Escuela de Ingeniería Civil Industrial entregó diplomas de título a 142 egresados

La Escuela de Ingeniería Civil Industrial de nuestra Universidad entregó sus diplomas de título a 142 egresados de los programas diurno y Especial de Continuación de Estudios, durante las ceremonias realizadas el jueves 12 y viernes 13 de marzo, en el Aula Magna de la sede Concepción.

En la ocasión, el director de la Escuela de Ingeniería Civil Industrial, Iván Santelices, se refirió a la amistad en el mundo laboral, que nos hace más felices, productivos y a la importancia de tener a alguien en quien confiar. “El compromiso compartido es el verdadero camino del éxito. Debemos entender que la amistad en el entorno laboral significa respetar a los compañeros, jefes y subalternos sin prejuicios ni estereotipos, aportando nuestra experiencia y solidaridad a favor de alimentar un equipo de personas que se entienden y son en sí parte del significado de la organización por la que trabajan”, afirmó.

En ese sentido, Santelices invitó a los jóvenes a fortalecer esas redes de contacto, pues son tanto o más valiosas que los conocimientos adquiridos y el título profesional que lo respalda, en el cual se garantiza que son profesionales de excelencia de la Universidad del Bío-Bío.

Durante la ceremonia se entregó el Premio Ingeniero Civil Industrial Universidad del Bío-Bío, destinado a reconocer a profesionales destacados de esta especialidad, formados en nuestra casa de estudios superiores. El galardón fue otorgado a Rodrigo Jarpa.

Igualmente, se realizó un reconocimiento póstumo y la entrega de título especial a Ariel Vásquez Jiménez (Q.E.P.D), estudiante de la carrera, amante del futbol, fiel amigo de sus más cercanos. Su hermano Álvaro recibió el título profesional de manos del Director de Escuela.

Luego de la entrega de diplomas de título, se distinguió a los titulados que destacaron por sus méritos académicos y personales.

El Premio Universidad del Bío-Bío recayó en Pamela Bustamante y Gonzalo Méndez, por haber aprobado todas las asignaturas en primera oportunidad, obteniendo el promedio ponderado final más alto de su promoción y finalizar la carrera en los años estipulados en la malla curricular.

El Premio Facultad de Ingeniería lo obtuvo Vanessa Pantoja y Estefanía Sáez, por ser reconocidas como alumnas integrales, destacando por el alto sentido valórico, su compromiso hacia sus compañeros, docentes y la comunidad universitaria en general.

El Premio Escuela de Ingeniería Civil Industrial fue para Manuel Benavente, Lucas Barros, Eric Sáez, Pamela Bustamente, Nicolás Jara, Bárbara Arias, Gonzalo Méndez, Catalina Zárate, Diego Santibáñez y Andrés Alarcón.

El Premio Departamento Ingeniería Industrial lo obtuvo Lucas Barros y Víctor Salazar, por destacar como alumnos ayudantes de académicos del departamento, en asignaturas profesionales de la carrera.

El Premio Colegio de Ingenieros que confiere la Delegación Zonal de la orden gremial fue para Catalina Zárate.

El Premio “Gen Industrial” que otorga el Centro de Estudiantes de la carrera recayó en Vanessa Pantoja y Estefanía Sáez por ser estudiantes que demostraron poseer las competencias propias de una ingeniera civil industrial tales como liderazgo, capacidad creativa, perseverancia, facilidad para relacionar conocimientos, proactividad, capacidad para desarrollarse en equipos de trabajo y participación en diversas actividades dentro y fuera de nuestra universidad.

Asimismo, la unidad de Promoción y Difusión de Carreras de la Dirección General de Comunicación Estratégica distinguió a Vanessa Pantoja y Stephanie Beltrán, por la destacada contribución y participación como embajadoras UBB en el staff institucional.

El Área de Grupos Artísticos reconoció la contribución artística y personal de Karina Cea, quien integró el Conjunto de Cantos y Danzas Tradicionales de la Universidad del Bío-Bío durante siete años.

El Premio al Desarrollo Estudiantil fue para Estefanía Sáez por sus condiciones y características personales, reflejar mejor los valores y objetivos que inspiran el quehacer institucional, como una ciudadana creativa, con pensamiento crítico, actitud resiliente, con conciencia social y responsabilidad valórica, en un marco de desarrollo armónico e integral.

