Escuela de Ingeniería Civil Industrial entregó diplomas de título a 142 egresados

La Escuela de Ingeniería Civil Industrial de nuestra Universidad entregó sus diplomas de título a 142 egresados de los programas diurno y Especial de Continuación de Estudios, durante las ceremonias realizadas el jueves 12 y viernes 13 de marzo, en el Aula Magna de la sede Concepción.

En la ocasión, el director de la Escuela de Ingeniería Civil Industrial, Iván Santelices, se refirió a la amistad en el mundo laboral, que nos hace más felices, productivos y a la importancia de tener a alguien en quien confiar. “El compromiso compartido es el verdadero camino del éxito. Debemos entender que la amistad en el entorno laboral significa respetar a los compañeros, jefes y subalternos sin prejuicios ni estereotipos, aportando nuestra experiencia y solidaridad a favor de alimentar un equipo de personas que se entienden y son en sí parte del significado de la organización por la que trabajan”, afirmó.

En ese sentido, Santelices invitó a los jóvenes a fortalecer esas redes de contacto, pues son tanto o más valiosas que los conocimientos adquiridos y el título profesional que lo respalda, en el cual se garantiza que son profesionales de excelencia de la Universidad del Bío-Bío.

Durante la ceremonia se entregó el Premio Ingeniero Civil Industrial Universidad del Bío-Bío, destinado a reconocer a profesionales destacados de esta especialidad, formados en nuestra casa de estudios superiores. El galardón fue otorgado a Rodrigo Jarpa.

Igualmente, se realizó un reconocimiento póstumo y la entrega de título especial a Ariel Vásquez Jiménez (Q.E.P.D), estudiante de la carrera, amante del futbol, fiel amigo de sus más cercanos. Su hermano Álvaro recibió el título profesional de manos del Director de Escuela.

Luego de la entrega de diplomas de título, se distinguió a los titulados que destacaron por sus méritos académicos y personales.

El Premio Universidad del Bío-Bío recayó en Pamela Bustamante y Gonzalo Méndez, por haber aprobado todas las asignaturas en primera oportunidad, obteniendo el promedio ponderado final más alto de su promoción y finalizar la carrera en los años estipulados en la malla curricular.

El Premio Facultad de Ingeniería lo obtuvo Vanessa Pantoja y Estefanía Sáez, por ser reconocidas como alumnas integrales, destacando por el alto sentido valórico, su compromiso hacia sus compañeros, docentes y la comunidad universitaria en general.

El Premio Escuela de Ingeniería Civil Industrial fue para Manuel Benavente, Lucas Barros, Eric Sáez, Pamela Bustamente, Nicolás Jara, Bárbara Arias, Gonzalo Méndez, Catalina Zárate, Diego Santibáñez y Andrés Alarcón.

El Premio Departamento Ingeniería Industrial lo obtuvo Lucas Barros y Víctor Salazar, por destacar como alumnos ayudantes de académicos del departamento, en asignaturas profesionales de la carrera.

El Premio Colegio de Ingenieros que confiere la Delegación Zonal de la orden gremial fue para Catalina Zárate.

El Premio “Gen Industrial” que otorga el Centro de Estudiantes de la carrera recayó en Vanessa Pantoja y Estefanía Sáez por ser estudiantes que demostraron poseer las competencias propias de una ingeniera civil industrial tales como liderazgo, capacidad creativa, perseverancia, facilidad para relacionar conocimientos, proactividad, capacidad para desarrollarse en equipos de trabajo y participación en diversas actividades dentro y fuera de nuestra universidad.

Asimismo, la unidad de Promoción y Difusión de Carreras de la Dirección General de Comunicación Estratégica distinguió a Vanessa Pantoja y Stephanie Beltrán, por la destacada contribución y participación como embajadoras UBB en el staff institucional.

El Área de Grupos Artísticos reconoció la contribución artística y personal de Karina Cea, quien integró el Conjunto de Cantos y Danzas Tradicionales de la Universidad del Bío-Bío durante siete años.

