücker Sotomayor. Una vida sin ‘descanso en el trabajo’ (1867-1935)”

El académico del Departamento de Ciencias Sociales, Dr. Marco Antonio León, director del programa de Magíster en Historia de Occidente, publicó su último libro a través de la Sociedad de Historia de la Iglesia en Chile y del Centro de Estudios Bicentenario. La obra aborda la trayectoria vital de Martín Rücker, el primer obispo de la Diócesis de Chillán creada en 1926.

El Dr. Marco Antonio León explicó que el título de la publicación toma parte del lema episcopal del obispo, en alusión al constante trabajo desarrollado por Rücker Sotomayor durante toda su vida. “Martín Rücker fue un religioso bastante trabajador y muy sistemático. Antes de convertirse en obispo de Chillán, pasó por varios escenarios geográficos y tuvo también distintos cargos y responsabilidades. Fue profesor del Seminario de Valparaíso; vicario apostólico de Tarapacá; vicario general del Arzobispado de Santiago; rector de la Universidad Católica; y decano de la Facultad de Teología cuando funcionaba en la Universidad de Chile”, precisó.

Con posterioridad a la promulgación de la Constitución de 1925, que separa definitivamente a la Iglesia del Estado, Rücker Sotomayor recibe la gobernación eclesiástica de Chillán y en 1926 asume la transformación de dicha gobernación en obispado, convirtiéndose en el primer obispo de la Diócesis de Chillán conformada por buena parte de lo que hoy es la provincia de Ñuble.

“Martín Rücker tiene una labor muy significativa y le correspondió protagonizar varios acontecimientos de la época, como la matanza de Santa María de Iquique, donde en su calidad de vicario apostólico intentó moderar los ánimos. Luego, en la Diócesis de Chillán, fundamentalmente deberá desarrollar y profundizar la evangelización en la zona, estableciendo nuevas congregaciones, nuevas obras sociales, favoreciendo el apoyo a la evangelización y a las misiones en las zonas rurales, activando el culto en la ciudad y en otros centros poblados menores”, describió el Dr. Marco León.

El investigador UBB precisa que Martín Rücker también destaca por ser un buen escritor. De ello dan cuenta los diarios de viaje que se encuentran en el archivo del Obispado de Chillán; las Conferencias Populares y las distintas cartas pastorales que formula. “La Revista Católica da buena fe de las pastorales que él se encarga de redactar, es un escritor bastante prolífico, aparte de no descuidar el trabajo pastoral”, enfatiza el autor.

“Mi idea con este trabajo no es entregar una visión idealizada ni una hagiografía de un hombre de la Iglesia Católica. El personaje me interesa porque estimo que a través del estudio comprensivo y analítico de su biografía se puede comprender un contexto de época y en este caso un contexto local, como es el de Chillán entre la década de 1920 y mediados de los ’30 del siglo XX”, afirmó el Dr. León.

El Dr. Marco Antonio León señaló que el libro considera también una selección de escritos de Martín Rücker. “Esos escritos son fundamentalmente sus pastorales, pero también algunos documentos dispersos que se encontraban tanto en el archivo del Obispado de Chillán, como en otras publicaciones que no siempre son de fácil acceso. Se escogió dichos textos en atención a que el propio Rücker manifestó en algún momento que le parecían significativos y también se eligió otros porque ayudan a complementar y explicar la biografía del obispo”, argumentó León.

El Dr. León aseveró que el periodo 1867-1935, que marca el nacimiento y deceso del religioso, es una época marcada fundamentalmente por el proceso gradual de secularización social que vive Chile, que de alguna manera adquiere su concreción con la Constitución de 1925 que define la separación de la Iglesia y el Estado.

“También es un periodo interesante porque se confirma la presencia, cada vez más significativa, de otros credos religiosos, especialmente del protestantismo y también irrumpen nuevos idearios sociales, como son las ideas comunistas y socialistas. Es un escenario con el que la Iglesia Católica y sus representantes tienen que aprender a convivir o a coexistir. A veces en una lógica de enfrentamiento y a veces en una lógica de aceptación; aceptar que el mundo se ha vuelto más complejo y las ideas también son más complejas y diversas, y que finalmente hay que coexistir con ellas”, ilustró.