El Premio al Deportista Destacado fue entregado a Juan Antillanca (Andinismo) y Renzo Costa (Handball).

En representación de los titulados, intervinieron en las ceremonias Stephanie Beltrán y Estefanía Sáez.




Nueva generación de ingenieros comerciales aportará al desarrollo del país

La Escuela de Ingeniería Comercial de la Facultad de Ciencias Empresariales de nuestra Universidad entregó diplomas de título a 80 egresados de la carrera, en una ceremonia que tuvo lugar el 17 de enero, en el Aula Magna de la sede Concepción.

La ceremonia contó con la intervención de director de Escuela, Eduardo Castillo Morales, quien felicitó a los jóvenes profesionales y sus familias por el logro alcanzado. “Probablemente esta es la ocasión más emotiva en toda su vida universitaria, tanto para ustedes como para nosotros que participamos en este proceso. También es el fin de una etapa familiar, donde hay tanto esfuerzo de los jóvenes y la familia completa. Sé que la felicidad y el orgullo tienen que estar en los corazones de todos ustedes, porque lo que han logrado estos jóvenes no es menor, ser profesionales en Chile es algo que todavía cuesta, que está en el deseo de muchos y no todos lo alcanzan, eso implica mayor compromiso, mayor obligaciones profesionales y personales en un mundo que es muy distinto al que se imaginaron cuando iniciaron esta carrera”.

Luego de la entrega de diplomas de título se distinguió a los egresados que destacaron por sus méritos académicos y personales.

El Premio Universidad del Bío-Bío lo obtuvo Miguel Ramírez Morales por haber aprobado todas las asignaturas en primera oportunidad, obteniendo el promedio ponderado final más alto de su promoción y finalizar la carrera en los años estipulados en la malla curricular.

El Premio Desarrollo Estudiantil fue para José Carreño Sierra por sus habilidades por la música y por el apoyar constantemente el fortalecimiento de las organizaciones estudiantiles, demostrando su capacidad vocal y habilidades artísticas en el origen de la banda Sonhoras de Volar, conduciendo además el proyecto que año tras año él ha sido principal protagonista del Festival de la voz UBB, además de participar en la directiva de su Centro de Estudiantes. El egresado también fue distinguido con el Premio al Emprendimiento.

El Premio al alumno destacado se otorgó a Guillermo Alarcón Agurto por su constante colaboración a la dirección de Escuela y apoyo en diversas labores del quehacer estudiantil.

En representación de los titulados, Stefania Flores Cartes, expresó que los ingenieros comerciales tienen un papel preponderante en la sociedad. “Una sociedad sin información económica, estadística, financiera, administrativa y publicitaria adecuada, irremediablemente se estanca, sus autoridades quedan ciegas, sus emprendedores comienzan a temer, la ciencia y la tecnología se vuelven inalcanzables y la historia se convierte, simplemente, en letra muerta. He aquí la relevancia de nuestra profesión y estoy segura de que para ninguno de nosotros ha sido fácil llegar al día de hoy. Durante el transcurso de esta carrera nos fuimos encontrando con distintos obstáculos tanto en lo académico como en la personal, pero el que estemos aquí el día de hoy implica que no solo fuimos capaces de adquirir conocimientos teóricos sino que además obtuvimos herramientas que nos ayudaron a fortalecernos y continuar dando la lucha”.

 




PECE UBB contribuye con nuevos profesionales de las ciencias empresariales

Los Programas Especiales de Continuación de Estudios (PECE), de la Facultad de Ciencias Empresariales, vivenciaron las ceremonias en que recibieron sus diplomas de título 7 nuevos ingenieros/as comerciales, 20 ingenieros/as de ejecución en administración de empresas y 54 técnicos/as universitarios en administración.

Los actos solemnes se desarrollaron en el Aula Magna de la sede Chillán y fueron presididos por el decano de la Facultad de Ciencias Empresariales, Dr. Benito Umaña Hermosilla y el secretario académico de FACE, Manuel Crisosto Muñoz, junto con la participación de autoridades universitarias, la coordinadora del Programa PECE de la sede Chillán, Constanza Olguín Gutiérrez, académicos, familiares y amigos de los titulados.

