Promisorios resultados de proyecto FIA UBB que busca reducir partidura de la cereza a través de recubrimiento

El académico del Departamento de Ingeniería en Alimentos, Dr. Ricardo Villalobos Carvajal, trabaja en el desarrollo de un recubrimiento basado en compuestos naturales extraídos de desechos agroindustriales para prevenir la partidura de esta fruta y mantener su calidad en post cosecha, a través del proyecto FIA PYT-2015-0218, financiado por la Fundación de Innovación Agraria.

La fruta a la que se aplicó el recubrimiento registró un 18% de partidura, mientras que las muestras control alcanzaron un 39%de partidura, lo que implica que la aplicación de dicho producto logró una reducción de la partidura equivalente a un 53%. Dichos resultados se obtuvieron durante la temporada 2016, en un predio de cerezas de variedad Sweet Heart de la Sociedad Agrícola Millahue de Chillán Viejo, según explicó el Dr. Ricardo Villalobos.

Los antecedentes fueron compartidos en el marco de una reunión de trabajo que congregó a los ejecutivos de Innovación Agraria de FIA Chile, Carolina Fuentes, René Martorell y Alfonso Yévenez, junto a los representantes de las empresas asociadas al proyecto, Sociedad Agrícola Millahue Ltda. y Sugal Chile Ltda. Igualmente, participaron la codirectora de la investigación, Dra. Gipsy Tabilo Munizaga, el director Dr. Ricardo Villalobos Carvajal; el académico de la Universidad de La Serena Dr. Mario Pérez Won y la Dra. María Eugenia Gonzales de la Universidad de Concepción.

“A petición de FIA debemos validar estos resultados en otra variedad de cerezas susceptible de sufrir partidura, tal como Sweet Heart. Pretendemos implementar eso esta temporada 2017”, ilustró el Dr. Villalobos.

La partidura de la cereza, situación habitual cuando ésta se acerca a su maduración y se ve expuesta a la lluvia de primavera, es un problema cada vez más relevante debido a los altos precios que este producto alcanza en el mercado asiático y particularmente en China. “Nuestra idea es reducir la partidura para poder optimizar la cantidad de fruta exportable. Para dejar de manifiesto la importancia de los resultados de esta investigación,  dejar de exportar un 10% de la producción implica cifras millonarias para el sector “, aseveró el investigador UBB.

El Dr. Ricardo Villalobos comentó que entre las tareas de este año también se considera la elaboración de un estudio económico con el propósito de cuantificar el costo asociado a la producción del recubrimiento. Ello es fundamental para medir el impacto económico que podría implicar el proyecto de cara a un eventual licenciamiento.

Según información consignada por la Revista del Campo de El Mercurio el pasado lunes 7 de agosto,  desde la entrada en vigencia del Tratado de Libre Comercio entre Chile y China en 2006, “el crecimiento promedio de los envíos del sector (agroalimentario) ha sido de 30% anual. Las exportaciones de productos como las cerezas, vinos embotellados, uvas y salmones, muestran un aumento exponencial entre 2003 y 2016”.

La misma publicación confirma que Chile es el principal proveedor de China en arándanos, cerezas y vino a granel. De hecho, las exportaciones de cerezas frescas al país asiático se tradujeron en  671 millones de dólares según datos de 2016. De ahí la relevancia de la investigación que lidera el Dr. Ricardo Villalobos.




Nuevos ingenieros civiles industriales contribuirán al desarrollo del país

En una ceremonia realizada en el Aula Magna de la sede Concepción, el viernes 1 de septiembre, la Escuela de Ingeniería Civil Industrial de la Universidad del Bío-Bío hizo entrega de los diplomas de título a 103 egresados de la carrera, 89 del plan diurno y 14 del Programa Especial de Continuidad de Estudios.

La actividad estuvo encabezada por el rector Héctor Gaete y contó con la presencia del decano de la Facultad de Ingeniería, Peter Backhouse, autoridades universitarias, académicos, administrativos, estudiantes y familiares de los egresados.