El Premio al Desarrollo Estudiantil fue para Estefanía Sáez por sus condiciones y características personales, reflejar mejor los valores y objetivos que inspiran el quehacer institucional, como una ciudadana creativa, con pensamiento crítico, actitud resiliente, con conciencia social y responsabilidad valórica, en un marco de desarrollo armónico e integral.

El Premio al Deportista Destacado fue entregado a Juan Antillanca (Andinismo) y Renzo Costa (Handball).

En representación de los titulados, intervinieron en las ceremonias Stephanie Beltrán y Estefanía Sáez.




Académicos de la Facultad de Ingeniería crean innovador preservante para la madera

Gira tecnológica a la Escuela Técnica Superior de Ingeniería de Montes, Forestal y Medio Ambiental de la Universidad Politécnica de Madrid

Un innovador preservante para madera desarrollado a través de la nanociencia para mejorar la calidad de vida de las personas y el medioambiente, crearon los académicos de los departamentos de Ingeniería en Maderas y de Ingeniería Civil y Ambiental de la Facultad de Ingeniería de la Universidad del Bío-Bío, doctores Galo Cárdenas Triviño y Mario Núñez Decap, como parte del proyecto Fondef Idea 17110040, del cual son director y director alterno, respectivamente.   

El preservante, que es único en su tipo y ya fue presentado a Inapi para ser patentado, es biocompatible, no tóxico, y elaborado en base a un polímero de origen natural y a pequeñas cantidades de nanopartículas de cobre, de sílice y boro para ser usado como impregnante en pino radiata, principal madera usada para la construcción de viviendas sociales, espacios de recreación y paisajismo, así como actividades asociadas a la agricultura orgánica.

El Dr. Galo Cárdenas destacó que este impregnante permite mejorar el desempeño de la madera, protegerla de los rayos UV, de los hongos e insectos como la termita subterránea, y contribuir a la salud de las personas al no ser tóxico. “Lamentablemente en los últimos 20 años en el país se ha estado utilizando un impregnante altamente tóxico, que entre sus componentes tiene arsénico, elemento volátil, por lo tanto, las casas que están recubiertas por dentro con esta madera afectan a las familias. Nuestro producto es natural y creemos que es una solución innovadora aplicable a nivel nacional e internacional”, afirmó.

Como parte del proyecto los investigadores realizaron una gira tecnológica a la Escuela Técnica Superior de Ingeniería de Montes, Forestal y Medio Ambiental de la Universidad Politécnica de Madrid, el AITIM y el INIA, especialmente a los laboratorios de certificación en maderas para la EC 5, además del Laboratorio de Protección de Maderas (CIFOR), donde se efectúan ensayos contra hongos y termitas.

El Dr. Cárdenas expresó estar “tranquilo, porque logramos lo que teníamos en mente desde que la idea se gestó y hemos podido corroborar con laboratorios reconocidos a nivel mundial las propiedades de nuestro preservante”.

El proyecto denominado “Preservante innovador biocompatible, no tóxico, a base de nano-lignina y nano-sílice, con propiedades anti UV, biocidas e ignifugas para mejorar el desempeño de la madera país de uso exterior, incrementando su valor agregado como producto final” contó con el apoyo de Química Italquim S.A., el Instituto de Desarrollo Agropecuario, la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático y el Servicio de Vivienda y Urbanismo de la Región del Biobío, como instituciones asociadas.

Los académicos informaron que los próximos pasos serán presentarse a la etapa 2 de Fondef Idea con el fin de escalar y validar la producción del preservante a escala industrial con el apoyo de instituciones asociadas nacionales e internacionales y ampliar el estudio a otras especies arbóreas que se utilicen o tienen potencial de uso en la construcción.