El decano Dr. Benito Umaña Hermosilla expresó que para la Facultad de Ciencias Empresariales y para la Universidad del Bío-Bío, cada ceremonia de titulación supone un momento especial en que se reconoce el esfuerzo de quienes han apostado por el estudio como una opción de crecimiento y desarrollo personal y profesional. Asimismo, destacó la presencia de los familiares de los nuevos titulados: padres, madres, esposas e hijos, quienes con orgullo presencian el logro de una importante meta. “Este momento es especial no sólo para ustedes, sino también para sus familiares, quienes han vivido este proceso de estudio, y también para las académicas y académicos porque se trata de un instante sumamente emotivo”, aseveró.

El Dr. Benito Umaña recordó a las nuevas y nuevos titulados que como egresados de la Universidad del Bío-Bío, institución estatal y pública, les cabe una responsabilidad especial, más aún en el actual contexto de demandas sociales. Asimismo, enfatizó que la Universidad mantiene las puertas abiertas para acoger las inquietudes que surjan en el ejercicio de su vida laboral. “Ustedes son parte de nuestra Universidad y queremos que así lo perciban, por eso les solicitamos que nos apoyen en lo sucesivo a través de las distintas actividades que organizamos desde nuestra Facultad de Ciencias Empresariales”, señaló.

En el marco de las ceremonias se distinguió a las egresadas con Excelencia en el Rendimiento Académico. Fue así como en Ingeniería de Ejecución en Administración de Empresas se reconoció a Marly Belén Muñoz Martínez; en Técnico Universitario en Administración se galardonó a Roxana Cecilia Gonzalez Pino de la promoción 2016 y a Macarena María Paz Manríquez Martínez de la promoción 2017. En Ingeniería Comercial se reconoció a Giselle Marieline Rivas Colimán, quién no pudo asistir a la ceremonia.

Correspondió a Javiera Lagos Sandoval brindar el discurso de despedida en representación de sus compañeros de Ingeniería Comercial. Priscila Andía Vargas hizo lo propio en representación de la generación de Ingeniería de Ejecución en Administración de Empresas, en tanto que, correspondió a Valeska Concha Cifuentes, brindar el mensaje final en nombre de sus compañeros y compañeras de promoción de Técnico Universitario en Administración.




Escuela de Contador Público y Auditor entregó diplomas de título a 34 egresados

La Escuela de Contador Público y Auditor de la Facultad de Ciencias Empresariales de nuestra Universidad entregó diplomas de título a 34 egresados de la carrera en una ceremonia que tuvo lugar el viernes 6 de diciembre, en el Aula Magna de la sede Concepción.

La bienvenida estuvo a cargo del decano de la Facultad de Ciencias Empresariales, Benito Umaña, quien felicitó a los jóvenes y les recordó lo que se significa ser un profesional de la Universidad del Bío-Bío. “La invitación es a sentir a la universidad, actuar en el futuro con ese ahínco, espíritu de la Universidad del Bío-Bío, con responsabilidad de acuerdo a los cambios y a las demandas actuales, que están muy preparados para enfrentar. Son personas con entereza, con mucho esfuerzo y eso lo van a transferir a un aporte a la sociedad, haciendo que la Universidad del Bío-Bío sea vuestra y estamos confiados que esto va a significar un aporte a Chile”, expresó.

Luego de la entrega de diplomas de título, se distinguió a los egresados que destacaron por sus méritos personales y académicos.

El Premio Universidad del Bío-Bío recayó en Belén Azócar por haber completado sus estudios en el número de semestres académicos contemplados en el respectivo programa, haber aprobado todas las asignaturas en primera oportunidad y haber obtenido el promedio ponderado final más alto de su promoción. Además, la titulada recibió un reconocimiento del parte del Colegio de Contadores de la región del Biobío.