Al dar inicio a la ceremonia, el director de la Escuela de Ingeniería Civil Industrial, Iván Santelices, felicitó a los profesionales y les manifestó que “el mundo espera mucho de ustedes, es más, creo que implora que ustedes lo cambien. La invitación es ahora a ustedes, nuevos ingenieros civiles industriales de la Universidad del Bío-Bío, a que sean nuestros embajadores en este mundo que necesita de ideas nuevas, de perseverancia, de personas audaces, competentes y eficientes, pero que al final de cada día también sean personas capaces de entregar, de querer, de amar y por sobre todas las cosas, personas íntegras y solidarias”, expresó.

Como ya es tradicional, en la ceremonia se reconoció al Ingeniero Civil Industrial Destacado 2017, distinción que entregó el Director de Escuela al gerente de la Corporación de Adelanto y Desarrollo de la Provincia de Arauco y de la Otec Arauco Capacita S.A., Andrés Sanhueza.

Luego de la entrega de los diplomas a los 103 titulados, se reconoció a los egresados que destacaron por su rendimiento académico y sus habilidades personales.

El Premio Universidad del Bío-Bío recayó en Catalina Gómez, quien recibió la distinción de manos del rector de nuestra casa de estudios, Héctor Gaete. La titulada también fue reconocida a nivel nacional con el Premio Colegio de Ingenieros de Chile.

El Premio Facultad de Ingeniería fue para la titulada Tirsa Rivera, quien fue galardonada por el Decano Perter Backhouse por su labor como alumna integral, destacada por su alto sentido valórico, su compromiso con sus compañeros, docentes y comunidad universitaria, además de su participación en actividades extraprogramáticas desarrolladas por la Universidad.

Asimismo, por primera vez se otorgó el Premio Departamento Ingeniería Industrial al estudiante que tuvo una participación destacada como alumno ayudante de académicos del Departamento en las asignaturas profesionales de la carrera, el galardón fue entregado por el director subrogante del Departamento, Fredy Troncoso, al titulado Ian Wermer. 

En la ocasión, se distinguió a los egresados de la carrera que destacaron por su alto rendimiento académico, obteniendo el reconocimiento Benjamín Cruces, Catalina Gómez, Cristian Burgos, Felipe Quiroga, Jonatan Carrera, Nicolás Rivas, Pamela López y Rodrigo Contreras.

El Premio del Colegio de Ingenieros que confiere la delegación zonal recayó en Abraham Romero.

Igualmente, Tirsa Rivera recibió el Premio Estudiante Integral que entrega el Centro de Titulados de la carrera al estudiante que en su pasar por la universidad ha demostrado compromiso para desarrollar una sociedad más solidaria, equitativa e innovadora para convertirse en un actor relevante en los cambios que el país y el mundo necesitan. El galardón fue entregado por Sandra Ferreira y Oscar Gutiérrez.

El Premio al Desarrollo Estudiantil lo obtuvo Gilma Cid y Vania Cabrera, por sus condiciones y características personales que reflejan los valores y objetivos que inspiran el quehacer institucional como un ciudadano creativo, con pensamiento crítico, actitud resiliente, con consciencia social y responsabilidad valórica en un marco de desarrollo armónico e integral. Las tituladas recibieron la distinción de manos del director de Desarrollo Estudiantil, Eduardo Solís, y de la matrona Patricia Olivares.

Por su parte, Marion Riquelme obtuvo el Premio Promoción de Carreras de la Dirección General de Comunicación Estratégica por su destacada contribución y participación en el staff institucional, reconocimiento que fue entregado por la Directora Pía Lindemann.

Por primera vez, y a solicitud de los estudiantes, se otorgó el Premio Gen Industrial al egresado carismático, proactivo, integral y participativo en las actividades de la carrera, el que fue entregado a Abraham Romero por el presidente y la vicepresidente del Centro de Estudiantes de Ingeniería Civil Industrial, Felipe Cabezas y Estefanía Sáez, respectivamente.