Psicólogo Gustavo Minder entregó claves sobre salud mental en tiempos de crisis

Salud mental en tiempos de crisis se denominó la charla que dictó el psicólogo Gustavo Minder a la comunidad universitaria, especialmente con los estudiantes de la Facultad de Ingeniería, que organizaron la actividad tras adjudicarse un proyecto Fade. El profesional también compartió con los jóvenes a través del Taller de Salud Mental realizado el 12 de diciembre.

Gustavo Minder destacó que al interactuar con los estudiantes de la UBB fue fácil transmitir el conocimiento, “probablemente esto se deba a la necesidad de contención emocional que existe en este momento cargado de estrés, ansiedad e incertidumbre producto del estallido social en Chile, como también por la inteligencia y suspicacia de ellos para comprender el contenido de mis exposiciones desde el respeto, empatía y, por supuesto, el humor. Reconocí un ambiente de confianza, una comunidad con una disposición a trabajar y aprender para construir una universidad con límites saludables”, afirmó.

El psicólogo aseveró que para enfrentar la situación que vive el país es indispensable enfrentarse al estallido social desde el entendimiento, desde la comprensión de los propios procesos y del otro. “Lo primero es el entendimiento y la comunicación de la emocionalidad; hay que recordar que existen más de 500 emociones que al conocerlas nos permiten ser más específicos con nuestro estado emocional, por ello hay que procurar una lectura de la corporalidad, por sobre lo verbal. Es imposible no comunicar y el cuerpo siempre habla (y miente menos)”, sostuvo.

En su mensaje a los estudiantes expresó que luego de estar estables emocionalmente y tener una comunicación efectiva, es necesario escuchar las demandas y necesidades del otro, “no desde la posición del ‘salvador’ que debe encontrar una solución a lo que está escuchando, sino solo escuchar y validar la situación del otro. Muchas veces un ‘entiendo’ es suficiente, y si lo acompañamos de un ‘cuenta conmigo’, es fantástico”, explicó.

Gustavo Minder señaló que el estrés es parte de la sociedad chilena, pues constantemente nos sobrecargamos de demandas externas y responsabilidades que debemos responder. Para lo cual recomendó desarrollar lo que denomina Gestión del tiempo, es decir, “contar con horarios para trabajar (ser productivos) y para disfrutar, relajarse y desarrollar actividades que permitan relajarse y estar tranquilos, ya que la clave está en la tranquilidad y no en la felicidad”.

Finalmente, hizo un llamado a volver a lo simple, a contactarse con la naturaleza, hacer deporte, meditación, yoga u otras actividades que anteriormente nos hayan dado resultado. “Respira profundo y lentamente, sé solidario y generoso con otros, conversa acerca de lo que sientes y te preocupa con personas de confianza, realiza actividades estimulantes y gratificantes y no te expongas a gran cantidad de información, pues ello no es sinónimo de veracidad y  puede generar una baja anímica y angustia”, subrayó.

 

 




Escuela de Ingeniería Civil entregó diplomas de título a 91 egresados

La Escuela de Ingeniería Civil de nuestra casa de estudios entregó sus diplomas de título a 91 egresados de la carrera durante una ceremonia que tuvo lugar en el Aula Magna de la sede Concepción, el viernes 22 de noviembre.

El director de la Escuela de Ingeniería Civil, Álvaro Suazo, felicitó y deseo éxito a los egresados en esta nueva etapa profesional y manifestó que hace 25 años se dio comienzo a la formación de ingenieros civiles en la Universidad del Bío-Bío. “Con los nuevos titulados compartimos una tradición educativa, valores comunes, donde no solo ellos han aprendido de sus docentes, el crecimiento personal ha sido mutuo”.

Asimismo, enfatizó que en el actual escenario nacional la responsabilidad social de los egresados es clave para asumir un rol activo como ciudadano y profesional, comprometiéndose de manera responsable con su medio social, natural y cultural. “Debemos aportar soluciones que permitan una mayor equidad y justicia social, alineado con el cuidado del medioambiente para avanzar a un desarrollo sostenible”, expresó.

Luego de la entrega de títulos a los 91 egresados de la carrera, se reconoció a quienes destacaron por sus méritos personales y profesionales.