El Premio Escuela de Contador Público y Auditor fue para Jaime Aguayo, quien destacó durante sus años de estudio por su compromiso con la carrera y los valores universitarios. Asimismo, obtuvo el Premio al Desarrollo Estudiantil por demostrar gran interés en resolver elementos críticos visualizados por los estudiantes en torno a su carrera, incorporándose a la conducción de su centro de estudiantes, cuyo liderazgo permitió generar espacios de conversación en tiempos de movilizaciones estudiantiles.

En la ocasión, se dirigió a los titulados el vicepresidente del Centro de Estudiantes de Contador Público y Auditor, Víctor Saldías, quien felicitó a los titulados por haber logrado una de sus primeras metas. “Nadie más que ustedes saben lo complejo que fue este camino, prepárense porque aquí comienza una nueva etapa de sus vidas que tendrá nuevos retos, disfruten cada momento, recuerden que para triunfar no es importante quien llega primero sino quien se levanta cada vez que se cae”.

Posteriormente, en representación de los titulados, Jaime Aguayo, hizo una invitación a ocupar las herramientas que adquirieron durante su formación para “construir una sociedad más democrática, más justa y equitativa, es decir, más digna, ya que tenemos todo lo necesario para romper este desequilibrio de acumulación desmesurada y así daríamos un potencial a la contabilidad para generar un equilibrio social, bienestar global y desarrollo a escala humana. Sigamos llenado de orgullo a nuestras familias, pero ahora desde nuestro ejercicio profesional, seamos agentes de cambios y mejoramiento de nuestra profesión. ¡Creo en ustedes!, sigamos construyendo futuro”.

 




Escuela de Ingeniería Civil entregó diplomas de título a 91 egresados

La Escuela de Ingeniería Civil de nuestra casa de estudios entregó sus diplomas de título a 91 egresados de la carrera durante una ceremonia que tuvo lugar en el Aula Magna de la sede Concepción, el viernes 22 de noviembre.

El director de la Escuela de Ingeniería Civil, Álvaro Suazo, felicitó y deseo éxito a los egresados en esta nueva etapa profesional y manifestó que hace 25 años se dio comienzo a la formación de ingenieros civiles en la Universidad del Bío-Bío. “Con los nuevos titulados compartimos una tradición educativa, valores comunes, donde no solo ellos han aprendido de sus docentes, el crecimiento personal ha sido mutuo”.

Asimismo, enfatizó que en el actual escenario nacional la responsabilidad social de los egresados es clave para asumir un rol activo como ciudadano y profesional, comprometiéndose de manera responsable con su medio social, natural y cultural. “Debemos aportar soluciones que permitan una mayor equidad y justicia social, alineado con el cuidado del medioambiente para avanzar a un desarrollo sostenible”, expresó.

Luego de la entrega de títulos a los 91 egresados de la carrera, se reconoció a quienes destacaron por sus méritos personales y profesionales.

El Premio Universidad del Bío-Bío recayó en Richard Mena por haber completado sus estudios en el número de semestres académicos contemplados en el respectivo programa, haber aprobado todas las asignaturas en primera oportunidad y haber obtenido el promedio ponderado final más alto de su promoción.

El Premio de la Facultad de Ingeniería fue para Bárbara Careaga por su participación en actividades extraprogramáticas desarrolladas por la Universidad, su alto sentido valórico y su compromiso hacia sus compañeros y compañeras, docentes y la comunidad universitaria en general. La titulada también obtuvo el Premio Colegio de Ingenieros de Chile.

El Premio Escuela de Ingeniería Civil fue otorgado a Yesmín Fuentes por su constante esfuerzo en pos de la superación personal y académica frente a las dificultades que se le presentaron.

Igualmente, se entregaron los premios Desarrollo Estudiantil a Luis Asken; Deportista Destacado a Joaquín Maurelia (Andinismo) y Finees Contreras (Atletismo); y Mejor Compañera a Paulina Ulloa.

En representación de los titulados, Carlos Romero, reflexionó sobre los años de estudio y agradeció el apoyo, esfuerzo y dedicación de los padres y las familias en este proceso. “Todos los que llegamos a este lugar tenemos algo en común: la lucha por completar nuestra primera y gran meta, el sueño de ser profesional que nos inculcaron nuestros invitados aquí presentes, que nos enseñaron que debíamos obtener esta importante herramienta para llevar una vida un poco mejor y más cómoda que la que quizás ellos mismos han tenido, me refiero a nuestros padres, a nuestras madres y familias, pues es claro que nada de esto hubiera sido posible sin su apoyo”.