En representación de los titulados, Abraham Romero, recordó los años en la universidad y el aporte de sus familias y del personal académico y administrativo que los apoyaron en su formación. “Nosotros somos diferentes al pertenecer a esta Universidad, a la universidad del pueblo como muchos decían. Esta universidad se dedicó no tan sólo a formar grandes profesionales, sino también grandes personas. Nosotros no hacíamos distinción por el que era más rico o más pobre, quien era el más alto o el más chico, a todos nos forjó el querernos por igual”.

Recordando la experiencia vivida en la UBB, se dirigió a sus compañeros expresando que “todos estos años cada uno de nosotros escribió su propia historia mirada desde sus puntos de vista, pero éstas estuvieron llenas de risa, de momentos inolvidables que hoy nos hacen ser lo que somos. Logramos querernos, entendernos y hasta soportarnos, pero siempre buscando el bien común”.

La ceremonia finalizó con el reconocimiento a la labor que cumplen en la formación de los estudiantes los funcionarios administrativo, representados por las secretarias de la carrera en su modalidad diurna y vespertina, Claudia Campos y Carola Avello, respectivamente.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 




Autor de Barrio Bravo: “Muchos de mis lectores nunca habían comprado un libro”

Entre anécdotas y un diálogo distendido el autor del libro Barrio Bravo ¿por qué amamos la pelota?, Roberto Meléndez, presentó su libro a fanáticos, estudiantes y funcionarios de la Universidad del Bío-Bío, actividad que fue organizada por el Departamento de Arte, Cultura y Comunicación.

El autor que inició escribiendo sus relatos en la página de Facebook que lleva el mismo nombre, resaltó la importancia de las redes sociales y cómo estas también pueden ser espacios para fomentar la lectura, “quería que la gente leyera en el fan page y por eso el lenguaje es sencillo, cercano, pero de forma inteligente. La idea fue contar historias en que el fútbol sólo fuera una excusa, además muchos de mis lectores nunca antes habían comprado un libro, lo cual es gratificante”.

El director de Desarrollo Estudiantil, Eduardo Solís comentó que las historias de Barrio Bravo emergen de la relación fútbol-barrio, que se encuentran en los orígenes de este deporte como actividad social y destacó el aporte del libro, “lo he sentido como un viaje que transita de lo global a lo local, con historias de nuestras memorias individuales y colectivas, donde el autor transforma un momento como el gol del Huaso Isla en una experiencia delirante”.

 

Roberto Meléndez aseveró que en Chile se lee poco y agradeció que se use su libro para fomentar la lectura. “Me han llegado comentarios de profesores que han utilizado el libro para sus estudiantes. Utilizar el fútbol que es un deporte popular que mueve a la masa para que la gente empiece a leer es interesante, pues la lectura entrega mayor capacidad de lenguaje y además entrega la capacidad de fantasear, que algunas veces tenemos amputado”.

Sus próximos planes son activar la página con relatos de nuevos personajes y situaciones como un equipo senior, fútbol femenino, entre otros, y además en abril del próximo año publicará un nuevo libro titulado Barrio Bravo Mundial, que abordará los tópicos de los mundiales, “pero de cómo eso lo vive un barrio, un colegio, una junta de vecino. Quiero explorar el mundial desde la realidad del hincha”, expresó.

Confiesa además que siempre supo que al libro le iría bien, pues éste nació de la petición de la gente, por tanto la expectativa era alta, pero no imaginó que fuera el libro más vendido de fútbol en la historia del país, con más de 15 mil copias en tres meses, “eso me mantiene contento pues me da la oportunidad de vivir de esto, de la escritura, donde vender es fundamental”, sentenció.

 




UBB realiza 5ta versión de Seminario que promueve la Lactancia Materna


Las carreras de Enfermería y Nutrición fueron las anfitrionas de la actividad.

Con la presencia de funcionarios del Departamento de Salud Municipal y estudiantes de la UBB, se realizó el viernes 1 de septiembre la 5ta versión del seminario sobre lactancia materna.