El Premio Universidad del Bío-Bío recayó en Richard Mena por haber completado sus estudios en el número de semestres académicos contemplados en el respectivo programa, haber aprobado todas las asignaturas en primera oportunidad y haber obtenido el promedio ponderado final más alto de su promoción.

El Premio de la Facultad de Ingeniería fue para Bárbara Careaga por su participación en actividades extraprogramáticas desarrolladas por la Universidad, su alto sentido valórico y su compromiso hacia sus compañeros y compañeras, docentes y la comunidad universitaria en general. La titulada también obtuvo el Premio Colegio de Ingenieros de Chile.

El Premio Escuela de Ingeniería Civil fue otorgado a Yesmín Fuentes por su constante esfuerzo en pos de la superación personal y académica frente a las dificultades que se le presentaron.

Igualmente, se entregaron los premios Desarrollo Estudiantil a Luis Asken; Deportista Destacado a Joaquín Maurelia (Andinismo) y Finees Contreras (Atletismo); y Mejor Compañera a Paulina Ulloa.

En representación de los titulados, Carlos Romero, reflexionó sobre los años de estudio y agradeció el apoyo, esfuerzo y dedicación de los padres y las familias en este proceso. “Todos los que llegamos a este lugar tenemos algo en común: la lucha por completar nuestra primera y gran meta, el sueño de ser profesional que nos inculcaron nuestros invitados aquí presentes, que nos enseñaron que debíamos obtener esta importante herramienta para llevar una vida un poco mejor y más cómoda que la que quizás ellos mismos han tenido, me refiero a nuestros padres, a nuestras madres y familias, pues es claro que nada de esto hubiera sido posible sin su apoyo”.

 




Facultad de Ingeniería entregó diplomas de título a ingenieros mecánicos

La Facultad de Ingeniería entregó sus diplomas de título a los egresados de las escuelas de Ingeniería de Ejecución en Mecánica y de Ingeniería Civil Mecánica, en ceremonias realizadas el viernes 11 de octubre, en el Aula Magna de la sede Concepción, las que contaron con la presencia de autoridades universitarias, académicos, funcionarios, estudiantes y familiares de los egresados.

En la jornada de la mañana, la Escuela de Ingeniería de Ejecución en Mecánica entregó sus diplomas de título a 50 egresados. En la ocasión, el director de Escuela, Juan Carlos Figueroa, destacó que el programa tiene 50 años de existencia y cuenta con más de mil 700 titulados que se desempeñan dentro de una amplia gama de instituciones nacionales e internacionales, siendo reconocidos por su excelencia y profesionalismo.

Al dirigirse a los egresados los felicitó por el logro obtenido y señaló que “hoy ustedes demuestran una vez más que con esfuerzo y dedicación todo es posible, que lo que alguna vez fue un sueño, hoy es una realidad, y que las metas son alcanzables. Se podría pensar que este es el punto final de una de las etapas más importantes de vuestras vidas, pero realmente todo indica que es más bien el comienzo de una vida profesional llena de desafíos, satisfacciones, metas y logros por alcanzar, así como también de grandes oportunidades”, expresó.

Luego de la entrega de diplomas de título, se reconoció a los egresados destacados por sus méritos personales y académicos. El Premio Facultad de Ingeniería recayó en Sebastián Concha por sus méritos académicos, su participación en actividades extraprgramáticas, un alto sentido valórico y su compromiso y respeto hacia sus compañeros y la comunidad universitaria.

Asimismo, se entregaron los premios Escuela de Ejecución en Mecánica, a José Pozo; al Desarrollo Estudiantil, a Javier Pasten; y al Deportista Destacado, a José Cancino (Halterofilia)

La ceremonia finalizó con la intervención de Bárbara Zambrano, en representación de los titulados.