 




Pedagogía en Educación Física vivenció emotiva ceremonia de titulación

Durante la ceremonia de titulación se hizo entrega de diplomas de título a 48 nuevos profesionales. El Premio Universidad del Bío-Bío, máximo galardón del nivel de pregrado, recayó en Robert Concha Muñoz, quien recibió el premio de manos del prorrector Dr. Fernando Toledo Montiel. El Premio Desarrollo Estudiantil, en tanto, fue para Sofía Mendoza Padilla.

El acto fue presidido por el prorrector Fernando Toledo Montiel y consideró la participación del decano de la Facultad de Educación y Humanidades, Marco Aurelio Reyes Coca; el secretario académico de la Facultad Carlos Ossa Cornejo; el director de la Escuela de Pedagogía en Educación Física, Jaime Pacheco Carrillo; la jefa del Departamento de Pregrado de la sede María Teresa Castañeda; el jefe del Departamento de Actividad Física, Deportes y Recreación, Pedro Pablo Campo, académicos de la carrera y familiares de los egresados y egresadas.

El decano Marco Aurelio Reyes Coca felicitó a las egresadas y egresados así como a sus familias, pues recordó que en la mayoría de los casos, la obtención del título profesional obedece a un importante esfuerzo colectivo. Asimismo, destacó que en su origen, la carrera se propuso formar deportistas y entrenadores de alto rendimiento, pero con los años, derivó hacia una visión pedagógica respecto de la actividad física y su aporte en la formación de personas integrales.

El director de la Escuela de Pedagogía en Educación Física, Jaime Pacheco Carrillo, agradeció a las madres y padres que confiaron a la Universidad del Bío-Bío la formación de sus hijas e hijos. En ese marco, destacó la acreditación alcanzada por la UBB, por 5 años, en todas las áreas: Gestión institucional, Docencia de pregrado, Docencia de postgrado, Investigación y Vinculación con el medio, lo que la sitúa entre las casas de estudios superiores más prestigiosas del país.

El Dr. Pacheco Carrillo manifestó que las académicas y académicos de la carrera esperan haber contribuido a formar los mejores profesionales en el área de la Educación Física, y al mismo tiempo, que cumplan cabalmente el rol de educar para la vida, ubicando siempre en el centro del quehacer profesional a la persona humana, “un sujeto que aprende y no un objeto al que se entrena o adiestra”, enfatizó.

“La Educación Física promueve estilos de vida saludables y conductas de autocuidado, pero también es uno de los medios más potentes para educar en valores, favorecer la inclusión y el desarrollo de la ciudadanía. La evidencia científica establece que la Educación Física es un componente insustituible en la formación de personas para el siglo XXI”, recalcó.

La entrega de los respectivos diplomas de título profesional fue dirigida por los académicos de la carrera Samuel Pérez Norambuena y Luis Felipe Castelli, junto con los directivos María Teresa Castañeda, Carlos Ossa Cornejo y el decano Marco Aurelio Reyes.

La toma de juramento a los nuevos profesionales de la Educación, fue dirigida por el secretario académico Carlos Ossa.

Correspondió a la egresada Sofía Mendoza Padilla brindar el discurso de despedida en representación de la promoción. En la ocasión agradecieron a las distintas personas, entre académicos, compañeros, amigos y familiares, quienes fueron un importante apoyo para alcanzar la meta de convertirse en profesionales.

La nueva generación de profesionales también hizo entrega de reconocimientos a los académicos y al personal administrativo de la carrera.




Pedagogía en Educación General Básica tituló a nuevas profesoras y profesores UBB

La Facultad de Educación y Humanidades vivenció la ceremonia de titulación de 45 nuevas profesoras y profesores de Pedagogía en Educación General Básica. El Premio Universidad del Bío-Bío, máxima distinción académica, recayó en Juanita Riveros Ponce, en tanto que el Premio Desarrollo Estudiantil fue para Sujey Norambuena Acuña.