Origen de la publicación

El Dr. Marco Antonio León precisó que el origen del libro “Martín Rücker Sotomayor. Una vida sin ‘descanso en el trabajo’. (1867-1935)”, se remonta a su época de estudiante de pregrado en el Instituto de Historia de la Pontificia Universidad Católica de Chile, específicamente, en el seminario sobre Historia de la Iglesia en Chile que impartía el académico Marciano Barrios Valdés.

En ese entonces, el profesor Marciano Barrios dirigía una colección que fue conocida como el Episcopologio Chileno, un estudio en 4 tomos sobre los obispos del periodo colonial. Ese estudio sobre los obispos chilenos pretendía tener una segunda parte relativa a los obispos y a las diócesis creadas con posterioridad a la Constitución de 1925.  Si bien el profesor Barrios Valdés editaba en la práctica dicho esfuerzo investigativo, oficialmente era el arzobispo de Santiago de la época, Carlos Oviedo Cavada, quien figuraba como director.

“En el marco del seminario de investigación el profesor Marciano Barrios propuso que trabajáramos distintos obispos, con las pretensión de generar capital cultural investigativo. Él corregiría esos trabajos y además se daba la oportunidad de publicar los trabajos en la segunda parte del episcopologio. Pero la proyectada segunda parte no se concretó debido al alejamiento de Oviedo Cavada del Arzobispado de Santiago y a su posterior deceso”, comentó el Dr. León.

El actual académico UBB escogió en este entonces (1992) la figura del obispo Martín Rücker Sotomayor, porque le llamó la atención la presencia de un religioso de ascendencia alemana en la zona centro-sur de Chile. Como la segunda parte del episcopologio nunca se publicó, el Dr. León vislumbró la posibilidad de publicar su trabajo como un artículo largo. De hecho, en 1998 pudo acceder al Archivo del Obispado de Chillán donde consultó nuevos documentos que le permitieron complementar lo que ya tenía.

“Pude revisar algunos cuadernos y la correspondencia. Luego guardé esa investigación y con los años siempre volvía a ella. El material empezó a crecer y me di cuenta que lo que inicialmente se había pensado como un artículo para el episcopologio y luego como artículo largo, podía transformarse en un libro. En función de ello, siempre estuve tratando de complementar y actualizar la bibliografía y la información que tenía de Martín Rücker. Claramente, al trabajar en Chillán me hizo mucho más sentido sacar adelante esta obra, que también era una forma de conocer algo de la historia de la ciudad en el siglo XX”, manifestó el Dr. Marco Antonio León.

La obra se encuentra disponible en la Feria Chilena del Libro y en Librería Antártica.




Estudiantes de Diseño Gráfico UBB idean propuesta de Diseño de Aplicación Móvil sobre comunicación no verbal

El académico del Departamento de Comunicación Visual, Rodolfo Quezada Cofré, en el marco de la asignatura Taller de Diseño Contextualizado III, desarrolló junto a estudiantes y el ayudante de la asignatura, Kurt Bäuerle, una acabada propuesta de Diseño de Aplicación Móvil sobre comunicación no verbal.

Los resultados del trabajo realizado durante alrededor de dos meses fueron presentados en un seminario que contó con la participación del decano de la Facultad de Arquitectura, Construcción y Diseño, Roberto Burdiles Allende; el secretario académico Hernán Ascui Fernández; académicas y académicos del Departamento de Comunicación Visual y estudiantes de la carrera.

El alumno ayudante Kurt Bäuerle explicó que la aplicación se orienta particularmente a las denominadas comunidades nómadas, tendencia sociocultural que adoptan muchas personas y que consiste en transitar constantemente por distintos países o regiones con diversas culturas e idiomas, aunque también puede ser de utilidad para viajeros u ocasiones más puntuales, según indicó.

“La aplicación es un reproductor y traductor de lenguaje no verbal para la comunidad nómada del mundo, que busca experiencias de comunicación intercultural efectivas y empáticas. Es decir, es una aplicación que servirá a personas que se mueven alrededor del mundo y requieren el entendimiento de mensajes no verbales de cada país”, aseveró.