Por la tarde, recibieron sus diplomas de título 25 egresados de la Escuela de Ingeniería Civil Mecánica. El director de Escuela, Daniel Jiménez, instó a los egresados “a no perder el lazo que han logrado concretar con sus compañeros y amigos que encontraron en la universidad, esto les permitirá abordar los desafíos de la vida laboral. También los invitó a participar en las actividades de la Escuela y a involucrarse activamente con su centro de exalumnos”.

Igualmente, se entregaron reconocimientos a los egresados que destacaron por sus méritos personales y académicos. El Premio Universidad del Bío-Bío fue para Rodrigo Castillo, por haber completado sus estudios en el número de semestres académicos contemplados en el respectivo programa, haber aprobado todas las asignaturas en primera oportunidad y haber obtenido el promedio ponderado final más alto de su promoción.

También se entregaron los premios Facultad de Ingeniería, a Iván Salgado; el Escuela de Ingeniería Civil Mecánica, a los egresados Mario Bueno y Sebastián Maldonado; y del Centro de Alumnos de la Carrera, a Tomás Gorrini.

El acto culminó con las palabras de Alejandra Soto, en representación de los titulados.




Escuela de Ingeniería en Construcción aporta al país con 53 nuevos profesionales

En el marco de su trigésimo sexto aniversario, la Escuela de Ingeniería en Construcción realizó la ceremonia de entrega de diplomas de título a 53 egresados de la carrera, el miércoles 21 de noviembre, en el Aula Magna de la sede Concepción.

La directora de Escuela, Verónica San Martín, se dirigió a los egresados y manifestó su alegría y satisfacción de haber recorrido junto a ellos el camino de formación profesional y personal. “Es un privilegio poder despedirles de las aulas del pregrado de nuestra querida universidad como flamantes colegas ingenieros constructores, pues llevar el sello UBB es un gran honor”.

Asimismo, aseveró que su formación como ingenieros les permitirá avanzar a la vanguardia de los cambios tecnológicos y las ciencias de la construcción. “Deberán asumir el mundo del trabajo con responsabilidad y rigor, vuestra mejor recomendación será el prestigio que recogerán ustedes mismos luego de un trabajo bien hecho. Les insto a permanecer en un constante compromiso con la profesión”.

Luego de la entrega de diplomas de título a los 53 egresados, se reconoció a quienes destacaron por sus méritos académicos y personales.

El Premio Universidad del Bío-Bío recayó en Roxana Guiñez por haber cursado la totalidad de los estudios conducentes al título en esta Universidad, haber completado sus estudios en el número de semestres académicos contemplados en el respectivo programa, haber aprobado todas las asignaturas en primera oportunidad y haber obtenido el promedio ponderado final más alto de su promoción.

El Premio Escuela de Ingeniería en Construcción fue para Lenyn Correa, por su plena identificación con el espíritu de la Escuela y su participación activa en las distintas actividades, tanto académicas como extracurriculares. La Escuela también destacó al académico Diego Sarabia por su labor en uno de los proyectos destacados de la carrera.

Por su parte, la empresa Cementos Bío Bío S.A. distinguió a Diego Suazo por su rendimiento académico y cualidades como la responsabilidad, la autodisciplina y el compañerismo.

El Premio de la Dirección de Desarrollo Estudiantil fue para Karina Téllez por sus condiciones y características personales, refleja mejor los valores y objetivos que inspiran el quehacer institucional.

El premio al Deportista Destacado lo obtuvo Sebastián Riquelme Gutiérrez, de la Rama de Rugby; y Nicolás Saravia Sánchez, de la Rama de Andinismo.

El Centro de Estudiantes, por su parte, distinguió a Jonattan Pereira y Daniel Martínez por su contribución a la organización.

Igualmente, los egresados de la promoción entregaron el Premio a la Mejor Compañera a Yenipher Rivas Cáceres y el Premio Profesor Destacado a Haroldo Jerez Sepúlveda.