El acto solemne se realizó en el Aula Magna del Campus Fernando May y fue presidido por el Prorrector de la Universidad del Bío-Bío, Fernando Toledo Montiel, junto con el secretario académico Carlos Ossa Cornejo; el director del Departamento de Ciencias de la Educación, Miguel Friz Carrillo; la subdirectora de Desarrollo Estudiantil, Andrea Fuentes Méndez; la presidenta de la Federación de Estudiantes de la UBB, Catalina Crisóstomo Henríquez; académicas y académicos, así como familiares de los nuevos profesionales.

El director de la Escuela de Pedagogía en Educación General Básica, Rogelio Navarrete Gahona, destacó que la responsabilidad académica asumida por los jóvenes al ingresar a la Universidad, implicó esfuerzo, constancia en el estudio y sacrificios que hoy concluyen con éxito.

“A través de estos años de estudio habrán aprendido a valorar la labor del maestro; labor incomparable, por cuanto implica educar a las generaciones venideras de niños y jóvenes de esta patria. La profesión de educador tal vez sea la única que abrigue poderosas herramientas y mecanismos para la transformación de la sociedad en su conjunto; no existe ninguna otra llave más eficaz que permita abrir nuevos horizontes, nuevas perspectivas, nuevos mundos, a esos pequeños universos dinámicos y cambiantes que son los niños. Por esto, la misión del maestro no es cualquier misión; lleva instalada en su estructura más profunda imperativos éticos intransables”, aseveró.

La toma de juramento de rigor, que realizan los profesionales de la Educación egresados de la Universidad del Bío-Bío, fue oficiada por el secretario académico de la Facultad, Carlos Ossa Cornejo.

La máxima distinción del nivel de pregrado, el Premio Universidad del Bío-Bío, considerado un estímulo en la formación y la excelencia en el saber, fue para Juanita Riveros Ponce. Hizo entrega del galardón el Prorrector Fernando Toledo Montiel.

El Premio Desarrollo Estudiantil, que distingue al egresado o egresada que durante su formación profesional se ha destacado en atención a sus características integrales, se otorgó a Sujey Belén Norambuena Acuña, quien lo recibió de manos de la subdirectora de Desarrollo Estudiantil, Andrea Fuentes Méndez.

En la oportunidad se contó con la participación artística del concertista en guitarra clásica y profesor de Música, Javier Avarias Lara, junto con el estudiante de Pedagogía en Educación General Básica de la UBB, Carlos Alarcón.

Correspondió a la profesora Sujey Belén Norambuena brindar el mensaje de despedida en representación de sus compañeras y compañeros de promoción.




Escuela de Enfermería UBB tituló a nueva generación de profesionales de la salud

El Premio Universidad del Bío-Bío, el reconocimiento académico más importante del nivel de pregrado recayó en Jocelin Venegas Gómez. En tanto, el Premio Desarrollo Estudiantil fue para Matías Guzmán Jiménez.

El acto realizado en el Aula Magna del Campus Fernando May, fue presidido por la vicerrectora de Investigación y Postgrado, Dra. Gipsy Tabilo Munizaga, junto con el decano de la Facultad de Ciencias de la Salud y de los Alimentos (FACSA), Dr. Jorge Moreno Cuevas; el director del Departamento de Enfermería, Dr. José Leiva Caro, la directora de la Escuela de Enfermería, Mg. Pamela Montoya Cáceres, además de la presencia de directivos universitarios, de escuelas y departamentos de FACSA y familiares de los recién titulados.

En la oportunidad, la directora de la Escuela de Enfermería, Pamela Montoya Cáceres, destacó los esfuerzos realizados durante los años de estudio, no tanto por los estudiantes que se convierten en profesionales, como por sus familiares.

Tras el mensaje de la académica Pamela Montoya, las egresadas y egresados recibieron la Luz, por parte de las docentes Norma Riveros Mardones y Romina Moraga Jaramillo. Dicha Luz representa el conocimiento y la experiencia en el desempeño profesional.

Correspondió a la académica Dra. Carmen Luz Muñoz Mendoza dirigir la toma de juramento profesional que tradicionalmente realizan las nuevas y nuevos enfermeros de la Universidad.