Se trata de videos cortos o boomerang que dan cuenta de un gesto junto a la explicación de significado. Los propios usuarios podrán grabarse e incorporar los gestos que estimen necesarios, aunque igualmente se considera un filtro y un proceso de desarrollador para que se pueda visualizar.

“El desarrollo de esta propuesta consideró un trabajo de análisis muy exhaustivo por parte de los estudiantes y se optó por considerar mensajes significativos de cada país, no sólo los más icónicos. Hay que considerar que un determinado mensaje se puede representar con un determinado gesto en una cultura y en otra puede representarse de un modo distinto. Son mensajes de connotación clave y es necesario comprender eso para evitar malos malentendidos”, describió Kurt Bäuerle.

Según se indicó, los estudiantes de segundo año de Diseño Gráfico debieron aprender a manejar en un breve periodo un software nuevo, lo que también supuso un mayor nivel de complejidad en todo el proceso. “Como ayudante del curso debí orientar sobre el mejor empleo de esta herramienta. Es un producto interesante porque se trabajó una idea principal, se diseñó una estructura general de la aplicación y luego cada grupo compuesto por 6 estudiantes debió realizar un trabajo. Luego, el prototipo final lo formulé con todas las ideas que aportaba el mismo curso”, explicó Bäuerle.

Por su parte, el académico Rodolfo Quezada destacó que primeramente se buscó innovar a nivel pedagógico y didáctico con jóvenes que están en una etapa inicial de formación profesional. “El producto obtenido, desde un punto de vista académico docente, da cuenta de madurez vocacional, puesto que los estudiantes demostraron pasión y motivación por lo que representa el Diseño en la sociedad actual. A ellos les corresponde un papel importante como expertos en la creación de mensajes, medios o herramientas que facilitan la convivencia y el entendimiento entre las personas”, aseveró.

Rodolfo Quezada valoró el resultado técnico que consistió en un prototipo que fue validado en su función operativa y posteriormente revisado por expertos de diseño en el medio profesional de Santiago, quienes se pronunciaron positivamente sobre la sostenibilidad mercadológica de la aplicación, según describió.

Al respecto, el decano de la Facultad de Arquitectura, Construcción y Diseño, Roberto Burdiles Allende, recomendó presentar el trabajo a la Unidad de Emprendimiento de la Vicerrectoría de Investigación y Postgrado para impulsar la concreción de la propuesta de diseño.

El académico Quezada Cofré también subrayó el nivel de rendimiento alcanzado por todo el grupo curso, pues se logró motivar a la generalidad, un resultado que no siempre se obtiene en estas dinámicas. Ello se evidenció en la activa participación y asistencia durante el desarrollo de la unidad, con óptimas evaluaciones de procesos en un lapso acotado de alrededor de 2 meses y siempre con el horizonte de concretar el desarrollo de una aplicación.

Otro aspecto relevado por el académico del Departamento de Comunicación Visual, dice relación con la capacidad demostrada por los estudiantes de saber interpretar y describir la realidad, una falencia común de habilidades y capacidades entre los jóvenes que recién ingresan a la educación superior, según consignan distintos expertos.

“Sabemos que la realidad es un todo complejo y describirla e interpretarla requiere de preparación, pero aquí logramos eso. Los estudiantes pudieron referirse a una realidad tan compleja como es la realidad sociocultural de la movilidad espacial y de la experiencia intercultural a nivel de mensajes no verbales. No fue fácil, pero también hay un producto en términos de una habilidad de interpretación de una realidad que es de complejidad creciente”, aseveró Rodolfo Quezada.

El académico precisó que la experiencia se pretende compartir en las Jornadas de Innovación de la Docencia de la UBB.




Grupo de investigación GIDECAP congregó a centenar de profesores de Ñuble en Jornada de Desarrollo Emocional y Cognitivo para los Aprendizajes

La Jornada de Desarrollo Emocional y Cognitivo de los Aprendizajes, ideada como una actividad de cierre tras 2 años de funcionamiento, tuvo como propósito dar cuenta del trabajo realizado al interior del grupo a través de diversas investigaciones y compartir los resultados relevantes de dichas experiencias con los profesores de los establecimientos educacionales participantes en la investigación. Del mismo modo, se buscó generar vínculos con las comunidades educativas de Ñuble por medio de talleres ajustados a los requerimientos de dichas colectividades.