En representación de los titulados, Karina Téllez, manifestó: “Tengo mucha fe en todos nosotros, somos un grupo de personas que puede hacer grandes cosas. Espero que sus mentes nunca dejen de crear nuevos escenarios para sus vidas. Creamos en nosotros, somos capaces de mucho más de lo que creemos y esta ceremonia lo confirma, siendo el primer paso de muchos logros”.




Dr. Alexander Opazo expuso en Conferencia Mundial de Ingeniería en Madera

Una destacada participación en la Conferencia Mundial de Ingeniería en Madera (WCTE, en su sigla en inglés) realizada en Seúl, Corea, tuvo el académico del Departamento de Ingeniería Civil y Ambiental de nuestra Universidad, Dr. Alexander Opazo, quien expuso y es miembro del Comité Científico Internacional en el área.

El académico fue el único representante de la UBB presente en la delegación chilena compuesta por investigadores de diversas universidades. El encuentro reunió a 744 participantes de 39 países, quienes analizaron y presentaron los últimos desarrollos e innovaciones en la construcción en madera.

En la ocasión, el Dr. Alexander Opazo dictó la conferencia Estimación del grado estructural visual de madera para paneles CTL a través de vibraciones transversales, oportunidad en la que dio a conocer una técnica innovadora y no destructiva de vibraciones transversales con el fin de clasificar estructuralmente la madera para su uso oprimizado en paneles CLT (madera contralaminada). El trabajo fue realizado con la ayuda de académicos y estudiantes tesistas de la carrera de Ingeniería Civil, lo que “demuestra la calidad de la formación que entregamos a nuestros alumnos y lo lejos que pueden llegar sus aportes de investigación temprana en pregrado”, afirmó.

Asimismo, durante su estada fue invitado a integrar el Comité Científico Internacional junto a otros 81 investigadores de todo el mundo, participando como moderador de una sesión de exposiciones orales, enfocada en el desarrollo de sistemas constructivos híbridos en madera, acero y hormigón. “Esto fue un gran honor y una forma de seguir difundiendo el prestigio internacional ganado por la UBB en los temas referentes a la arquitectura, ingeniería y construcción en madera”, manifestó.

Durante la Conferencia Mundial de Ingeniería en Madera los investigadores realizaron visitas técnicas donde pudieron conocer la antigua tradición coreana de construcción en madera, por ejemplo, en el Palacio Changdeokgung, patrimonio mundial de la Unesco, que posee una estructura cien por ciento de madera, con más de 400 años de antigüedad. Así también recorrieron los prestigiosos centros de investigación entre los que destaca el Instituto Nacional de Ciencias Forestales. “Estas visitas permitieron también reforzar la camaradería y redes de trabajo con investigadores de distintas partes del mundo, en términos de futuras formulaciones de proyectos y publicaciones científicas de manera colaborativa”, precisó el Dr. Opazo.

La Conferencia Mundial de Ingeniería en Madera WCTE 2020 se realizará en Chile, donde la UBB forma parte también del equipo organizador, lo que significa un “tremendo desafío y motivación para mostrar nuestra experiencia al mundo, esta vez como anfitriones”, aseveró.




Jóvenes se reunieron en la UBB para dar solución a los problemas de transporte urbano

Después de 36 horas, la segunda versión de la Hackathon Y4PT 2018 ya tiene ganador, se trata de Five in One, integrado por Diego Santibáñez, Rodrigo Alarcón, Bárbara Arias, Antonio Montecinos y Miguel Ramírez, quienes desarrollaron un proyecto donde particulares prestan sus espacios para que ciclistas puedan guardar sus bicicletas. “Para nosotros haber obtenido el primer lugar fue muy significativo, ya que trabajamos colaborativamente, aportando al proyecto, desde nuestras carreras, distintas visiones. Consideramos que esta iniciativa tiene mucho futuro”, comentaron desde el equipo.

El segundo lugar quedó en manos de Safeson, equipo integrado por Camilo Rodríguez, Darling Díaz, Denisse Urrutia, Alejandra Ahumada y Lorenzo Paredes. Mientras que el tercer puesto fue para Hackmate, compuesto por Meliquisedec Sierra, Octavio Spierccolli, Javoer Fernández, Daniela Campos y Javier Mancilla.