Posteriormente, los jóvenes recibieron su diploma de título profesional de manos de los académicos del Departamento de Enfermería, José Leiva Caro, Marcela Espinoza Espinoza, Ángela Astudillo Araya y Aurora Henríquez Melgarejo.

Durante el acto se hizo entrega de reconocimientos institucionales con el propósito de relevar los aportes y trayectorias de los estudiantes más destacados.

El Premio Universidad del Bío-Bío, el reconocimiento académico más importante del nivel de pregrado recayó en la egresada Jocelin Venegas Gómez. Dicho galardón fue entregado por la vicerrectora de Investigación y Postgrado, Dra. Gipsy Tabilo Munizaga.

En tanto, el Premio Desarrollo Estudiantil fue para Matías Guzmán Jiménez, quien lo recibió de manos de la trabajadora social de la Dirección de Desarrollo Estudiantil, Gabriela Cid Cofré.

El Premio Escuela de Enfermería, otorgado por la propia carrera, distinguió a Alejandra Crisóstomo Villanueva, Evelyn Ferrada Riquelme y Matías Guzmán Jiménez.

El Colegio de Enfermeras Sub-Sede Ñuble también estuvo presente y reconoció a la estudiante con el mejor rendimiento promedio de prácticas clínicas. Cristina Villarroel Villarroel obtuvo dicho reconocimiento, el cual fue conferido por la representante del colegio, enfermera Paulina Zepeda Álvarez.

Joselin Venegas Gómez recibió el premio que cada año otorga la empresa transnacional 3M Chile, a través de su División Médica.

La Dirección General de Comunicación Estratégica, por medio de la Unidad de Difusión y Promoción de Carreras, distinguió a Matías Guzmán Jiménez.

La generación de profesionales también distinguió a la mejor compañera, reconocimiento que recayó en María Paulina Salinas Vásquez.

En representación de la nueva generación de profesionales de la salud, la enfermera Sthephanie Mege Loyola brindó el discurso de despedida.

La velada consideró la presentación artística del estudiante de segundo año de Enfermería UBB, Emanuel Morales Sánchez, quien interpretó temas musicales en guitarra y ukelele.




Psicología UBB entregó diplomas de título a nueva generación de profesionales

La ceremonia solemne, realizada en el Aula Magna del Campus Fernando May, congregó a autoridades universitarias, estudiantes, académicas y académicos, y familiares de las nuevas Psicólogas y Psicólogos egresados con el sello UBB, sustentado en la excelencia, el compromiso y la diversidad.

El decano de la Facultad de Educación y Humanidades, Marco Aurelio Reyes Coca, expresó que los 57 nuevos profesionales se integran al mundo laboral con el respaldo de la solidez académica lograda por la Escuela de Psicología, permitiendo a los egresados y egresadas  constituirse en un aporte en los ámbitos de la psicología clínica, educacional, comunitaria y de las organizaciones.

“Ustedes son un grupo selecto y esperamos que vuelvan pronto a nuestras aulas para seguir perfeccionándose, porque en la actualidad el desempeño de una profesión demanda un aprendizaje permanente. La sociedad cambia constantemente y la generación de nuevo conocimiento es tremendamente dinámico, de manera que se deben incorporar constantemente nuevos saberes y actualizaciones”, destacó el decano Reyes Coca.

El Decano recordó que el proyecto de creación de la carrera se remonta al año 2005, bajo el gobierno universitario del rector Hilario Hernández Gurruchaga. En este sentido valoró el rol desempeñado por el primer director de Escuela, el Dr. José Luis Ysern de Arce. “Nunca ha dejado de estar presente en nuestra Escuela y podemos considerarlo su Alma mater, pues logró dar una impronta especial a la Escuela de Psicología. Han sido 8 generaciones de psicólogos repartidos en todo el país”, describió.

El Dr. José Luis Ysern expresó que la ceremonia de titulación supone un hito importante pero en ningún caso supone el cese del proceso de aprendizaje y formación. “Han terminado su vínculo con la Universidad, han cortado un cordón umbilical, pero la formación de ustedes se mantendrá hasta el último de sus días. No envejezcan; la juventud se mantiene si tenemos un corazón siempre joven. Eso significa ser humildes para poder formarse cada vez mejor y sabemos que ustedes trabajarán desde un corazón sencillo, humilde y joven”, aseveró.