El Grupo de Investigación Desarrollo Emocional Cognitivo para el Aprendizaje (GIDECAP), coordinado por la académica Nelly Lagos San Martín es integrado por los académicos del Departamento de Ciencias de la Educación, Carlos Ossa Cornejo, Maritza Palma Luengo, Patricia Arteaga González, José Samuel Pérez Norambuena y por la académica del Departamento de Ciencias Sociales Ingrid Quintana Avello.

En primer término la Dra. Nelly Lagos San Martín brindó la exposición de resultados de las variables emocionales y cognitivas que influyen en el aprendizaje. La académica se refirió a las variables asociadas a perfeccionismo, ansiedad escolar y conciencia emocional en niños y adolescentes y continuó con los resultados de las variables cognitivas: creatividad, metacognición y metas de aprendizaje a cargo del Dr. Carlos Ossa Cornejo. Ambos expositores abordaron estas presentaciones agrupando los resultados en función del sexo y del curso académico.

En su presentación la Dra. Lagos San Martín destacó que las niñas y adolescentes mujeres presentan puntuaciones más altas en ansiedad escolar y en conciencia emocional, y más bajas que los niños y adolescentes hombres en perfeccionismo. “En función del curso académico, en 6° año básico se elevan los niveles de perfeccionismo, especialmente en la dimensión más desadaptativa de éste (perfeccionismo orientado crítica), datos que desde ahora nos debieran movilizar a la acción. En tanto, los niños presentan menores niveles de ansiedad respecto de los adolescentes, aunque con diferencias en las formas de manifestación de la ansiedad y en la jerarquía de las situaciones que la generan”, manifestó.

Al respecto señaló que los niños manifiestan su ansiedad de manera más homogénea que los adolescentes, quienes obtienen puntuaciones menores en ansiedad motora. Del mismo modo se obtuvo que los adolescentes sienten un mayor nivel de ansiedad ante la evaluación social respecto de los niños. Finalmente, en conciencia social, los datos muestran un aumento en las puntuaciones de estudiantes de 3° y 4° año medio, lo cual es buen resultado, indicó.

Por su parte el Dr. Ossa Cornejo, señaló que ni en relación con el sexo, ni con el curso académico, hubo grandes variaciones en las variables de las que dio cuenta, pero sí las hubo respecto de las dimensiones que conforman estos constructos. Sobre ello, sostuvo que la fluidez en la creatividad es la dimensión que más puntuación obtuvo en todos los cursos, y aunque con puntuaciones fluctuantes, se observó un ligero aumento en las puntuaciones según se avanza en el curso académico.

Respecto de la metacognición aseveró que la dimensión más desarrollada es el autoconocimiento y finalmente, en relación con las metas de aprendizaje, señaló que las metas de logro y seguidas de éstas las metas de aprendizaje, constituyen la dimensión con mayores puntuaciones.

De estos resultados se puede destacar que en la medida que los estudiantes vayan adquiriendo más valoración de las metas de aprendizaje se llegará a un proceso de trabajo más comprometido y significativo en el ámbito escolar.

La jornada continuó con dos talleres a cargo de los académicos Claudia Vásquez Rivas y José Samuel Pérez Norambuena. El primer taller correspondió a la práctica de mindfulness para el autocuidado de profesores y profesoras, en el que la académica invitada Claudia Vásquez, realizó junto con los  docentes algunos ejercicios prácticos de mindfulness, que contribuyen al desarrollo de habilidades de autocuidado y favorecen una adecuada salud física y mental. Del mismo modo, la académica enfatizó en las bases y fundamentos del mindfulness para atribuir la importancia de esta técnica milenaria y su aporte en la atención consciente a las experiencias presentes con interés, mente de principiante, ecuanimidad y compasión.

Para cerrar la jornada, el académico José Samuel Pérez, invitó a los docentes a reflexionar y discutir sobre los desafíos del profesor jefe en las escuelas. En este sentido, comenzó su taller indicando que esta figura en las aulas chilenas, es quien tiene la responsabilidad de ejercer un liderazgo, el cual debe caracterizarse por habilidades como la regulación emocional, asertividad, escucha activa, trabajo en equipo y la comunicación. El académico centró su taller en dos de las habilidades que a su juicio son las más relevantes: habilidades de regulación emocional y las habilidades de la comunicación efectiva.