La Hackathon Y4PT buscó promover ideas innovadoras que entreguen soluciones a los problemas de movilidad de transporte en las ciudades. La iniciativa, que fue organizada por la Fundación Youth For Public Transport (Y4PT), la MacroFacultad de Ingeniería- Chile y la Universidad del Bio-Bio, cuenta con el apoyo de Secretaría Regional de Transporte y Telecomunicaciones de la región del Biobío.

Para el coordinador de planificación y desarrollo del Ministerio de Transporte y Telecomunicaciones del Biobío, Julio Lépez, indicó que este tipo de iniciativas lideradas por jóvenes significan un aporte fresco e innovador a las soluciones de los problemas de movilidad urbana y transporte. “Todos los proyectos son muy interesantes y hay varios que se relacionan con los recorridos del transporte público y con el uso de la bicicleta”.

A su vez, el coordinador Y4PT Concepción, Jorge Silva, comentó que los tres equipos ganadores tendrán apoyo en mentorías para poder desarrollar su proyecto, que consistirá en una pre incubación en el co-work Working Place de Concepción. “En la Hackathon quisimos impulsar a los estudiantes de las distintas casas de estudios de la región a que desarrollen ideas innovadoras y creativas, que den solución a los problemas que actualmente tenemos en el trasporte y movilidad urbana”.

Este año participaron más de 80 estudiantes de colegios, institutos de educación superior, universidades y profesionales. Además de representantes de instituciones gubernamentales, académica, espacios de co-work y empresas, entregaron sus experiencias y conocimientos durante los días que duró la Hackathon.

“Con actividades como estas se construye sociedad y futuro”, señaló el decano de la Facultad de Ingeniería UBB, Francisco Ramis, quien agregó que con estos mecanismos permiten generar soluciones a problemáticas que afectan a los ciudadanos, por lo que si se quiere progresar este es el camino.




MacroFacultad de Ingeniería organizó Día Tecnológico en la UBB

Con un gran marco de público se desarrolló el Día Tecnológico UBB, actividad que contempló la charla Industria 4.0 y sus desafíos para la región del Biobío, dictada por el experto internacional en ingeniería y tecnología, Jorge Yutronic Fernández; y la Feria Tecnológica, donde se exhibieron proyectos de innovación y transferencia realizados poralumnos, académicos e investigadores de la Facultad de Ingeniería de nuestra Universidad, que fueron apoyados por la MacroFacultad de Ingeniería a través del Nodo de Innovación y Transferencia (i+T) UBB.

Al inicio de la charla, el decano de la Facultad de Ingeniería, Francisco Ramis, se refirió a los principales resultados obtenidos por la MacroFacultad de Ingeniería, destacando la aprobación de iniciativas externas, la realización de proyectos con impacto Meso Regional, el programa de doctorado tecnológico y magíster, los proyectos del fondo de desarrollo educativo, la virtualización de asignaturas, robotización de los laboratorios y los convenios con universidades extranjeras. “Además, estudiantes y académicos de nuestra Facultad tuvieron la posibilidad de realizar pasantías en el extranjero, estamos en convenios con empresas multinacionales y nuestros alumnos realizan emprendimientos gracias a nuestro apoyo”, mencionó.

Agregó que un hito significativo fue el reconocimiento que entregó Corfo en el IV Encuentro Anual Ingeniería 2030, en el que la MacroFacultad de Ingeniería fue destacada en los Premios Ingeniería 2030 por sus los logros en transferencia, comercialización y emprendimiento tecnológico en ingeniería para Chile.

Tras las palabras del Decano, se dio inicio a la charla donde Jorge Yutronic expuso sobre el aporte que entrega la industria 4.0, el que se relaciona con el mejoramiento de los procesos productivos tanto en calidad como en eficiencia. Esto, indicó el expositor, “es consecuencia de las tecnologías tales como el internet de las cosas, inteligencia artificial, robótica, manufactura aditiva, entre otras y los nuevos modelos de negocios basadas en ellas”.