El director de la Escuela de Psicología, Dr. Nelson Zicavo Martínez, también reconoció la solemnidad que implica la entrega de diplomas de título profesional, más aún en presencia de padres y madres, familiares y personas significativas.

En representación de los nuevos profesionales, la egresada Camila Mora Flores, se refirió a la trascendencia de la etapa que culmina, así como rememoró vivencias del grupo generacional durante el paso por la Universidad. También hizo alusión a la responsabilidad social que les cabe como nuevos profesionales y al compromiso con el desafío de transformar la realidad.

El Premio Universidad del Bío-Bío, la máxima distinción académica del nivel de pregrado fue para Camila Mora Flores, quien recibió el reconocimiento de manos del decano Marco Aurelio Reyes Coca.

El Premio al Desarrollo Estudiantil, que reconoce a los estudiantes que evidencian un desarrollo integral durante su paso por la Universidad, fue conferido a Ismael Donoso González. La subdirectora de Desarrollo Estudiantil, Mila Toledo Varela, entregó la distinción.

En tanto, el Premio Espíritu de Escuela recayó en Deyanira Luarte Díaz. Correspondió al profesor emérito de la UBB, Dr. José Luis Ysern de Arce, entregar dicho galardón.

La ceremonia fue amenizada por el intérprete en guitarra Francisco Anabalón Suazo.




Escuela de Ingeniería Estadística entregó diplomas de título a 15 egresados


La Escuela de Ingeniería Estadística entregó diplomas de título a 15 egresados durante una ceremonia que tuvo lugar el 4 de enero, en el Aula Magna de la sede Concepción y en la cual los nuevos profesionales juraron ante las autoridades universitarias, académicos, administrativos, estudiantes, familiares y amigos presentes.

La ceremonia contó con la intervención del decano de la Facultad de Ciencias, Juan Carlos Marin, quien felicitó a los egresados y destacó que egresan de la Escuela de Ingeniería Estadística que cumplió 18 años, con profesionales que cuentan con muy buena colocación laboral y empleos. “Estamos felices con eso, porque hay un anhelo de una familia con que su hijo triunfe y sea feliz en lo que hace. Estudiaron una carrera que tiene mucho futuro en nuestro país y en el mundo, que cada vez más necesitamos para poder crecer, hacer cosas. Si no tenemos claro los datos, cómo se manejan y están distribuidos esos datos no podríamos hacer una sociedad mejor”, aseveró.

Asimismo, el director subrogante de la Escuela de Ingeniería Estadística, Manuel González, señaló que esta es la duodécima generación de titulados de la carrera, creada el 2001 y que cuenta con 75 estudiantes regulares y 156 titulados, con la acreditación de 5 años, hasta 2019.  “En nombre de quienes fueron sus profesores y jefes de carrera les felicito calurosamente y comparto con ustedes la alegría de familiares y amigos por haber alcanzado el final de una etapa de sus vidas”.

Luego de la entrega de diplomas de título y del juramento profesional de los 15 egresados, se distinguió a aquellos que destacaron por sus méritos académicos y personales.

El Premio Universidad del Bío-Bío recayó en Isabel Sandoval Medina, por haber cursado la totalidad de los estudios conducentes al título en esta Universidad, haber completado sus estudios en el número de semestres académicos contemplados en el respectivo programa, haber aprobado todas las asignaturas en primera oportunidad y haber obtenido el promedio ponderado final más alto de su promoción.

El Premio al Desarrollo Estudiantil fue para Pablo Chávez Merino, por sus condiciones y características personales, reflejar mejor los valores y objetivos que inspiran el quehacer institucional, como un ciudadano creativo, con pensamiento crítico, actitud resiliente, con conciencia social y responsabilidad valórica, en un marco de desarrollo armónico e integral.

El Premio de la Unidad de Promoción de Carreras de la Dirección General de Comunicación Estratégica fue para Jonathan Rodríguez Romero, por su valiosa contribución y participación como Embajador UBB en el staff institucional. El egresado también obtuvo el Premio al deportista destacado por su alto rendimiento y calidad técnica superior en fútbol.