Estudiantes de Pedagogía en Educación Matemática destacan experiencia en Congreso Capricornio, COMCA 2018

La vigésimo séptima versión del Congreso de Matemática Capricornio, COMCA, se realizó en la Universidad de Antofagasta. 12 estudiantes de la carrera participaron en uno de los encuentros de investigación más relevantes de la disciplina en Chile, que también considera conferencias y cursillos orientados a la enseñanza de la didáctica de la matemática.

La conferencia “Cuadrados mágicos y grupos diabólicos”, brindada por el reconocido académico Dr. Andrés Navas de la Universidad de Santiago de Chile, y el cursillo “Aprendizaje de la demostración matemática en enseñanza media” a cargo del Dr. Ángel Gutiérrez de la Universidad de Valencia, España, fueron algunas de las experiencias más valoradas por el grupo de 12 estudiantes de Pedagogía en Educación Matemática de la Universidad del Bío-Bío, quienes participaron en este importante congreso nacional.

Los estudiantes UBB valoraron el participar en encuentros de la envergadura y prestigio de COMCA, pues les permite conocer experiencias de otros jóvenes, así como académicos e investigadores que también pueden nutrir sus actividades de investigación o vislumbrar futuros estudios de postgrado.

La estudiante de cuarto año, Rosa María Monsalve Fuentealba, comentó que se animó a participar luego que el académico Dr. Aníbal Coronel Pérez, le indicara sobre la conveniencia de asistir a este tradicional congreso. “Estoy en cuarto año y debo ir definiendo un tema para mi actividad de titulación. Ir al COMCA me permitió tener una visión más amplia respecto de lo que se está investigando a nivel nacional e internacional”, precisó la joven.

Rosa María Monsalve asistió al cursillo sobre Didáctica de la Matemática, al igual que a una sesión de igual nominación. “A mí siempre me ha gustado el área de la Educación. Quizás optaré por darle un enfoque más didáctico”, aseguró.

La estudiante de cuarto año destacó que congresos de este tipo permiten conocer a otros jóvenes que se encuentran en etapas similares, buscando alternativas para orientar su desarrollo profesional y disciplinar, así como a otros que ya se encuentran cursando estudios de postgrado y que también orientan a partir de las experiencias que ya han vivido.

“Conocí una joven venezolana que estaba cursando su Doctorado y que había hecho su pregrado en la Universidad Católica del Norte en Antofagasta. También compartí con una niña colombiana que está realizando su Magíster y a otra joven de quinto año de Pedagogía en Matemática de la Universidad de Magallanes. Comparábamos nuestras mallas y podíamos ver las fortalezas de nuestra malla respecto de las otras, pues se destaca mucho por el énfasis en la Didáctica”, ilustró Rosa María Monsalve.

En tanto, el estudiante de quinto año, Ricardo Valdebenito Fuentes, destacó el apoyo del académico Dr. Ivo Basso Basso y reafirmó que la asistencia al congreso fue de gran utilidad, pues además de nutrirse con nuevos conocimientos, logró entablar contactos con académicos que se mostraron dispuestos a orientarle en sus actividades de titulación.

“Estoy investigando una Ecuación Diofántica, en específico la Ecuación de Pell. Básicamente, busco soluciones de esta ecuación ya que no es fácil encontrarla y menos para números grandes. Esto se vincula principalmente con teoría de Números y Aritmética. La investigación se denomina Nociones de la Ecuación de Pell”, comentó.

Ricardo Valdebenito participó en el Cursillo de Aprendizaje de la Demostración de la Matemática en Enseñanza Media. “Cuando uno se enfrenta a la práctica profesional y muestra una propiedad a los alumnos, es importante que esa propiedad quede demostrada en la clase. Eso aprendí en el cursillo que dictó el Doctor Ángel Gutiérrez, académico de la Universidad de Valencia de España”.

El estudiante de quinto año logró vincularse con el académico del Departamento de Matemática de la Universidad de Antofagasta, Dr. Luis Cortés Vega, quien investiga sobre Inverso Modular, materia que se relaciona con las Ecuaciones Diofánticas que interesan a Ricardo Valdebenito. El académico de la Universidad de Antofagasta le instó a perseverar en su investigación y ofreció su orientación en dicha tarea.