La actividad tuvo lugar en el Salón Miguel Jiménez Cortés del Campus La Castilla, donde se dio a conocer el trabajo mancomunado que realiza la mesa provincial y regional de lactancia con la UBB, la cual participa activamente de estas reuniones a través de las carreras de Enfermería y Nutrición y Dietética.

El seminario tiene como objetivo principal profundizar en el fomento de la lactancia materna en recién nacidos y la formas correctas de realizarla, además de sensibilizar este conocimiento en los estudiantes, y así prepararlos para que, al momento del egreso, sean capaces de cumplir la función que tendrán ellos en el apoyo a las familias.




Deportista UBB se prepara para participar en importante mundial de karate shotokan en Italia

Enfocado en aprender de la experiencia y dejar en alto el nombre de la Universidad y su sensei, el estudiante de Ingeniería Civil Eléctrica, Aarón Muñoz, se prepara para participar en el Campeonato Mundial de Karate Shotokan (World Shotokan Karate Championship, WSKA 2017), que se llevará a cabo del 22 al 24 de septiembre, en la ciudad de Treviso, Italia.

Aarón, cinturón café primer kyu, será parte de un equipo de 13 atletas de Chiguayante (6 hombres y 7 mujeres) y dos técnicos, entre los cuales está la sensei e instructora de la Rama de Karate del Departamento de Actividad Física, Deportes y Recreación de la sede Concepción, Verónica Mora, competidora con más de 30 años de experiencia y que vio en el joven las capacidades necesarias para representarnos en Italia. El joven karateca explicó que deben viajar este 11 de septiembre con el fin de lograr aclimatarse al lugar y rendir lo mejor posible.

Respecto de su participación en otros torneos, el deportista explicó que en Brasil obtuvo el segundo lugar en kumite (combate) individual, y en Uruguay ganó el primer lugar kumite equipo, primer lugar kumite individual, segundo lugar en kata equipo, y segundo lugar por la mayor cantidad de medallas ganadas como grupo y por ser los únicos representantes chilenos.

Los inicios del estudiante en la práctica del karate tradicional se remontan a cuarto básico, pero al cambiar de establecimiento en octavo básico perdió contacto con la disciplina. Es en segundo año de carrera en la Universidad del Bío-Bío donde retomó de forma competitiva su participación en el deporte que lo apasiona y que le entrega múltiples valores, los que intenta llevar a su vida diaria.

Destacando el apoyo de su familia, tanto moral y financieramente, Aarón agradece el apoyo que ha tenido de la Dirección de Desarrollo Estudiantil. “Me financian bastante los viajes para competir, y creo que sin ese financiamiento no podría ir a ninguno de los torneos”, dijo.

Sobre el valor que le otorga al ganar en su próximo reto en Europa, el joven revela que para él lo primero no es ganar, sino demostrar el esfuerzo y la dedicación que hay detrás. “El hecho de tener la oportunidad de poder ganar en el campeonato de Italia, en las distintas categorías, es algo único. Sin embargo, para mí no es lo primordial porque una medalla no es más que un metal. Lo importante es demostrar ante tantas personas el sacrificio, la preparación, dedicación y pasión por lo que haces, ese es el mayor premio que se puede obtener”, manifestó el deportista.

Su orgullosa sensei, la destacada karateca Verónica Mora, quién es también jefe técnico en la Asociación de Karate Shotokan en Chiguayante, comentó que “Aarón, como alumno regular de la rama karate ha tenido una preparación mucho más intensa y enfocada a la competencia desde hace un año. Desde septiembre del año pasado es que comenzamos con entrenamientos especiales fuera de la Universidad, seminarios técnicos, otros campeonatos que fogueen y lo capaciten más para competencias de alto nivel, como el mundial de Italia donde estarán representados más de 30 países”.

Además, la instructora sostuvo que el alumno UBB entendió “que la perseverancia, el respeto, la ida al Dojo, escuchar al sensei, es mucho más importante que el segundo en que ganas o pierdes.  Y no muchos niños entienden eso, ya que se quedan con los videos que ven en internet y ya creen saber, por ejemplo”.