Entre los principales desafíos que plantea están la formación y atracción de capital humano apto, la renovación de las industrias, de la academia y de los gobiernos, actuar en los mercados local y globalmente, innovación, inversión, velocidad y agilidad en el cambio. “En síntesis, esta industria plantea una encrucijada, ya que por una parte es una oportunidad significativa para unos y amenaza para otros. Chile y el Biobío en particular, están a tiempo de aprovechar la oportunidad”, comentó.

Tras finalizada la charla, los asistentes se trasladaron al Hub de Innovación de la UBB, donde se inauguró la Feria Tecnológica, que mostró proyectos que fueron resultados de las distintas convocatorias efectuadas por la MacroFacultad de Ingeniería UBB a docentes y estudiantes de la Facultad. El director del Nodo i+T, Patricio Álvarez, indicó que más de 130 académicos de las universidades de Talca, Bío-Bío y La Frontera “compartieron la idea de trabajar colaborativamente, para potenciar las capacidades individuales y ponerlas al servicio de la innovación”.

En el caso de los estudiantes, el director agregó que el objetivo principal fue potenciar la generación de un ecosistema de innovación y emprendimiento entre los alumnos de pre y posgrado de la UBB. “Lo que nosotros buscábamos, es transformar la mentalidad de académicos y estudiantes respecto de su actitud frente a las oportunidades y desafíos que nos presenta el mundo. Y el proyecto Ingeniería 2030 es una invitación a mirar los problemas de una forma distinta y a entenderlos como una oportunidad, que nos permita contribuir de manera significativa en la calidad de vida de nuestra comunidad”, finalizó.




Facultad de Ingeniería presentó identidad corporativa

Académicos, alumnos y directivos participaron de la presentación de la marca, rediseño de página web y video institucional de la Facultad de Ingeniería. La actividad además contempló la charla técnica del proyecto de Modernización y Ampliación de la Planta Arauco (MAPA) de empresas Arauco, a cargo del gerente del subgerente de Asuntos Públicos, Mauricio Leiva.

“En el contexto del proyecto MacroFacultad de Ingeniería, se lanzó una nueva identidad de la Facultad, en la cual se homogenizó la información que había de los diferentes departamentos”, señaló el decano de la Facultad de Ingeniería, Francisco Ramis, quien indicó estar muy contento con el resultado.

Ver sitio web en http://fi.ubiobio.cl

Esta nueva marca, incorpora una mirada global y moderna, basada en la visión que tiene la Facultad que es aportar alternativas de solución con base en ingeniería de clase mundial y que le permita ser reconocida nacional e internacionalmente.

La creación de la identidad, rediseño de página web y video institucional, estuvo a cargo de la Agencia Valiente, cuyo director general creativo, Fernando Cartes, explicó que “el concepto nació de lo que día a día se enfrentan los ingenieros, que son problemas continuos y que necesitan de soluciones innovadoras. Eso se refleja en el logo, una forma imposible, un desafío que necesita ser enfrentado y solucionado”.

La actividad continuó con la charla técnica MAPA, proyecto que significará un impulso al desarrollo regional y reactivación de la economía en la región del Biobío, iniciativa que considera una inversión de más de dos mil millones de dólares y la implementación de más de mil puestos de trabajo. En la charla, el subgerente de Asuntos Públicos de empresas Arauco, Mauricio Leiva, presentó sus elementos centrales y destacó que es el principal proyecto productivo de la compañía en toda su historia.

“Tiene una serie de atributos tanto en oportunidades de empleo, dinamización de la economía y de la eficiencia ambiental. Sabemos que es un proyecto que le interesa mucho a la región y al país, y poder presentarlo en la Universidad del Bío-Bío, es un espacio ideal porque se difunde y generan conversaciones entorno a esta iniciativa”, indicó.