“También tuve la suerte de conocer a la profesora Daniza Rojas Castro, académica del Departamento de Matemática, quien organiza el Concurso Fotomatemática del Grupo de Docencia e Investigación en Matemática (GDIM) de la Facultad de Ciencias Básicas de la Universidad de Antofagasta. Se trata de un concurso que busca que estudiantes de enseñanza media encuentren en su entorno elementos relacionados con geometría, álgebra, teoría de números o cualquier otro relacionado y los plasmen en una fotografía. A mí me gusta mucho la fotografía y espero replicar ese concurso aquí en la Región de Ñuble”, afirmó.

El director de la Escuela de Pedagogía en Educación Matemática, Rodrigo Panes Chavarría, precisó que la Escuela respondió al afán de los jóvenes quienes expresaron su interés por concurrir a este encuentro. “Fueron los propios estudiantes los que evidenciaron su interés a través del Centro de Alumnos y sus representantes. Así comprometimos nuestro apoyo y se articuló el respaldo de la Facultad de Educación y Humanidades, de la Dirección de Desarrollo Estudiantil, el Departamento de Ciencias de la Educación y del propio Centro de Estudiantes de Pedagogía en Educación Matemática. De este modo se pudo cubrir el costo del traslado para varios de ellos, un elemento no menor considerando la distancia con Antofagasta, la sede del COMCA 2018”, ilustró.

Panes Chavarría aseguró que la Escuela de Pedagogía en Educación Matemática valora y estimula la concurrencia de los y las jóvenes a este tipo de actividades. “Creemos que los congresos y seminarios generan aprendizajes importantes para nuestros alumnos en la medida que logran vincular esos contenidos con sus materias y asignaturas, y con la propia acción docente que luego deberán desplegar en el aula. Si bien el congreso es disciplinar, también considera sesiones de Didáctica de la Matemática y presentaciones sobre aspectos que tienen que ver con la enseñanza de la matemática escolar”, reflexionó el director de la Escuela de Pedagogía en Educación Matemática UBB.

 




Ingeniería en Recursos Naturales UBB vivenció su primera ceremonia de titulación

El Premio Universidad del Bío-Bío, máxima distinción del nivel de pregrado, recayó en Karem Grandón Malverde. El premio al Desarrollo Estudiantil, en tanto, fue para Haydée Parra Morales. El Premio Carrera de Ingeniería en Recursos Naturales se otorgó a María Luisa Salazar Roa.

Un verdadero hitó vivenció la carrera de Ingeniería en Recursos Naturales de la Facultad de Ciencias de la Universidad del Bío-Bío, al realizar la primera ceremonia de titulación desde que fuera creada el año 2010. En la oportunidad se hizo entrega de diplomas de título a 22 profesionales.

El acto solemne se desarrolló en el Aula Magna del Campus Fernando May, y fue presidido por el decano de la Facultad de Ciencias, Fernando Toledo Montiel, junto con la participación del Rector electo de la Universidad, Mauricio Cataldo Monsalves; el director académico de la Honorable Junta Directiva, Juan Carlos Marín Contreras; la secretaria académica de la Facultad, Nelly Gómez Fuentealba; el director del Departamento de Ciencias Básicas, Julio Alarcón Enos; el subdirector de Desarrollo Estudiantil, Jorge Sánchez Villarroel; el jefe de carrera de Ingeniería en Recursos Naturales, Boris Rebolledo Gajardo, académicas y académicos de la carrera, familiares de los nuevos profesionales e invitados especiales.

El decano de la Facultad de Ciencias, Fernando Toledo Montiel, felicitó a las nuevas ingenieras e ingenieros en Recursos Naturales por el esfuerzo evidenciado en el desarrollo de su vida universitaria y también por haber confiado a la UBB su educación y formación profesional.

“Cuando nos encontramos ante una ceremonia como esta, donde celebramos a nuestros estudiantes y también a nuestra casa de estudios, es importante recordar un poco la historia, pues nos indica que las grandes construcciones humanas, las emociones y los sueños, cuando son compartidos, nos dan la tranquilidad que perdurarán en el tiempo”, aseveró.

El decano Toledo Montiel precisó que la carrera de Ingeniería en Recursos Naturales fue creada el 23 de septiembre del año 2010, en la sexta sesión de la Honorable Junta Directiva de la Universidad.

“Nuestra carrera surge como una necesidad para la formación de profesionales del área medioambiental con un amplio rigor científico. Es por ello, que la carrera se crea al alero del Departamento de Ciencias Básicas de la Universidad del Bío-Bío, el que se caracteriza por ser una unidad académica con una clara orientación científica. Así, con el cultivo de este sello de formación, han pasado varios años y nos encontramos hoy como carrera, en una posición de desarrollo y crecimiento expectante, al alero de un Departamento y Facultad que continuarán otorgándole el apoyo en recursos técnicos y humanos”, manifestó.

El decano Fernando Toledo reconoció la labor de quienes han contribuido a la consolidación de la carrera identificando a la Vicerrectoría Académica, la Dirección de Docencia y la Unidad de Gestión Curricular y Monitoreo, quienes aseguró han apoyado el plan de desarrollo, así como han posibilitado el proceso de renovación curricular junto a distintos actores.

También agradeció a los jefes de carrera que han sido partícipes del proceso formativo de los estudiantes: Dra. Marcela Vidal, Dr. Luis Moreno, Dra. Jeannette Vera y Dr. Francisco Valenzuela, así como a los jefes del proyecto de creación de la carrera en sus distintas etapas: Dr. Carlos Céspedes, Dr. Julio Alarcón, a quienes se suma el propio Dr. Fernando Toledo.

El decano Fernando Toledo Montiel hizo especial referencia al perfil de egreso de los ingenieros e ingenieras en Recursos Naturales de la Universidad del Bío-Bío. “Se trata de un profesional que gestiona los recursos naturales en beneficio de la sociedad y el medioambiente. Debemos resaltar que vuestro perfil de egreso se complementa con las características y valores que cada uno de ustedes posee; con las competencias genéricas que han adquirido en los cursos de formación integral de nuestra casa de estudios, y también con las relaciones personales y de amistad que ustedes han desarrollado a lo largo de estos años, y todo ello sumado al cariño y apoyo de sus respectivas familias”, reflexionó.

La entrega de diplomas de título profesional fue dirigida por el actual jefe de carrera, Boris Rebolledo Gajardo, así como por la primera jefa de carrera, Marcela Vidal Maldonado.

El Premio Universidad del Bío-Bío, máxima distinción del nivel de pregrado, recayó en la egresada Karem Grandón Malverde, quien recibió el importante galardón de manos del decano de la Facultad de Ciencias, Fernando Toledo Montiel.

En tanto, el Premio al Desarrollo Estudiantil, fue para la egresada Haydée Parra Morales, quien recibió el reconocimiento de parte del subdirector de Desarrollo Estudiantil, Jorge Sánchez Villarroel.

El Premio Carrera de Ingeniería en Recursos Naturales, a su vez, fue conferido a María Luisa Salazar Roa, quien recibió el reconocimiento de manos del jefe de carrera, Boris Rebolledo Gajardo.

En nombre de las egresadas y egresados recién titulados, correspondió a la ingeniera en Recursos Naturales, Andrea Palma Contreras, dirigir el mensaje final donde dio cuenta del tiempo vivido en la Universidad, así como de los desafíos y de la responsabilidad que ahora les cabe como nuevos profesionales.




Académico UBB dictó conferencia plenaria en el primer Euroindoamerican Natural Products Meeting realizado en Madrid-España

El académico del Departamento de Ciencias Básicas, Dr. Carlos L. Céspedes Acuña, dictó una conferencia plenaria en el Primer Euroindoamerican Natural Products Meeting realizado en Madrid, España. El congreso reunió a científicos y académicos, centros de investigación, empresas de la industria y organizaciones gubernamentales para compartir nuevos avances en la investigación básica y aplicada de productos naturales provenientes de plantas o de microorganismos.  

El Dr. Carlos L. Céspedes expuso los principales avances del Grupo de Investigación de Química y Biotecnología de Productos Naturales Bioactivos de la Facultad de Ciencias de la Universidad del Bío-Bío. El encuentro internacional brindó el marco en que el académico UBB dio cuenta de las distintas investigaciones que se llevan a cabo en por el Grupo, quienes han logrado constatar que los productos naturales de las plantas poseen variadas actividades biológicas como la actividad inhibitoria del crecimiento de insectos, por mencionar un ejemplo específico.

“Junto con ello hemos descubierto que estos compuestos químicos de las plantas, que conocemos como metabolitos secundarios, tienen efectos inhibidores de enzimas que están relacionadas con diferentes partes de la fisiología del cuerpo de los animales. Entonces, el trabajo ha ido diversificándose hacia la inhibición enzimática”, precisó.

El Dr. Céspedes Acuña comentó que al investigar sobre inhibición enzimática se ingresa al ámbito de la bioquímica y para eso es necesario manejar una serie de conceptos y principios propios de este conocimiento específico.

“Esto implica que debemos trabajar con conceptos y principios bioquímicos. A partir de ello podremos determinar la actividad enzimática, identificar el mecanismo de acción, el sitio específico de acción y ver cuáles son las diferentes formas de inhibición de esas enzimas. Por ejemplo, ahora estamos realizando la búsqueda de inhibidores de la enzima acetilcolinesterasa, que es una de las enzimas responsable de los males neurodegenerativos como el mal de Parkinson, el mal de Alzheimer, entre otros”, aseveró.

Junto a lo anterior, el investigador de la UBB explicó que también se ha descubierto que muchos metabolitos secundarios de algunas plantas poseen actividad antioxidante, lo que redunda en claros beneficios para la salud. En términos muy generales, un antioxidante es una molécula capaz de retardar o prevenir la oxidación de otras moléculas. Las reacciones de oxidación pueden producir radicales libres que comienzan reacciones en cadena que dañan las células. De ahí la importancia de identificar actividad antioxidante en algunos productos naturales.

Durante la conferencia plenaria el Dr. Carlos L. Céspedes Acuña se refirió puntualmente a los avances registrados en investigaciones realizadas con las plantas herbáceas conocidas como “zapatito de doncella” (Calceolaria integrifolia s.l.), “talguén” (Talquenea quinquenervis) y el “maqui” (Aristotelia chilensis).

“Principalmente me referí a los mecanismos de inhibición o actividades inhibitorias de las enzimas acetilcolinesterasa, tirosinasa y proteasa, presentes en calceolarias y en la hoja del maqui. La actividad inhibitoria de acetilcolinesterasa del maqui está muy regulada, en parte, por los compuestos fenólicos, pero también está regulada por alcaloides indolicos. Por ejemplo, para el tratamiento quimioterapéutico del cáncer se ocupa vincristina y vinblastina, y el principio activo de esos medicamentos son precisamente alcaloides indólicos”, aseguró el investigador UBB.

Respecto de los alcaloides indolicos presentes en las hojas de maqui, se descubrió que los extractos totales presentan actividad inhibitoria de acetilcolinesterasa y por lo tanto se podrían emplear, potencialmente, para controlar enfermedades neurodegenerativas.

El maqui también presenta una fuerte actividad biológica de inhibición de tirosinasa, enzima presente en tejidos de plantas que cataliza la producción de melanina y otros pigmentos de la tirosina por oxidación, lo que produce, por ejemplo, el pardeamiento de la fruta expuesta al aire.

El Dr. Céspedes Acuña aseguró que el pueblo mapuche utiliza el maqui ancestralmente para tratar diversas enfermedades y dolencias, lo que da cuenta de sus propiedades terapéuticas.

Por otro lado, comento que dentro de las actividades del congreso mantuvo reuniones de trabajo con colegas de América y Europa, con quienes forman parte de un conglomerado que se reúne periódicamente para intercambiar los avances científicos quedando el próximo evento para realizarse en la ciudad de Puerto Natales.

Finalmente, el profesor Céspedes comentó que para la edición del próximo X Simposio Internacional de Química de Productos Naturales y sus Aplicaciones, que organiza periódicamente el grupo, se logró la edición de números especiales en las revistas ISI, Food Chemical Toxicology, Phytochemistry Letters y en el Industrial Crop and Products, donde él será editor huésped de cada número especial, junto con los colegas del grupo de Investigación de la UBB.